Juicios

Tras pagar una fianza, sale de prisión mujer que fue condenada por matar a su hija discapacitada

Bonnie Liltz, quien sólo ha cumplido 72 días de su condena de cuatro años, salió este viernes del Centro Correccional Logan en Lincoln, Illinois, tras pagar fianza de 5,000 dólares.
26 Ago 2016 – 4:34 PM EDT

CHICAGO, Illinois. Bonnie Liltz, de 56 años, quien fue condenada a cuatro años de prisión por matar a su hija discapacitada, salió este viernes del Centro Correccional Logan en Lincoln, Illinois tras pagar una fianza de 5,000 dólares.

Una corte de apelaciones le concedió una fianza a Liltz, quien había estado en prisión desde mayo pasado, acusada del homicidio involuntario de su hija adoptiva, Courtney, quien sufría de parálisis cerebral.

Por lo que se sabe hasta el momento, Liltz, quien sólo ha cumplido 72 días de su condena, estará libre bajo fianza provisionalmente.

De acuerdo con el Chicago Tribune, en un extenso movimiento legal realizado la semana pasada, Thomas Glasgow, el abogado defensor de Liltz, presentó registros médicos y detalles del grave deterioro de salud de su cliente.

De acuerdo con el medio, los intestinos de Liltz, quien pesa 84 libras (el equivalente a 38 kilos), están “destruidos por la radiación”, y desde su encarcelamiento ha sufrido dos infecciones y se ha deshidratado varias veces.

El Departamento de Correcciones de Illinois no tiene las instalaciones médicas para los tratamientos oncológicos que la mujer necesita.

¿Un acto de compasión o un crimen?

De acuerdo con las investigaciones, Liltz, quien padecía de cáncer de ovario, temía que su hija de 28 años no tuviera quién cuidara de ella si moría. Courtney, a quien Liltz adoptó cuando tenía cinco años de edad, no podía comunicarse, comer o bañarse a sí misma.

Durante el juicio en su contra, Bonnie, quien es madre soltera, dijo a la corte que ella pensó que su muerte era inminente la noche del 27 de mayo del 2015, cuando le dio a su hija una dosis letal de pastillas.

De acuerdo con el reporte inicial de la policía de Schamburg, las dos mujeres fueron encontradas inconscientes en sus camas. Los oficiales observaron una aparente sobredosis de medicamentos y una investigación arrojó que Bonnie habría atentado contra la vida de ella y la de su hija.

Inicialmente se le presentaron cargos de homicidio en primer grado.

En el juicio, incluso los fiscales recomendaron que Liltz fuese sentenciada a libertad condicional, pero el juez del caso decidió mandarla a prisión.

Joel Greenblatt, juez del condado de Cook, explicó su decisión diciendo que “La vida es preciosa, incluso la vida que es profundamente deshabilitada. Tu hija, su vida era frágil. La elección que hiciste esa noche no fue un acto de amor. Fue un crimen".

Glasgow, abogado de Liltz, dijo a ABC 7 que es muy raro que un tribunal fije una fianza para un preso que ya ha sido condenado.

"En los 20 años que he estado practicando leyes -ya sea como fiscal o como abogado de defensor- nunca he visto que una apelación de una fianza sea concedida. Estoy sumamente satisfecho", dijo Glasgow, al medio.

Su abogado defensor tiene la esperanza de convencer al tribunal de que Liltz puede estar libre de manera permanente al solicitar que se recorte su sentencia.

Lea también:


Más contenido de tu interés