null: nullpx
dolor de estómago

Olvídate de los cólicos menstruales con estas posturas de yoga

Publicado 29 Ene 2019 – 06:07 PM EST | Actualizado 29 Ene 2019 – 06:07 PM EST
Reacciona
Comparte

Apenas es el día uno, y ya te sientes «morir» por los cólicos menstruales. Desesperada, acudes a las pastillas de siempre, las cuales tardarán, al menos, una hora en surtir efecto. Mientras, ¿qué puedes hacer?

¡Yoga! Sí, como lo lees! De acuerdo con un estudio de la Universidad de Khon Kaen, 30 minutos de esta actividad al día dos veces por semana reduce significativamente el dolor menstrual. También mejora tu estado de ánimo y condición física.

Posturas de yoga

Algunos de estos movimientos pueden eliminar o disminuir el dolor en 15 minutos. La Yoga Journal te revela los más efectivos:

Postura del arco

Acostada boca abajo, sobre una colchoneta, arquea la espalda. Respira profundamente, mueve tus brazos hacia atrás, y sujeta tus talones. La forma que debe adquirir tu cuerpo es similar al de una cuerda.

Mantén la postura durante 20 a 30 segundos, después descansa.

Evita si sufres:

  • Presión arterial alta o baja Migraña
  • Insomnio
  • Lesión grave en la espalda y cuello

Postura del puente

Sobre la colchoneta, acostada boca arriba. Estira tus brazos al costado de tu cuerpo. Mientras respiras con regularidad, dobla tus rodilla. Los talones no se deben despegar del piso. Con tranquilidad, eleva tu cadera lo que te sea posible.

Espera 20 segundos y después baja la cadera y estira las piernas. Evita si tienes lesiones en el cuello.

Otros beneficios:

  • Estira el pecho y el cuello
  • Alivia el estrés
  • Rejuvenece las piernas cansadas Mejora la digestión

Perro boca abajo

Boca abajo, con todo el cuerpo estirado, impulsa tu torso con las manos. ¡No las despegues del suelo! Con tus piernas impulsa el resto de tu cuerpo. Quedarás como una «v» invertida. Mantén esta postura por 30 segundos, después relaja.

No la hagas si tienes:

  • Síndrome del túnel carpiano
  • Diarrea
  • Presión arterial
  • Dolor de cabeza

Mirando el horizonte

Sentada en el suelo, con la piernas bien estiradas, respira y contrae el abdomen mientras que, con los brazos tratas de tocar tus pies. ¡Ojo, evita doblar el cuello! Conserva esta postura por un minuto.

Ten cuidado si tienes:

  • Asma
  • Diarrea
  • Lesiones en la espalda

Además de no tener que esperar horas para ver resultados. ¡Vas ahorrar dinero, inténtalo! Si quieres saber más del tema:

Reacciona
Comparte