null: nullpx
Acoso Sexual

El acoso sexual en el Capitolio de Texas es “tan común como decir hola", aseguran mujeres que trabajan allí

En una semana, dos medios, The Daily Beast y The Texas Tribune, han publicado investigaciones sobre hostigamiento e incluso agresiones sexuales por parte de funcionarios que laboran en el Capitolio texano. Legisladores y el gobernador afirman que buscarán mejorar el protocolo de denuncia.
15 Nov 2017 – 02:05 PM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

Una exempleada asegura que el acoso sexual en el Capitolio de Texas es “tan común como decir ‘hola’”. En una fiesta con cabilderos, un legislador le metió la mano por debajo de la falda “en cuestión de segundos”. Si no hubiese tenido la “ropa interior adecuada”, la hubiese violentado, relató la mujer al Texas Tribune.

El medio presentó este martes una investigación, basada en entrevistas con ella y dos docenas de asistentes y legisladoras, que trabajaron o siguen laborando en el Capitolio, en la que se concluye que el acoso es común y el sistema para denunciarlo, anticuado e ineficiente.

El reporte del Texas Tribune fue publicado a días de que The Daily Beast presentará los resultados de su propia pesquisa periodística. En ella destaca que un número no especificado de mujeres ha contribuido a crear una lista de 38 hombres, en las que las acusaciones van desde discriminación en el pago hasta agresión sexual en el Capitolio.

Luego de las investigaciones, publicadas en momentos en los en el país crecen las acusaciones de hostigamiento sexual y agresiones por parte de hombres en posiciones de poder, legisladores y el gobernador aseguraron que buscarán mejorar el protocolo para que se reporten este tipo de incidentes.

Denuncias: “0”


La mayoría de los entrevistados por el Texas Tribune aseguraron que el acoso por parte de hombres en el Capitolio, incluyendo legisladores, va desde comentarios degradantes y manoseo, hasta propuestas y actos sexuales, reportó la publicación.

Pero el medio encontró que a pesar del hostigamiento, “desde el 2011 no se ha presentado ni una sola queja de acoso sexual en la Cámara de Representantes o en el Senado”.

Muchos empleados no sabían que existe un protocolo para hacer este tipo de denuncias, a pesar de que está vigente desde 1995, encontró.

También detectó problemas en el sistema: una de las políticas se refiere a una agencia que no existe y en ambas cámaras los funcionarios a cargo de hacer cumplirlas, tienen “poco incentivo o autoridad para hacerlo, particularmente cuando se trata de acoso cometido por legisladores”.

El protocolo contribuye al poco control de los incidentes de hostigamiento y desalienta a las víctimas a denunciar los abusos, señala el Texas Tribune.

La exempleada que asegura que un legislador le metió la mano en la falda, por ejemplo, se sintió tan indefensa que no le contó a nadie lo sucedido.

“Para ser exitosa en este mundo, tienes que quedarte callada”, le dijo al medio.

En el reporte del Daily Beast, le exreportera de política de The Dallas Morning News, Karen Brooks, señala que durante los 16 años que cubrió la Legislatura, empleados y legisladores le hicieron propuestas inapropiadas “regularmente”.

Una vez, en un bar que está enfrente del Capitolio, un diputado la acorraló y la manoseó, le dijo Brooks al sitio, reservándose el nombre del representante.

Piden evaluar cambios

La diputada Linda Koop le mandó una carta al gobernador, y a los líderes republicanos en la Legislatura, luego de las “acusaciones perturbadoras de acoso sexual y conducta inapropiada” por parte de funcionarios públicos en Washington D.C. y Texas.

“Me preocupa la seguridad del personal, pasantes, cabilderos y todos aquellos que laboran en el Capitolio”, señaló Koop, citada por el Texas Tribune. “Gran parte de nuestro personal es joven y podría ser particularmente vulnerable a aquellos en posiciones de poder”.

El gobernador Greg Abbott aseguró en un tuit que “cualquier forma de acoso sexual en el Capitolio es inaceptable" y “trabajará en formas para detenerlo”.

El vicegobernador Dan Patrick, al responder un pedido de información del portal, aseguró que había pedido que se revisara el protocolo del Senado para “asegurarse de que sea efectivo” a la hora de proteger a todos los empleados estatales.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Representantes, Joe Straus, aseguró que ordenó revisar la política del ente y mejorarla “en lo que sea necesario”.

Vea también:

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte
RELACIONADOS:Acoso SexualTexasDiscriminaciónLocal

Más contenido de tu interés