null: nullpx
Deportaciones

"Si eres hispano, levanta tu frente y muestra al mundo que trabajamos duro y no somos criminales": soldado cuyo padre fue deportado

Israel Solano escribió una emotiva carta donde narra cómo vivió la repentina noticia de la detención y deportación de su padre. Asegura no estar molesto y espera poder lograr que su madre y sus hermanos se reencuentren de nuevo con su padre en México.
7 Jun 2017 – 3:55 PM EDT

HOUSTON, Texas. – Tres días después de la deportación de su padre, Israel Solano, quien estuvo en la Armada de Estados Unidos por más de tres años, está resignado a su nueva realidad y quiere honrar el nombre de su padre, Francisco Solano, siguiendo su ejemplo de trabajar duro para sacar la familia adelante.

Solano escribió una emotiva carta en la que narra cómo vivió la repentina noticia de la detención y deportación de su padre. Es una especie de homenaje a su papá, un inmigrante que no se dejó vencer por los obstáculos y logró fundar su propia empresa y 'impactar positivamente la vida de muchas personas'. También es una reflexión sobre los desafíos que enfrentan los hispanos indocumentados y una invitación a ellos para que sigan luchando por sus metas, con la frente en algo.

La carta fue publicada por el mismo Israel en la página de colectas gofundme.com. El chico busca apoyar económicamente a su familia durante estos momentos difíciles.


Este es el mensaje:

Mi papá ha vivido en los Estados Unidos por más de 25 años y no ha hecho nada más que trabajar duro para dar a su familia la mejor vida que posible. Teniendo en cuenta que él era un inmigrante aquí, esto no le impidió salir y adquirir nuevas habilidades. Se dedicó a la remodelación de casas, un pequeño negocio en el que yo comencé a ayudarlo a los 14 años. Cualquier persona a la que le preguntes te dirá que él es un gran hombre. Es muy cariñoso, generoso y nunca dice que no cuando le piden ayuda.

Soy su hijo mayor, Israel Solano, de 25 años. Estoy casado y tengo una hermosa niña de cuatro meses de edad. Tengo dos trabajos, uno el fin de semana y otro entre semana con mi papá.

El miércoles (31 de mayo) recibí una llamada de él temprano por la mañana. Dijo "cuida de la familia y termina los proyectos pendientes". Me sentí confundido porque normalmente llama para decirme que está afuera de mi apartamento para irnos a trabajar. Este no fue el caso. Le pregunté de qué estaba hablando. "Inmigración está afuera de mi casa, te amo" y colgó. Yo estaba devastado y corrí a su casa solo para encontrar a mi mamá llorando en la entrada. No tuvo la oportunidad de darnos un abrazo o algo. Solo tuvo un minuto para decir adiós y nadie estaba en casa.

He hablado con tantos abogados. Incluso he estado en televisión con Univision y otros programas para buscar ayuda, pero las leyes de inmigración son tan duras ahora... incluso después de servir a este país en la Infantería del Ejército de los Estados Unidos. He dado a este país todo lo que soy y estaba dispuesto a dar mi vida en cualquier momento, pero me dicen que no puedo mantener unida a mi familia. No es justo. Estoy aterrorizado por mi familia y no sé qué hacer.

Mi papá está ahora en México, aunque dijeron que él permanecería aquí tres meses más. Bueno, él se ha ido y sólo les tomó cinco días llevárselo.

Por favor, les pido desde el fondo de mi corazón que me ayuden a recaudar algo de dinero para que él y mi madre se levanten de nuevo. Estos son tiempos difíciles para mi familia.

En cuanto a mi papá, le doy las gracias por hacerme el hombre que soy. Ya no estoy enojado, de esto se trata la vida… cosas malas le ocurren a la gente buena. Esto es una realidad y sucede.

Es por eso que, si eres hispano, te digo que mantengas la cabeza en alto, muestres al mundo que los hispanos trabajan duro y que no todos somos criminales. Seguiré los pasos de mi padre y me aseguraré de luchar y trabajar duro para que mi familia salga adelante y, sobre todo, hacer que mi papá se sienta orgulloso de los tres hijos que crió.

Mientras estuvo en este país impactó más vidas con su actitud positiva y fe en Dios de las que yo pudiera imaginar. Por eso estoy tan orgulloso de decir que Francisco Javier Solano es mi padre. Dios bendiga a todos los que ayudan.

La donación se destinará principalmente a la persona que dio todo por mí, mi papá.

Vea También:

En fotos: Así es el centro de detención para inmigrantes más grande de California

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés