null: nullpx
Asesinatos

Decapitó a su compañero de celda cuando ambos cumplían sentencia de cadena perpetua

Las autoridades describen el asesinato como uno de los actos criminales más despiadados en la historia de las cárceles de California.
27 Abr 2019 – 9:51 PM EDT

Jaime Osuna, de 31 años de edad, fue procesado este jueves por el asesinato de su compañero de celda, Luis Romero, de 44 años. El hecho ocurrió en la prisión estatal de Corcoran, condado de Kern en California, el pasado 9 de marzo, según el Departamento de Correccionales de California (CDCR).

Osuna, cortó varias partes del cuerpo de su compañero de celda, usando un objeto metálico afilado envuelto en una cuerda y atado a un mango, según dijo el viernes, 26 de abril, el fiscal adjunto del condado de Kings, Phil Esbenshade.

La víctima de Osuna cumplía sentencia de cadena perpetua desde diciembre de 1992 después de ser condenado en el condado de Los Ángeles por asesinato en segundo grado con el uso de un arma de fuego.

Las autoridades no detallaron las condiciones del asalto o si la víctima estaba viva al ser desmembrado. Tampoco dieron a conocer si alguien escuchó el asalto durante la noche, pero según Esbenshade, creen que la víctima estuvo consciente durante al menos una parte del tiempo en el que fue atacado. Y aseguró "Este es el caso más espantoso que he visto en términos de atrocidad en el asesinato".

El Departamento de Correccionales y Rehabilitación de California está realizando una investigación interna, dijo la portavoz Terry Thornton. Los funcionarios no proporcionarían más detalles sobre cómo los prisioneros son supervisados durante la noche

Osuna se declaró inocente de asesinato y otros cargos imputados en su primera comparecencia este jueves. Sin ambargo, bajo circunstancias especiales, los fiscales en el condado de Kings podrían buscar la pena de muerte alegando que el asesinato de Peña "fue especialmente atroz, atroz o cruel, manifestando una depravación excepcional".

Romero se desangró hasta morir por "múltiples traumatismos de fuerza aguda", y su cuerpo fue mutilado, según un informe del forense publicado hoy viernes, 26 de abril. Osuna fue condenado a cadena perpetua sin libertad condicional después de declararse culpable, en 2017, por matar a Yvette Pena, de 37 años, en un motel de Bakersfield en 2011.

Osuna, quien tiene tatuado en el rostro una sonrisa del 'Joker' declaró al medio local 17 News, en 2017 que “matar es mejor que las drogas o el sexo". Además admitió que tenía intenciones crueles desde niño. "Esta no fue la primera vez en mi vida que cometo estos actos atroces", dijo.

En fotos: estos son los brutales homicidas que se salvaron (temporalmente) de ser ejecutados en California

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:AsesinatosCrímenesCárcelLocales

Más contenido de tu interés