Crímenes

Empleada de McDonald's es arrestada por intentar deshacerse de su recién nacido por el inodoro

"Es una triste historia real", dijo el fiscal del distrito donde sucedió el incidente, en el norte de California. La mujer aparentemente dio a luz mientras trabajaba y luego intentó desechar a su hijo en el baño del restaurante.
13 Sep 2017 – 5:56 PM EDT

LOS ÁNGELES, California. – La oficina del fiscal del condado de San Mateo, en el norte de California, presentó cargos criminales en contra de una mujer acusada de intentar desechar a su bebé recién nacido en un inodoro luego de dar a luz durante su jornada laboral en un restaurante de McDonald’s.

Sarah Lockner, de 25 años y residente de Redwood City, fue acusada de intento de homicidio, abuso de menores y por provocar graves lesiones corporales al recién nacido. La procuraduría dio a conocer el hecho este miércoles, pero el incidente sucedió el 4 de septiembre.

De acuerdo con la fiscalía, Lockner estaba esa noche en McDonald’s, donde trabajaba como cajera, y a lo largo de su turno se quejó de dolores estomacales y sus colegas empezaron a preocuparse cuando notaron que entraba al baño repetidamente.

Uno de sus compañeros fue a preguntarle si se encontraba bien y fue cuando observó sangre en el piso del baño, la cual Locker atribuyó a una menstruación pesada.

Posteriormente, otra compañera intentó investigar cómo se sentía la mujer y miró por encima del baño donde estaba Lockner y "vio a un bebé recién nacido boca abajo en el inodoro", de acuerdo con la información presentada por la oficina del fiscal.

Esta testigo además declaró que la joven sujetaba la espalda del bebé y escuchó cuando bajó la palanca del baño, activándolo.


Aunque la acusada intentó convencer a su colega de que no debía reportarle a la Policía, la mujer alertó a las autoridades quienes respondieron al restaurante y encontraron al bebé en brazos de su madre.

Steve Wagstaffe, de la fiscalía del distrito del condado San Mateo, declaró a los medios que la víctima, un varón, no tenía un pulso y no estaba respirando. Los agentes del orden intentaron auxiliar el pequeño y luego lo trasladaron al centro médico infantil en la ciudad de Palo Alto.

"Es una triste historia real. Es una triste historia real", afirmó Wagstaffe ante la incertidumbre con la que muchos recibieron esta noticia y agregó que la cajera aseguró que no sabía que estaba embarazada.

Los médicos lograron estabilizar al bebé, pero todavía se desconoce la magnitud del daño cerebral que sufrió la pequeña víctima a consecuencia del intento por asesinarlo de su propia madre.

Por su parte, Sarah Lockner sigue detenida y se le fijó una fianza de 11 millones de dólares. El próximo 18 de septiembre deberá comparecer ante los tribunales para la presentación formal de los cargos en su contra.

Vea también:

Las 5 muertes trágicas de niños que conmocionaron a la comunidad en California

Loading
Cargando galería


Más contenido de tu interés