null: nullpx
Criminalidad y Justicia

La ley que no permite a exconvictos trabajar ayudando a otros ex presos a reinsertarse en la sociedad

Ignacio Calderín y otros cinco compañeros fueron despedidos de su trabajo en Transition Inc, una ONG que se dedica a entrenar y ayudar a criminales convictos que ya pagaron su pena a buscar un empleo. Lo contradictorio, es que aseguran que la razón del despido son sus antecedentes penales.
31 Oct 2018 – 2:19 PM EDT

MIAMI, Florida.- “Esto no era un trabajo, era mi llamado”, repite una y otra vez Ignacio Calderín. Hace apenas unos días fue despedido de su empleo en la ONG Transition Inc, una organización que se encarga de asesorar a exconvictos y ayudarlos a conseguir trabajo para reinsertarse en la sociedad.

Calderín conoce las dificultades de regresar a la vida luego de una condena. Cuando tenía 19 años fue sentenciado a 22 años de prisión por robo a mano armada y terminó cumpliendo 11 años y tres meses. Desde hace tres años y medio trabajaba en Transition.

“Fue por una película que vi. Salí inspirado y decidí contactar a la organización como voluntario”, cuenta. Dijo que comenzó limpiando baños y en poco tiempo se convirtió en “la cara” de la ONG.

Pero esos días felices llegaron a su fin cuando a mediados de octubre de 2018 lo llamaron a la oficina de sus jefes y le entregaron una carta que decía que ese sería su último día de trabajo.

“Nos cambió la vida, sin explicación nos dijeron que no podíamos seguir trabajando ahí”. Habla en plural porque él no fue el único, otros cinco compañeros fueron echados el mismo día.


“De los diez que trabajabamos, seis tenían algún récord criminal”, explica. Aunque la carta no lo dijera abiertamente, Calderín ahora sabe que la razón del despido es su pasado criminal.

Para él, “es una gran hipocresía”, porque Transition es una organización que se encarga de ayudar a las personas con un historial de este tipo a conseguir un empleo para retomar sus vidas.

Por otro lado, Calderín cree que la experiencia de haber transitado por ese camino es vital a la hora de ayudar a los demás. “Tenemos esa cultura, uno ha pasado por el fuego y sabemos cuál es la manera de tratarlos”, asegura.

La ONG los apoya

Ignacio Calderín se siente parte de la familia de Transition y recalca que ellos no tienen la culpa.

Esta ONG, que lleva funcionando más de 45 años dando entrenamiento y ayuda a las personas que salen de la cárcel, está bajo la supervisión y dirección de Career Source, el ente que maneja las políticas de todos los programas del Departamento de Oportunidades Económicas (DEO) del estado de Florida; y a su vez es quien le da dinero a la ONG.

Maylin Salado, directora ejecutiva de Transition, dijo a Univision Noticias que en la organización sentían profundamente haber tenido que despedir a esas seis personas.

“Recientemente tuvimos que terminar los contratos de algunos de nuestros empleados más valiosos. La razón es porque estas personas no cumplían con los requerimientos educativos y cualidades que exige uno de nuestros principales donantes para contratar a alguien”, dijo.

Por su parte, DEO reconoció que tenían conocimiento del caso pero argumentaron que los empleados deben tener un nivel 2 de revisión de antecedentes penales y citaron la ley de Florida para justificar la decisión.

De acuerdo con la ley estatal, el nivel 2 de chequeo de antecedentes dice que todos los empleados que tengan este requerimiento deben ser verificados por sus récords criminales.

Además, las investigaciones de antecedentes de seguridad deben garantizar que ninguna persona sujeta a las disposiciones de esta sección haya sido arrestada y esté a la espera de su disposición final, haya sido declarada culpable de algo, independientemente de la adjudicación, o hayan sido juzgados como delincuentes.

De manos atadas

Lo que los seis extrabajadores de Transition no se explican es por qué esto sucedió de un día para otro, si algunos llevaban trabajando allí hasta 6 años, y la ley no es nueva.

Para Calderín, la decisión repentina de Career Source (CS) tiene que ver con otros problemas.

“Han cerrado varios centros de CS. Para mí es que hay otro problema, otro fraude. Transitions es uno de los mejores centros del sur de la Florida”, dijo.

Pero Rick Beasley, director de CS, dijo que todo surgió a partir de que un empleado (ninguno de los seis mencionados en este reportaje) había mentido en sus calificaciones para un cargo. A raíz de esa situación, hicieron una investigación y hallaron que ni Ignacio Calderín, ni sus cinco compañeros, cumplían con los requisitos exigidos para ser contratados.

Beasley dijo que Transition “escondió deliberadamente que sus empleados no habían pasado el nivel 2 de revisión de antecedentes”. Se mostró frustrado ante la situación e indicó que lo manejaron de la forma incorrecta.

“Si nos hubieran advertido, hubiéramos podido llamar a los donantes y, en conjunto con el departamento del trabajo, hubiéramos logrado una excepción, pero ellos (Transition) puso en peligro nuestro acuerdo con el estado”, indicó.

Beasley confesó que han estado buscando alternativas para ayudar a los afectados. “Hemos dado vueltas y vueltas al contrato tratando de ser lo más indulgentes posible, pero tenemos las manos atadas”.

Reconoce que incluso CS ha podido terminar el contrato con Transition, pero no lo han hecho. De hacerlo, prácticamente acabarían con la organización, ya que CS le aporta 90% de los fondos que reciben.

“Los empleados no han hecho nada malo. Estoy dispuesto a ayudarlos a encontrar otro trabajo”, dijo Beasley.

Por su parte, Transition también dijo a Calderín y a sus compañeros que los ayudarán a buscar otro empleo. “Estamos haciendo todo lo posible para asistir a estas personas a hallar a un trabajo comparable y tan gratificante como este”, dijo Maylin Salado, directora ejecutiva de la ONG.

Pero Ignacio Calderín no lo ve tan claro. “Yo puedo encontrar otro trabajo pero no es igual. Ya nunca será igual. No es por el dinero, yo tengo la misión de ayudar y cambiar la vida de gente”, dijo.

En fotos: exconvictos de Florida que buscan que se les restablezca su derecho al voto

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:Criminalidad y JusticiaLocal

Más contenido de tu interés