null: nullpx
Asesinatos

El "atroz e incomprensible" asesinato de Haruka Weiser, una joven estudiante de danza en Texas

La joven de 18 años había desaparecido el domingo, luego de salir del edificio de Danza del campus. Su cuerpo fue hallado el martes pasado.
7 Abr 2016 – 12:54 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

El asesinato de una joven bailarina ha consternado a la comunidad de la Universidad de Texas. Las autoridades no recuerdan un hecho tan "atroz e incomprensible" en años, como el ocurrido en el campus con esta joven querida por sus compañeros de curso y respetada por sus profesores.

El último incidente parecido ocurrió hace 50 años en el centro de estudios. El 1 de agosto de 1966 un hombre se trepó en la torre de la campana universitaria y disparó, matando a 16 personas e hiriendo a un grupo más.

El presidente de la Universidad de Texas, Gregory Fenves, informó este jueves que el cadáver hallado en las instalaciones era de una estudiante de primer año de Teatro y Danza Haruka Weiser, con 18 años.

“Con mucha tristeza me acabo de enterar por medio del departamento de policía de Austin que Haruka Weiser, una estudiante de primer año de Teatro y Danza, fue preliminarmente identificada como la víctima del homicidio ocurrido esta semana en el campus”, señaló Fenves en un comunicado de prensa la mañana de este jueves.

Fenves refirió en el documento que Haruka, originaria de Oregon, era una excelente estudiante y bailarina, respetada por sus compañeros de clase y profesores. Además, señaló que los miembros de la facultad de Danza conocieron a Haruka hace más de dos años cuando participó en el Festival Nacional de Baile de preparatoria, por lo que buscaron reclutarla y traerla a la UT.

La Policía de la Universidad de Texas supo que Haruka estaba desaparecida la mañana del lunes luego de que sus compañeras de cuarto la reportaran desaparecida.

Weiser fue vista por última vez el domingo a las 9:30 de la noche cuando dejaba el edificio de Danza de la universidad.


"Nunca llegó a su dormitorio esa noche", dijo el asistente de la policía de Austin, Troy Gray, según reseña la prensa.

Su cuerpo fue hallado el martes en un riachuelo entre el centro de estudiantes y el estadio de fútbol de la universidad.


La investigación está a cargo de la Unidad de Homicidios de la policía de Austin, la policía de la universidad y los Texas Rangers.

Hasta el momento se desconoce cómo murió la joven bailarina. La policía solo sospecha de un hombre que la noche del domingo transitaba por los alrededores del estadio de fútbol, empujando una bicicleta posiblemente roja o rosada. Esto, de acuerdo con las imágenes captadas por las cámaras de vigilancia de la universidad.

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés