null: nullpx
Vivienda

Caseros de Sección 8 investigados por autoridades federales por exponer a familias a plomo

El Gobierno destina estos fondos siempre y cuando las viviendas estén libres del químico. Sin embargo, ante el aumento de casos de intoxicación por dicha sustancia en menores de edad, el fiscal del Distrito Sur de Nueva York comenzó a indagar si los propietarios de estos hogares privados están cumpliendo o no con las normas.
Read this article in English
3 Feb 2020 – 12:50 PM EST

Fiscales federales de la ciudad de Nueva York han iniciado una investigación a caseros de Sección 8 que se niegan a limpiar sus propiedades, exponiendo así a familias de bajos ingresos a niveles peligrosos de pintura con plomo.

Las personas que reciben ayuda del gobierno bajo el programa federal de Sección 8 generalmente tienen dos opciones. Una es mudarse a edificios del gobierno, comúnmente conocidos como los “proyectos”. La otra es obtener un vale para alquilar de un propietario privado, que a su vez recibe un subsidio del gobierno.

La investigación federal se centra en este tipo de propietarios privados. Para recibir estos subsidios del gobierno, los propietarios deben asegurar que sus apartamentos están libres de plomo, una sustancia química tóxica que puede perjudicar gravemente el desarrollo de los niños pequeños

Pero hay pruebas de que varios de estos propietarios en la ciudad de Nueva York mienten sobre las condiciones de sus apartamentos, causando que los niños se enfermen.

"Cuando se hace bien, la revisión de plomo es más exhaustiva en las viviendas públicas que en las privadas de Sección 8", dijo Jonathan W. Wilson, quien anteriormente ayudó a evaluar el estudio más grande y completo del gobierno federal sobre el control del peligro del plomo en las viviendas que se ha realizado en los Estados Unidos. Ahora es subdirector del Centro Nacional para la Vivienda Saludable.

Inspecciones de mala calidad en apartamentos privados de Sección 8 "ocurren más a menudo de lo que nos gustaría pensar", dijo Wilson.

En un comunicado oficial que data del 1 de julio de 2019, la Fiscalía del Distrito Sur de Nueva York alertó a la ciudad de que había comenzado a investigar. La demanda de investigación civil pedía que el gobierno de la ciudad entregara voluminosos registros relacionados con los propietarios, sus propiedades y los registros médicos de los niños a los que se les hizo la prueba con altos niveles de plomo en la sangre.

El Departamento de Salud e Higiene Mental de la ciudad se negó a entregar los registros médicos sin una orden judicial. El 22 de julio, el juez de distrito de los Estados Unidos, J. Paul Oetken, ordenó a la ciudad que cumpliera con la demanda.

La semana pasada, funcionarios de la ciudad confirmaron que habían entregado información para ayudar con la investigación federal. Kathryn García, la comisionada municipal de sanidad que también supervisa el esfuerzo de la ciudad para eliminar la exposición pública al plomo, dijo en una entrevista con Univision 41 Investiga el lunes:

"Ciertamente proveemos información al Distrito Sur si la solicitan, y lo hemos hecho. Pero no estamos en medio de su investigación", dijo García.

Univision 41 Investiga localizó los documentos mientras revisaba los registros de la corte federal a principios de este mes.

En 2016, periodistas descubrieron algo similar con una investigacxión que reveló que los fiscales federales de Manhattan estaban investigando a la Autoridad de Vivienda Pública de la ciudad, NYCHA, por ocultar varios problemas a los inspectores y mentir sobre las condiciones de la pintura con plomo. Esa investigación resultó en una demanda federal contra la ciudad que obligó a NYCHA a gastar miles de millones en reparaciones - e instaló un monitor federal para supervisar las mejoras.

Pero los expertos en vivienda le dicen a Univision 41 Investiga que esta investigación federal podría involucrar a muchas más familias que han sido expuestas a niveles alarmantes de este químico tóxico que las que viven en edificios de NYCHA. Sólo es cuestión de tiempo.

Aunque varios países europeos prohibieron el uso de la pintura con plomo ya en 1909, los fabricantes de los Estados Unidos continuaron haciéndolo décadas después. El uso de la pintura con plomo aquí disminuyó en la década de 1950 y fue prohibida en la ciudad de Nueva York en 1960. Esto significa que las casas construidas antes y poco después de la Segunda Guerra Mundial - que constituyen una porción significativa de los apartamentos privados de la Sección 8 - probablemente usaron pintura con plomo. En comparación, los edificios más grandes de NYCHA fueron construidos entre 1945 y 1965, por lo que un número considerable fueron construidos cuando se evitó la pintura con plomo.

Wanda Collado alquila a un propietario privado que participa en el programa de Sección 8. Vive con sus dos hijas, dos hijos y su madre dominicana en un apartamento que, durante un tiempo, tuvo pintura descarapelada en varios marcos de puertas y ventanas. Cuando empezó a preocuparse de que su hijo gateara por el suelo y se metiera trozos de pintura en la boca, llamó a la línea de ayuda de la ciudad al 311. Un inspector se detuvo y descubrió que seis manchas diferentes dieron positivo en el examen de plomo, según los registros de la ciudad de 2017 revisados por Univision 41 Investiga.

Collado afirma que su casero se resistió inicialmente a pagar las reparaciones, luego se negó a pagar para que su familia se quedara en un hotel mientras se hacían las reparaciones.

"No tenía sentido. Si nos hubiéramos quedado aquí, los niños y yo habríamos estado expuestos al plomo", dijo.

Collado buscó la ayuda de una organización comunitaria llamada Northern Manhattan Improvement Corp., cuyos abogados presionaron al propietario para que pagara todo.

El propietario, Leon Lovinger, se negó a hacer comentarios. Pero puso a su abogado, Massimo D'Angelo, a disposición para una entrevista ante la cámara. D'Angelo afirmó que el propietario hizo de buena gana todas las reparaciones necesarias y asegura que no sabía que había plomo en el apartamento.

Sin embargo, el código de vivienda de la ciudad de Nueva York establece que "se presumirá que la pintura... es pintura a base de plomo" en los edificios de apartamentos construidos antes de 1960. Sin embargo, D'Angelo refuta eso, diciendo que el título de la ley, "violación en una unidad de vivienda sobre la facturación", significa que un propietario sólo tiene esa responsabilidad cuando la ciudad ya emite una violación.

Matthew Chachere, un abogado de vivienda que ayudó a escribir esa ley en 2004, dijo que eso es una tontería.

"Eso no es en absoluto lo que significa", dijo Chachere.

Univision 41 Investiga está tratando de identificar a los propietarios y las propiedades que están siendo investigadas. Hemos presentado una solicitud de registros oficiales a la ciudad de Nueva York buscando documentos que detallen qué propietarios y qué propiedades han expuesto a sus inquilinos al plomo.

Te podría interesar:


Las ciudades grandes más asequibles de Estados Unidos

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés

Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.