null: nullpx
Inmigración

La historia de la madre indocumentada que fue arrestada cuando fue a pagar una multa de tránsito

La joven de 24 años y madre de tres hijos fue a pagar la multa de 150 dólares por manejar sin licencia, pero las autoridades de inmigración la detuvieron y ahora enfrenta la deportación.
24 Jul 2018 – 7:24 PM EDT

María nació en Guatemala, es madre de tres niños y fue detenida por agentes de ICE cuando fue a pagar una multa de tránsito de 150 dólares en el condado de Martin, en el estado de Florida. Esta semana la publicación Miami New Times cuenta en detalle la historia de esta mujer que pensó que estaba haciendo lo correcto, pero que por su condición de indocumentada terminó en la cárcel y ahora está en proceso de deportación pese a no tener antecedentes penales.

La joven de 24 años fue multada a principios de año y asegura que el oficial la dejó ir tras amonestarla. Luego se presentó voluntariamente para pagar la infracción y en ese momento la policía la detuvo con el argumento de que tenía una orden de arresto.

La mujer fue esposada por los agentes del condado Martin. Tuvo que pagar 750 dólares de fianza, además de los 150 dólares de multa. Fue retenida allí hasta la llegada de los agentes de ICE, quienes la detuvieron, según lo asegura la publicación.

Ahora se encuentra tras las rejas en una celda del Centro de Transición de Broward, en Pompano Beach. Este es un sitio para las personas que solo han cometido delitos menores, pero que están en proceso de ser deportadas.

"Ella pagó su fianza de 750 dólares, lo que significa que no hay una base legal para su detención", afirmó Jonathan Urrutia, abogado de la mujer.

Según el relato publicado en el Miami New Times, María solo puede ver a sus hijos una vez por semana. "Solo tengo de una hora a hora y media para verlos", declaró la inmigrante. Agregó que incluso una de sus hijas de 9 años de edad estuvo bajo custodia federal y esto ha causado que la pequeña tenga miedo de visitarla.

María llegó hace seis años de Guatemala con el mayor de sus hijos. Vivió en Chicago, donde tuvo otros dos hijos y después se mudó a Florida. Su abogado explicó que ella solicitó su residencia legal en Estados Unidos, pero perdió una de sus citas en la corte porque coincidió con el momento en que estaba dando a luz al menor de sus hijos. "Por eso no pudo ir", aseguró Urrutia. Desde entonces está indocumentada.

"No soy una criminal", declaró María. "He limpiado botes y casas. Me he esforzado para hacer trabajos que nadie quiere hacer", añadió.

"Dijeron que no iban a separar familias, pero eso es una mentira", se lamentó María.

Las fotografías de niños inmigrantes detenidos en EEUU que han escandalizado al país

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés