null: nullpx
Inmigración

"La besó y la agarró”: madre de una menor presuntamente abusada en un centro de detención pide que le devuelvan a su hija

Edith Jazmín Alarcón, la madre de la menor de 14 años, recibió una llamada de las instalaciones de Southwest Key, en Phoenix, para informarle que su hija había sido víctima de abuso por un trabajador del centro. Fernando Magaz Negrete, de 32 años, fue arrestado a finales de julio.
13 Ago 2018 – 7:47 PM EDT

TUCSON, Arizona.– La madre de una menor de 14 años que fue presuntamente víctima de abuso sexual por un trabajador del centro que alberga a los niños inmigrantes que cruzaron la frontera, muchos de ellos separados de sus padres, dijo que recibió una llamada cinco semanas después de ocurrido el hecho para informarle que su hija había tenido un 'percance'.

“Señora tengo que hablar con usted, paso un percance con su hija, un señor que trabaja aquí la besó y le agarró las nalguitas”, contó Edith Jazmín Alarcón, madre de la menor, quien reside en Kerney, Nebraska, a donde llegó hace 4 años cuando emigró de El Salvador huyendo de las pandillas.

Su hija y su hijo de 7 años emigraron a principios de este año, fueron detenidos en la frontera y enviados al centro de detención administrado por Southwest Key en Phoenix, el mismo que visitó la primera dama Melania Trump, precisamente un día después de que ocurriera el presunto abuso.

La policía de Phoenix revisó los videos donde observaron a Fernando Magaz Negrete, de 32 años, ingresando al cuarto de la menor varias noches. Negrete fue arrestado a finales de julio y enfrenta cargos de abuso sexual.

“El señor le decía que te pasa? dejate....y ella le decía no, déjeme, suélteme..me da un coraje”, relató Alarcón sobre lo que le contó su hija de cómo ocurrieron los hechos. “La niña me llamó ayer llorando me dice que está desesperada y que ya no la miran igual”.

Esta madre teme que el abuso haya sido peor y que su hija tema decirle la verdad por su reacción. “Dice que no quiere que me enferme, [me dice] cuando este contigo voy hablar, me esta dando una señal, por eso no tengo paz, les exijo que entreguen a mis hijos”, enfatizó Alarcón.

El cónsul de El Salvador en Tucson, Germán Alvarez, dijo que supo del presunto abuso por terceros. El visitó la semana pasada a la adolescente en el albergue pero los funcionarios se negaron a entregar a los menores.

“No es posible que en estas instituciones que están para proteger a los menores pasen cosas como esta”, dijo Alvarez.


La madre proporcionó los documentos requeridos para liberar a sus hijos pero continúan en las instalaciones de Southwest Key.

“Cuándo me van a dar a mis hijos, denme una fecha, les suplico que me den a mis hijos, estoy desesperada”, expresó Alarcón.

La madre no comprende por qué este centro se niega a entregarle a su hija tras haber sido víctima de abuso.

Este no es el primer caso de abuso que se reportan en los centros de detención administrados por Southwest Key que albergan menores inmigrantes en Arizona.

Abrazos, llanto y emoción: las imágenes de los reencuentros entre padres e hijos que han sido separados en la frontera sur

Loading
Cargando galería


La policía de Tucson investigó varios incidentes de abuso sexual infantil en el centro de detención de menores migrantes La Estrella del Norte administrado por Southwest Key, donde actualmente se encuentran alrededor de 300 menores que cruzaron la frontera, varios de ellos separados de sus padres.

De acuerdo con los informes policiales obtenidos por ProPublica, la policía investigó acusaciones de abuso sexual que datan de 2014.

Una denuncia detalla que una niña de 6 años habría sido abusada por un menor que estaba en las mismas instalaciones y tras el incidente a ella le hicieron firmar un documento en el que se comprometía a mantenerse lejos de su abusador. Legisladores estatales piden una "investigación completa e independiente para exponer los casos de abuso y enjuiciar a los responsables".

Más contenido de tu interés