null: nullpx
Entretenimiento

Juzgado ratifica a Tita Marbez como heredera universal del hijo de Cantinflas

La viuda de Mario Moreno Ivanova ha sido protagonista de un amargo pleito con los nietos del 'Mimo de México'.
12 Dic 2017 – 4:00 PM EST

Después de varios meses de una guerra de dimes y diretes con los nietos de 'Cantinflas', Aurora 'Tita' Marbez, la viuda de Mario Arturo Moreno Ivanova, el hijo de Mario Moreno, el comediante más célebre de México, ha sido ratificada por el juzgado de lo civil en Ciudad de México, como la legítima heredera universal de Mario Arturo, quien murió en mayo de 2017.

"Ha sido un proceso muy largo, pero ya se hizo la adjudicación. Yo soy la heredera universal y dueña de la marca registrada Cantinflas", señaló a la prensa al abandonar los juzgados " Lo que estoy recibiendo, es mi trabajo. Yo soy quien ha sacado adelante a la marca, me he ocupado del branding. Esto lo he hecho yo".

En fotos: la vida de Mario Moreno Ivanova, el hijo de 'Cantinflas'

Loading
Cargando galería


Los hijos mayores de Mario Arturo, Mario y Valentina, fruto de su primer matrimonio con la socialite Abril del Moral, habrían emprendido acción legal para reclamar parte de la herencia que su abuelo había legado a Moreno Ivanova, en el evento de su muerte, acontecida en abril de 1993, misma que se había visto envuelta en una tremenda controversia por más de diez años, en juicios con Eduardo Moreno Laparade, sobrino del 'Mimo de México', quien reclamaba la propiedad de los derechos de la extensa filmografía del actor.

"A ver," dijo con fastidio Marbez ante los micrófonos " Mario no dejó nada; no tengo nada que darles a sus hijos porque no hay nada. No hay bienes raíces, no hay propiedades, no hay dinero en efectivo, joyas, activos, nada. Lo único que teníamos era la marca registrada de Cantinflas y Mundo Cantinflas y ese ha sido el trabajo de mi vida; yo he sacado eso adelante. Los hijos [de Moreno Ivanova] no me han puesto ninguna impugnación al testamento y no ha habido ninguna acción legal, porque no hay nada qué dar. No hay nada qué repartir. Solo es mi trabajo".

Al preguntársele si piensa compartir algo de las ganancias que pudiera percibir de la marca con los hijos de su difunto esposo, Marbez, quien fue su tercera esposa, apuntó lo siguiente: " Podría hacerse alguna repartición, si llega a haber ganancias. Por lo pronto, lo que había, se ha usado para liquidar deudas y para reinvertirse en el branding de Cantinflas. No es un camino fácil, no es un trabajo sencillo, pero si llega a haber alguna ganancia, claro que podríamos hablar de ello. Pero, repito, para que haya algo qué dar, primero hay que producirlo".

También te puede interesar:

Más contenido de tu interés