null: nullpx
Accidentes

Así sobrevivió una mujer tras caer por un abismo de 200 pies a bordo de su camioneta

Dos escaladores la hallaron una semana después. Gracias a que bebió agua del radiador de su auto sobrevivió tantos días.
15 Jul 2018 – 10:44 AM EDT

Angela Hernández, una joven de 23 años, había desaparecido desde hace una semana. A cientos de millas de distancia de su hogar fue hallada en el fondo de un precipicio en la costa de California bebiendo agua del radiador de su auto luego de que su camioneta terminó allí tras una caída de 200 pies.

Fue encontrada por casualidad por dos escaladores el pasado viernes en la noche tras ver la camioneta Jeep Patriot parcialmente sumergida en el agua al fondo de uno de los abismos costeros del área de Big Sur, según dijo a los medios de comunicación el portavoz del alguacil del condado de Monterey, John Thorburg.

Su búsqueda generó la atención de la opinión pública local porque una cámara de seguridad había registrado su presencia en una estación de gasolina a unas 50 millas de donde cayó al abismo.

Los escaladores la consiguieron conciente y con una herida en el hombro, lo que le impidió escalar el precipicio para pedir ayuda.

Grupos de rescate pudieron subirla a la carretera y desde allí fue trasladada en helicóptero a un hospital.


Según le narró a las autoridades, Hernández, residente de Portland, Oregon, terminó estrellándose al mar al intentar evadir un animal que se le atravesó en el camino a la sección de la carretera HW1 donde está Nacimiento Fergusson Road.

"Usualmente la caída los mata, o el océano. Ella es una afortunada de haber sobrevivido a esas dos variables", dijo el portavoz del alguacil.

Hernández iba en ruta a visitar a su hermana en Los Ángeles cuando ocurrió el accidente. En un mensaje en Facebook Isabela Hernández escribió:

"Mi hermana sobrevivió siete días sola en un barranco a 200 pies de profundidad en la HW1", dijo.

"Está viva y hablando y todavía intenta entender todo lo que pasó", para luego indicar que su recuperación física y emocional será lenta.

La joven de 23 años sifoneó el agua del radiador de su auto usando una de las mangueras del motor, lo que al final la mantuvo viva hasta que fue rescatada siete días después.

Su búsqueda había generado una recompensa de hasta 10,000 dólares por quien supiera sobre su paradero.

Por alguna razón que se desconoce, no pudo usar su celular, aunque la policía rastreó su señal hasta que este quedó sin batería. Una antena de retransmisión en el condado de Santa Cruz, a unas 40 millas de distancia, determinó que estaba en la zona.

Sin embargo, fueron los escaladores que acampaban cerca del accidente los que la encontraron.

Bosques extraordinarios de América

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:AccidentesCaliforniaLocal

Más contenido de tu interés