null: nullpx
Ferrari

Prueba: Ferrari Roma, concebido para disfrutar la 'Dulce Vida'

El Ferrari Roma 2021 participa en el segmento de los coupés de lujo superdeportivos. Este es un modelo completamente nuevo para Ferrari. Aquí algunos detalles sobre nuestra corta experiencia A Bordo del Ferrari Roma.
10 Feb 2021 – 11:43 AM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

Ferrari Roma 2021

Loading
Cargando galería

El Ferrari Roma es un nuevo modelo de la casa de Maranello con motor delantero-central, tracción posterior y cuatro plazas.

Ferrari aplicó el concepto ‘ La Nueva Dulce Vida’ como parte de la campaña para promocionar el lanzamiento de este modelo, tomando como referencia a la película italiana clásica de los 60’s dirigida por Federico Fellini.

Por ello, las imágenes oficiales muestran al Ferrari Roma en los lugares más conocidos de la ciudad con la que comparte su nombre.

Diseño :
El Ferrari Roma fue diseñado teniendo en consideración comentarios de propietarios actuales de Ferrari, los que sugirieron presencia discreta. Una de las razones por las que los escudos tradicionales sobre los guardafangos delanteros son una opción en este modelo.

El diseño ‘shark nose’ fue inspirado en modelos clásicos de Ferrari de las décadas de los 50 y 60 como el 250 GT Lusso, Daytona 550 Maranello, etc. El Ferrari Roma fue concebido sobre la plataforma del Ferrari Portofino convertible.

Entre otras cosas, este es el primero que lleva faros posteriores horizontales. Estos se adaptan elegantemente a la forma de su parte posterior.


Motor, transmisión y desempeño :
El motor del Ferrari Roma es un V8 twin-turbo de 3.9 litros que ofrece un ratio de compresión de 9.45 : 1. Este es capaz de producir hasta 612 HP @7,500rpm y 561 lb-pie @3,000rpm.

El nuevo Roma emplea la misma transmisión automática de doble embrague con 8 velocidades que debutó en el Ferrari SF90 Stradale.

Este le permite acelerar hasta las 60 millas por hora en 3.1 segundos. Su velocidad máxima se encuentra limitada por encima de las 199 mph (320 km/h).

Sus modos de manejo son controlados a través del clásico selector Ferrari en el volante llamado ‘Manetino’.

Su sistema de frenos emplea rotores ventilados y perforados. Al frente, sus discos son de 15.35” (39 cm) de diámetro, mientras que en el eje posterior son de 14.17” (36 cm).

Consumo :
Las cifras oficiales muestran un rango de consumo entre 17 millas por galón en la ciudad y 22 en la autopista (7.23 / 9.35 km/l).

Su tanque de gasolina puede alojar hasta 21.13 galones (80 litros), proyectando una autonomía de entre 359 y 465 millas (575 – 744 km).

Interior, comodidad y carga :
Por supuesto, los materiales en la cabina del Roma son de primera calidad. Siguiendo el estilo discreto en el exterior, encontramos pocos emblemas en el interior.

Después del Ferraro SF90, este es el segundo producto de la casa italiana que reemplaza los indicadores analógicos por tecnología digital. Frente al conductor, se ubica una enorme pantalla de 16”, mientras que en la consola central sobresale una de 8.4”.

Encontramos una tercera pantalla digital frente al copiloto. Esta ha sido elegantemente integrada a la consola de manera horizontal para mostrar información limitada y configurable al acompañante.

En cuestiones de espacio, detrás de la segunda fila de asientos con dos plazas muy apretadas, el Roma ofrece 9.6 pies³ (272 litros), y con todos los asientos posteriores plegados hasta 12.2 pies³ (345 litros).

Manejo:
Mi experiencia de manejo A Bordo del Ferrari Roma fue extremadamente limitada (menos de 20 minutos), por lo que no puedo presentar una opinión objetiva.

Esperamos la próxima -y extendida- oportunidad de pasar tiempo con el Roma que me prometió Ferrari. Esten pendientes.

Versiones - Precios iniciales :
- Ferrari Roma - $222,620

Garantías :
- Limitada: 3 años o millas ilimitadas
- Tren de mando: 3 años o millas ilimitadas
- Mantenimiento: Incluido por 7 años o millas ilimitadas

Competidores Directos :
- Aston Martin DB11
- Bentley Continental GT
- Porsche 911 Turbo

Reacciona
Comparte
Publicidad