Noticias

Muere el fotógrafo que inmortalizó la captura del "balserito cubano" Elián González

El ganador del Pulitzer, Alan Díaz, tenía 71 años y se había retirado de la agencia Associated Press. Había hecho un registro importante de la ciudad de Miami.
4 Jul 2018 – 11:09 AM EDT

El fotógrafo Alan Díaz, ganador del Pulitzer por la icónica foto de la captura del balserito cubano Elián González en Miami, murió este martes 3 de julio, a los 71 años.

Se había retirado del oficio luego de 17 años retratando Miami y sus historias.

"Alan Díaz capturó, en sus icónicas fotografías, algunos de los momentos más importantes de nuestra generación: la amarga y violenta lucha por el destino de un pequeño niño cubano llamado Elián González (2000), el ojo magnificado de un funcionario electoral de Florida que trata de dar sentido a las boletas disputadas en las elecciones presidenciales de 2000", dijo Sally Buzbee, editora ejecutiva de la agencia de noticias Associated Press (AP) donde trabajó Díaz.

"Tenía voz grave y buen corazón, generoso con su experiencia. Y como todos los grandes fotógrafos, fue paciente. Pudo esperar el momento ", dijo Buzbee. También contó que el fotoreportero será recordado también por rugir, "Hola, Miami", cada vez que ingresaba a la oficina de AP en el sur de Florida, y enfatizó que traía la misma energía y profesionalismo a cada historia, ya sea que estuviese filmando una función de fin de semana o un juego de béisbol de la Serie Mundial.

Sus compañeros en AP escribieron una sentida nota después de su muerte. Ahí destacaron que "sin darse cuenta de los triunfos pasados, Díaz rara vez sacó a relucir la historia de Elián, pero solía discutirlo con suficiente aliento". Había estado trabajando por su cuenta para AP en noviembre de 1999 cuando un navegante encontró al niño cubano flotando en un pequeño bote colapsado en las aguas de Fort Lauderdale. Díaz pasó los siguientes meses conversando con los parientes y vecinos de González, se ganó su confianza al respetar una orden del tío del niño de no hablar con el pequeño.

Gracias a esas relaciones, Alan Díaz fue el único fotógrafo, de los cientos de periodistas que aguardaban fuera de la casa, que captó el momento en que los agentes de inmigración de los EEUU terminaron una amarga batalla por la custodia internacional con un allanamiento antes del amanecer en 2000.

La foto ganadora del Pulitzer muestra a un agente armado extendiéndose hacia un aterrorizado Elián, segundos antes de que sacaran al niño de la casa de su tío para que pudiera ser devuelto a su padre en Cuba.

El fotógrafo que supo retratar Miami y sus historias, como la del rescate del balserito cubano Elián González

Loading
Cargando galería


"No tengo ninguna opinión sobre eso. Disparé el momento. Eso es todo ", dijo Díaz el año pasado. "Bien o mal, eso fue lo que sucedió esa mañana", relata AP.

David Maris, editor de Fotografía de Univision, en Miami, lo contactó cuando llegó a vivir a la ciudad en 2015. Alan Díaz lo atendió con amabilidad y en un gesto de humildad le preguntó "¿y por qué usted me quiere conocer?".

"Había estado revisando su trabajo y vi que las fotos de Alan Díaz se destacaban en todas las noticias de importancia nacional que tenían que ver con la ciudad de Miami. La cultura cubana que formó la personalidad del sur de Florida fue muy bien descrita por él", contó Maris.

De padres cubanos, Díaz nació en Nueva York. Pasó su adolescencia en Cuba, donde estudió fotografía con Alberto Korda, cuyo retrato de 1960 del revolucionario marxista Che Guevara se convirtió en una de las imágenes más reproducidas de la historia.

En 1978, se mudó a Miami y comenzó a rodar en Little Havana para organizaciones y publicaciones cubanoamericanas. Una tarea memorable fue una reunión de líderes de los esfuerzos anticastristas y Frank Sturgis, uno de los ladrones de Watergate, que había luchado junto a Castro en Cuba antes de volverse contra él.


RELACIONADOS:NoticiasCubaLocalFotografía

Más contenido de tu interés