null: nullpx
Cine

Reseña de 'Fifty Shades Darker': La película que todos queremos ver, pero nadie se atreve a admitirlo

'Fifty Shades Darker' es una versión más barata, accidentalmente graciosa y mucho más atrevida que la primera, pero que sigue picando todos los botones adecuados para mantener la curiosidad del espectador. Si te gustó la primera, te va a gustar la segunda.
12 Feb 2017 – 10:54 PM EST

Por Jovanny Evans

Después de dos años de drama detrás de cámaras, por fin llega a la pantalla grande la secuela de la controversial 'Fifty Shades of Grey'. ¿Pero será que es muy tarde? ¿O todavía existe el morbo que la primera parte de esta franquicia ocasionó alrededor del mundo?

En mi opinión no creo que 'Fifty Shades Darker' sea el pecado fílmico a lo que tantos críticos la han reducido. No voy a negar que la historia es ridícula y que las actuaciones son malas, pero la película existe para ser un gusto culposo en el día de los enamorados.

Para acelerar el corazón y subir la calentura con las escenas sexys y hasta enseñar un número de trucos para practicar en intimidad, en la regadera, elevador, o donde sea, después haberla visto.


Quizá soy más suave al criticar este filme porque crecí en México y estoy inconscientemente programado a que me gusten las telenovelas que cuentan la historia de “Cenicienta”, como las tres 'Marías' de Thalía o 'Rosa Salvaje' de Verónica Castro.

Y 'Fifty Shades Darker' es eso. Cinco capítulos de una telenovela donde cada 30 minutos Anastasia y Christian tienen que enfrentarse a alguien o algo que quiere interponerse en su relación y logran resolver el problema y celebran con un encuentro íntimo.

Posiblemente porque hay menos trama en esta ocasión tuvieron que rellenar las dos horas de duración con mucho más escenas eróticas que en la primera parte. ¡Pero es 14 de febrero y hay que divertirse!


Así filman escenas de ‘Fifty Shades Darker’

Loading
Cargando galería

Algo interesante y notable es el cambio de equipo creativo. La primera película en realidad me sorprendió porque trataron de hacer lo mejor posible con el material de los libros que nacieron como “fan fiction” de 'Twilight'. El guión no es malo y la cinematografía es incluso hermosa y elegante.

Pero la autora, EL James, bañada de poder después del éxito de la primera cinta, no le gustó ser retada creativamente por la guionista Kelly Marcel y por la directora Sam Taylor-Johnson y decidió despedirlas en la secuela, dándole la oportunidad de contratar a su esposo Niall Leonard como el nuevo guionista y a James Foley como el nuevo director. Y el cambio es evidente.

El buen gusto y respeto con el que fue hecha' Fifty Shades of Grey' desapareció y en esta ocasión. Leonard y Foley nos dan una versión más barata, accidentalmente graciosa, mal actuada y mucho más atrevida.


Algo que también es aparente es que aprendieron de sus errores y fueron muy inteligentes con sus actores.

Dakota Johnson al ser realmente una buena actriz carga con todas las conversaciones prácticamente ella sola. Mientras Jamie Dornan se limita a ser guapo, sexy y ser bueno en la escenas de cama. Ahora sí, entre más calladito más bonito.

Al final del día, 'Fifty Shades Darker' sigue picando todos los botones adecuados para mantener mi atención, curiosidad y mantenerme entretenido todo el tiempo. Y es muy simple, si te gustó la primera, te va a gustar la segunda.

Jovanny Evans, originario de Guadalajara, México, es un cinéfilo de corazón y panzón por convicción. Con un pasado en animación y medios digitales, Jovanny, ha sido ganador de múltiples premios Emmy y trabaja en Univision Chicago como creador de contenido digital y crítico de cine.

Síguelo en Twitter e Instagram como @jobonito para continuar la plática de palomitas.

Lea también:


RELACIONADOS:CinePelículasLocal

Más contenido de tu interés