null: nullpx
Criminalidad y Justicia

Sigue suelto el asesino de Josué Flores, el niño de 11 años que fue apuñalado en Houston cuando caminaba de la escuela a su casa

La fiscalía del condado Harris anunció que retiran los cargos contra el exmarine Andre Timothy Jackson, detenido y acusado del crimen del pequeño, por falta de pruebas. Esta es la segunda vez que las autoridades tienen que absolver a un sospechoso en relación con el caso.
18 Jul 2017 – 04:58 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

HOUSTON, Texas. – La Oficina de Kim Ogg, Fiscal de Distrito del condado Harris, anunció la tarde de este martes que retiraron los cargos en contra de Andre Timothy Jackson, el exmarine de raza negra acusado de la muerte del niño Josué Flores, quien fue apuñalado cuando caminaba de la escuela a su casa en un barrio al norte de Houston.

Los fiscales dijeron que no cuentan con evidencia suficiente para mantener encarcelado a Jackson en conexión con la muerte del niño y que reabrirían la investigación del caso para tratar de dar con el verdadero responsable.

“Estamos desestimando la acusación porque ayer recibimos los resultados de pruebas de ADN que imposibilita que sigamos con este caso”, dijo Tom Berg, asistente de la Oficina de la Fiscal de Distrito.

Juan Flores, padre del pequeño Josué, dio una breve pero emotiva declaración a los medios luego del anuncio de la fiscalía.

“Dios me ha dado una fortaleza tremenda y sigo adelante… yo confío en que el sistema judicial va a hacer su trabajo. Somos seres humanos, nos equivocamos… Tal vez son errores que cuestan mucho dolor, mucho sufrimiento, pero es mejor ahorita… y que no sigan pasando cosas en el Northside… que no vuelvan hacerle eso a un niño, de esa manera tan cruel y tan brutal”, dijo el señor Flores, tratando de contener el llanto.

El jefe de la policía de Houston, Arturo Acevedo, dijo en un mensaje de Twitter, que al momento de la detención de Jackson, los investigadores del Departamento de Homicidios contaban con los elementos suficientes de causa probable para obtener una orden de arresto y que la evidencia recabada fue entregada a la fiscalía.

“De acuerdo con el anuncio hecho hoy de retirar los cargos al señor Jackson, a partir de ahora abordamos este caso como una investigación activa de asesinato y dedicaremos todos los recursos que sean necesarios para resolverlo y proporcionarle tranquilidad a la familia Flores”, dijo Acevedo.

El jefe policial dijo que sus investigadores continúan creyendo que Jackson es el sospechoso en este caso y pide a la ciudadanía que proporcione cualquier pista sobre el crimen.

Jerome Godinich, abogado defensor de Jackson, dijo a la agencia AP que no le sorprende la decisión de la fiscalía porque siempre ha creído que su cliente no es responsable del asesinato del chico. Jackson ha estado encarcelado desde su arresto y se espera que sea liberado la tarde de este martes.

El sospechoso del crimen sigue suelto

Esta segunda vez que las autoridades capturan al sospechoso equivocado en relación al caso. El 18 de mayo de 2016, un día después de que Josué fue apuñalado a plena luz del día, la policía de Houston anunció que tenían al presunto autor del crimen. En esa ocasión señalaron a Che Lajuan Calhoun, a quien liberaron dos días después.

A partir de la liberación Calhoun, empezó una búsqueda contrarreloj para tratar de dar con el responsable. Los investigadores recopilaron videos de cámaras de vigilancia de negocios en el área. Días después dieron a conocer imágenes de un sospechoso al que querían entrevistar. El rostro del sujeto no era identificable, pero las autoridades se enfocaron en la ropa que vestía y en la manera como se movía.

Dos semanas después, el 4 de junio, el alcalde de Houston y la jefe interina de la policía de Houston anunciaron, en una conferencia de prensa, que habían detenido al sospechoso que aparecía en los videos y le habían imputado cargos de asesinato. Se trataba de Andre Timothy Jackson, de 27 años, quien fue arrestado en las afueras de un centro del Salvation Army ubicado al norte de Houston, muy cerca de donde ocurrió el crimen de Josué. Se informó además que el sospechoso llevaba algún tiempo viviendo en este centro y que habría sido parte de la marina de EEUU.

"Desde que le arrebataron brutalmente la vida a este niño inocente, de 11 años, quien amaba la ciencias y las matemáticas y quien planeaba ser un doctor, habíamos declarado que utilizaríamos todos los recursos disponibles para hallar al responsable", dijo Turner durante la conferencia de prensa en la que se anunció el arresto de Jackson.

Ahora que han tenido que retirar los cargos contra Jackson, las autoridades están solicitando ayuda ciudadana para tratar de dar con el paradero del asesino que anda suelto.

Vea También:

Josué Flores, un ángel que ha unido a toda una comunidad para pedir justicia

Loading
Cargando galería


¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés