null: nullpx
vacuna covid-19 dallas

Denuncian venta por internet de tarjetas falsas de vacunación contra el covid-19 en el norte de Texas

El abogado Haim Vázquez, explica porqué venderlas, comprarlas y hasta llenarlas es un delito contra el gobierno federal que podría cambiarle la vida a cualquiera.
20 Abr 2021 – 02:05 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

DALLAS, Texas. - El coronavirus ha resultado ser un negocio redondo y oscuro para muchos. Autoridades alertan ahora sobre la venta de tarjetas de vacunación falsas a través de las redes sociales.

“Esto le hará daño a todo el mundo, porque la gente creerá que esa persona esta vacunada, estarán cerca de ella cuando realmente puede trasmitir el virus y enfermar a muchos porque no esta protegida”, alertó el doctor Phillip Huang, director del Departamento de Salud y Servicios Humanos del Condado Dallas.

Por eso el primero de abril, 45 fiscales estatales le pidieron a Twitter, eBay y Spotify que eliminarán cualquier anuncio relacionado a la venta-compra de estas tarjetas de sus plataformas digitales. El fiscal del estado de Texas no firmó la solicitud.

Quien haya comprado una o varias de estas tarjetas compró un remedio temporal.

“En estos momentos, por la autorización de emergencia que hay en el país, no se puede exigir prueba de estar vacunado, pero cuando esto pase, cualquier empleador o autoridad podrá verificar a través de nuestro sistema en el Departamento de Salud si una persona esta realmente vacunada o no”, dijo Huang.

Hace 20 días el FBI publicó un comunicado en el que dice que, si usted vende, compra, fabrica o llena una de estas tarjetas fraudulentas, usted esta violando la ley.

Haim Vázquez es abogado y ex fiscal del Condado Dallas. El dice que se puede presentar cargos criminales federales graves contra cualquier persona que lo haga.

Estas tarjetas contienen dos elementos claves en su parte superior derecha: el sello de los CDC -Centros para el Control y Prevención de Enfermedades- y el del Departamento Nacional de Salud. Ambos sellos son propiedad del gobierno federal.

“Una persona que compre una tarjeta falsa de vacunación, puede incurrir en un cargo federal que se llama “uso indebido de un sello gubernamental federal". Esa pena puede llevar a 5 años de cárcel o hasta 5 mil dólares de multa, por cada vez que esa tarjeta sea usada”, explicó Haim.

Es decir, si usted usa la tarjeta para montarse en un avión y entrar a una oficina federal, recibiría dos cargos judiciales. “Si fabrica 100 tarjetas, podría enfrentar hasta 100 cargos penales”, dijo el abogado.

Este delito le cambiaría también la vida a inmigrantes sin estatus permanente, como residentes, turistas, extranjeros con visa de estudiantes o indocumentados.

Haim señaló que, “esto puede llevarle a la deportación porque la venta, compra y uso de estar tarjetas falsas es un delito en contra de la moral, es intencional y es un delito hecho para mentirle al gobierno, por consiguiente, es muy grave. No solamente enfrentarían la sentencia criminal sino también las consecuencias en el área inmigratoria que le pueden llevar a una deportación”.

Sin mencionar los cargos adicionales que enfrentaría la persona por poner la vida de otros en peligro.

Existen vías para reportar este crimen.

Lo puede hacer mediante el Departamento Nacional de Salud y Servicios Humanos: 1-800-HHS-TIPS, o www.oig.hhs.gov o mediante el Centro de Quejas sobre Crímenes Cibernéticos www.ic3.gov

Te puede interesar:


Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés