null: nullpx
Muertes

Una madre arrolla a su hijo de 3 años y lo mata. Ahora puede enfrentar hasta 10 años de cárcel

La Fiscalía del condado Harris informó que en un video de vigilancia se ve a la madre de 26 años cuando conduce directo hacia su hijo a plena luz del día. El menor fue llevado al hospital, pero no logró sobrevivir. La mujer fue acusada de homicidio por negligencia.
Publicado 21 Jun 2019 – 3:08 PM EDT | Actualizado 24 Jun 2019 – 11:50 AM EDT

HOUSTON, Texas. – Un niño de 3 años murió el pasado martes 11 de junio en un complejo de apartamento al oeste de Houston luego de ser atropellado por el auto de su madre, identificada como Lexus Stagg, de 26 años.

El hecho estaba siendo investigado como un accidente, pero este viernes la Fiscalía del condado Harris informó que le interpusieron cargos de homicidio por negligencia.

En un video de vigilancia del complejo de apartamentos se ve a Lexus Tagg retorceder con su SUV mientras sus tres hijos corren hacia el vehículo. Pero de pronto ella cambia la dirección y acelera hacia ellos, a plena luz del día. Dos de sus hijos lograron esquivar el auto, pero el menor, de 3 años, no. En un primer momento, Stagg dijo a la policía que pensó que se había encontrado con un reductor de velocidad (speed bump), indicó la Fiscalía.

“En realidad, Stagg puso en marcha su Lincoln Navigator 2006 y condujo hacia adelante cuando sus tres hijos pequeños corrían hacia la parte delantera del vehículo. Golpeó a un niño, su hijo de 3 años, con la parte delantera del SUV. El niño quedó debajo de la llanta derecha después del impacto inicial”, se lee en una declaración de la fiscalía.

La Fiscalía detalla que tras impactar al niño y pasarle por encima con la rueda delantera, la mujer continuó conduciendo y le volvió a pasar por encima con la llanta trasera de su auto, de unas 5,600 libras.

El niño fue trasladado a un hospital y murió como resultado de las lesiones, dice la declaración del ente acusador.

“Todo padre tiene la obligación de proteger a sus hijos, incluso de ellos mismos. Los carros no son juguetes y jugar a ver quién se quita primero (chicken) con tus hijos no es un juego”, se lee en un comunicado de Kim Ogg, fiscal de distrito.

La fiscal explica que la madre estaba jugando con sus hijos a perseguirlos con su carro.

Stagg está presa desde el jueves y compareció ante un juez de causa probable este vienes por la mañana. Los fiscales pidieron que se le fijara una fianza de 50,000 dólares, pero el juez a cargo fijó una de 1,500 dólares.

El suceso donde perdió la vida el niño ocurrió en el estacionamiento de los apartamentos Westchase Grand, sobre la calle Richmond.

Según reportes del diario The Washington Post, los Servicios de Protección del Menor ya habían quitado la custodia de sus hijos a Stagg en 2013 y se la habían dado a un familiar. Los dos niños que sobrevivieron al juego en esta ocasión, fueron llevados con otros miembros de la familia. Un abogado de la Fiscalía del condado Harris dijo a medios que la mujer no volverá a tener contacto con los menores hasta que el caso se haya resuelto completamente.

De ser hallada culpable, la mujer podría enfrentar hasta 10 años de prisión.

Te puede interesar:

"Tenemos que asegurarnos que el espíritu de Maleah siga vivo": alcalde de Houston durante marcha en honor a la pequeña

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:MuertesNiñosAccidentesLocal

Más contenido de tu interés