publicidad

Consejo de Seguridad de la ONU condena misil de Corea del Norte y trabaja en sanciones

Consejo de Seguridad de la ONU condena misil de Corea del Norte y trabaja en sanciones

Anunció que está trabajando en una nueva resolución que incluirá más sanciones que espera aprobar "lo más rápido posible".

ONU condena lanzamiento de Corea del Norte Univision

El Consejo de Seguridad de la ONU condenó el lanzamiento de un misil por parte de Corea del Norte y anunció que está trabajando en una nueva resolución que incluirá más sanciones que espera aprobar "lo más rápido posible".

Los quince miembros del máximo órgano de decisiones de Naciones Unidas condenaron "en los términos más enérgicos" la última acción del régimen norcoreano, al término de una reunión convocada de urgencia que se celebró a puerta cerrada.

Para la maquinaria de propaganda de Corea del norte, el lanzamiento de un cohete de largo alcance el domingo dejó un glorioso rastro de "fascinante vapor" en el cielo azul. Para la presidenta surcoreana y otros líderes mundiales fue una prueba prohibida de peligrosa tecnología de misiles balísticos, y una nueva "provocación intolerable".

El cohete se lanzó desde la costa oeste de Corea del Norte y fue rastreado por separado por los gobiernos de Estados Unidos, Japón y Corea del Sur. No se registraron daños por los restos deprendidos del cohete.

Corea del Norte, que describe sus lanzamientos como parte de un programa espacial pacífico, dijo haber puesto en órbita un nuevo satélite de observación de la Tierra, el Kwangmyongsong 4, o Estrella Brillante 4, menos de 10 minutos después del despegue. Pyongyang prometió más lanzamientos similares. Un funcionario estadounidense dijo que podría llevar días comprobar si el lanzamiento tuvo éxito.

publicidad

El lanzamiento se produjo poco después de la cuestionada afirmación norcoreana sobre que el país habría probado una bomba de hidrógeno. Estados Unidos y Japón no tardaron en pedir una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas el domingo, indicando que Pyongyang había violado un veto del consejo sobre los lanzamientos de misiles balísticos.

Visitantes observan Corea del Norte desde Panmunjon.
Visitantes observan Corea del Norte desde Panmunjon.

¿Está amasando un arsenal nuclear?

Los cohetes y pruebas nucleares de Corea del Norte están considerados como pasos cruciales hacia el objetivo definitivo del país de amasar un arsenal nuclear de misiles de largo alcance. Bajo el mando de su gobernante Kim Jong Un, Corea del Norte ha prometido ampliar su arsenal nuclear a menos que Washington retire lo que Pyongyang considera una política hostil dirigida a derribar el gobierno de Kim.

En un paso que preocupará tanto a Corea del Norte como a China, Seúl y Washington acordaron iniciar conversaciones sobre un posible despliegue del sistema antimisiles estadounidense THADD en territorio surcoreano, según anunció a la prensa un alto cargo del Ministerio surcoreano de Defensa, Yoo Jeh Seung.

publicidad

Corea del Norte critica desde hace años la presencia de 28,500 soldados estadounidenses desplegados en Corea del Sur, y Beijing vería la presencia del THAAD, uno de los sistemas de defensa de misiles más avanzados del mundo, como una amenaza a sus intereses en la región.

En un comunicado que empleaba el lenguaje habitual de propaganda norcoreana, la Administración Nacional de Desarrollo Aeroespacial de Corea del Norte celebró la belleza del "fascinante vapor de la estela del satélite Juche en el cielo despejado y azul de la primavera en febrero, en el umbral del día de la Estrella Brillante". Juche es una filosofía norcoreana centrada en la autosuficiencia, mientras que la alusión al día de la Estrella Brillante se refiere al 16 de febrero, cumpleaños del exdictador Kim Jong Il. Corea del Norte ha lanzado cohetes en otras ocasiones con motivo de aniversarios importantes.

Un objeto no identificado es fotografiado en el cielo desde Dandong, China.
Un objeto no identificado es fotografiado en el cielo desde Dandong, China.


Un destructor surcoreano equipado con el sistema Aegis detectó el lanzamiento del cohete a las 9:31 de la mañana, indicó el portavoz del Ministerio de Defensa Moon Sang Gyun. La primera fase del cohete calló en el mar ante la costa occidental de Corea del norte a las 9:32 y el cohete desapareció de los radares surcoreanos a las 9:36 sobre el mar. No se registraron daños por el lanzamiento en Corea del Sur.

El Mando Estratégico de Estados Unidos emitió un comunicado indicando que había detectado y seguido un misil lanzado con una trayectoria en dirección sur, pero que no suponía una amenaza para Estados Unidos ni sus aliados.

La emisora japonesa NHK mostró imágenes de un objeto visible en los cielos de la isla de Okinawa, en el sur, que se cree corresponden al cohete. El portavoz jefe del gabinete, Yoshihide Suga, dijo a la prensa que no cayeron restos del aparato en territorio japonés.

publicidad

Las condenas globales dieron inicio casi de inmediato.

La presidenta surcoreana, Park Geun-hye, describió el lanzamiento como una "provocación intolerable" y dijo que los esfuerzos de su vecino por desarrollar su capacidad de misiles "sólo pretenden mantener el régimen" en Pyongyang. La mandataria criticó al gobierno norcoreano por ignorar las penurias de su población.

Soldados de Corea del Sur observando el lanzamiento en TV
Soldados de Corea del Sur observando el lanzamiento en TV

¿Lanzamiento de satélite o prueba de misil?

Estados Unidos, Corea del Sur y otros consideran que el lanzamiento es una prueba prohibida de tecnología misilística. La sospecha se basa en el hecho de que Corea del Norte ha buscado abiertamente fabricar misiles con ojivas nucleares capaces de alcanzar el territorio continental estadounidense, y que la tecnología empleada para lanzar un satélite al espacio puede ser aplicada a un misil de largo alcance.

Un cohete se considera vehículo de lanzamiento espacial cuando se usa para poner un satélite en órbita, pero se considera misil cuando transporta una bomba.

Consecuencias

Es casi seguro que el Norte será objeto de sanciones de las Naciones Unidas por el lanzamiento.

Pero los críticos dudan de que las sanciones puedan impedir que Corea del Norte siga desarrollando su programa nuclear y misilístico debido a que China, el último mayor aliado y mayor benefactor del Norte, con poder de veto en el Consejo de Seguridad de la ONU, no está dispuesta a colaborar en la aplicación de sanciones duras a Pyongyang.

publicidad

China teme que demasiadas presiones sobre Corea del Norte pudieran causar el desplome de su aliado, desatando una ola de refugiados por la frontera norte y estableciendo una Corea unificada con fuerzas estadounidenses.

“Violación flagrante”

Mientras, en un comunicado, la principal asesora de seguridad nacional del presidente Barack Obama, Susan Rice, urgió a la comunidad internacional a permanecer unida para demostrar a Corea del Norte que sus acciones "deben tener graves consecuencias".

Este lanzamiento es "otra acción desestabilizadora y provocadora", según Rice.

Además, constituye "una violación flagrante de múltiples resoluciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas", agregó la asesora de Obama.

Los programas de misiles y armas nucleares de Corea del Norte "representan graves amenazas a nuestros intereses, incluyendo la seguridad de algunos de nuestros aliados más cercanos", afirmó Rice.

En otro comunicado emitido poco después, el secretario de Estado de EEUU, John Kerry, llamó a actuar de modo "firme" y "unido" en el Consejo de Seguridad de la ONU, "con medidas que dejen clara la determinación de la comunidad internacional de hacer frente a la búsqueda por parte de Corea del Norte de capacidades de misiles balísticos".

Kerry calificó el lanzamiento de "gran provocación que amenaza no solamente la seguridad de la península coreana, sino de toda la región y de Estados Unidos".

publicidad

OTAN pugna por el derecho internacional

El secretario general de la OTAN, Jens, Stoltenberg, expresó en un comunicado su "firme condena" al lanzamiento del cohete que, recordó, se produce tras el ensayo nuclear que el país llevó a cabo el pasado 6 de enero.

Subrayó que el lanzamiento "es una violación directa de cinco resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas", que prohíben a Corea del Norte el uso de tecnología balística.

"La OTAN continúa pidiendo a las autoridades norcoreanas que cumplan con sus obligaciones bajo el Derecho internacional, que no amenacen o conduzcan lanzamientos haciendo uso de tecnología de misiles balísticos y que se abstengan de otras acciones que supongan una provocación", añadió Stoltenberg.

"Una amenaza a la paz”

La Alta Representante de la Unión Europea (UE), Federica Mogherini, dijo que ese lanzamiento es otra "rotunda y grave violación" de las obligaciones internacionales de Corea del Norte, establecidas en distintas resoluciones de las Naciones Unidas, y recordó que se produce tras el "extremadamente serio e ilegal test nuclear" del pasado 6 de enero.

"Estas acciones representan una amenaza directa a la paz internacional y a la seguridad en la región y agravan aún más las tensiones en la península de Corea", señaló Mogherini en un comunicado.

publicidad

Subrayó, asimismo, que Corea del Norte "debe cumplir sus obligaciones internacionales y abandonar sus programas para desarrollar misiles balísticos, instalaciones nucleares y armas de destrucción masiva de manera completa, verificable e irreversible".

La Alta Representante subrayó que el país también debe evitar "cualquier acción que pudiera aumentar las tensiones regionales".

Señaló, por último, que la UE "está en estrecho contacto con todos sus socios y trabajará con el Consejo de Seguridad de la ONU, que se reunirá hoy en una sesión de emergencia, para abordar este acto".

La cautela de China

Por su parte, China, el mayor aliado de Corea del Norte, reaccionó con cautela, y aunque "lamentó" la iniciativa, llamó a la calma para evitar una escalada de tensiones.

Una portavoz del Ministerio de Exteriores, Hua Chunying, subrayó en un comunicado que China "lamenta" que su aliado insistiera en lanzar el cohete basado en tecnología de misiles balística, si bien Pyongyang defiende que era para poner en órbita un satélite.

"Corea del Norte debería tener derecho a un uso pacífico del espacio exterior, pero este derecho está actualmente restringido por las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU", señaló Hua.

“Absolutamente intolerable”

Por su parte, Rusia condenó el lanzamiento diciendo que era un duro golpe a la seguridad regional, incluida la de Corea del Norte. "Pyongyang hizo caso omiso de los llamamientos de la comunidad internacional y volvió a cometer una violación flagrante de las normas del derecho internacional", indicó un comunicado del Ministerio de Exteriores ruso.

publicidad

El primer ministro japonés, Shinzo Abe, calificó el lanzamiento de "absolutamente intolerable" y de "clara violación" de las resoluciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, que prohibió a Pyongyang ensayar con misiles balísticos intercontinentales.

Gran Bretaña "condenó firmemente" el lanzamiento y Francia pidió una respuesta "rápida y severa" del Consejo de Seguridad de la ONU, que se reunirá de urgencia este domingo a puerta cerrada, a pedido de Estados Unidos, Corea del Sur y Japón.

La última violación norcoreana a las resoluciones de la ONU que le prohíben ensayar misiles y armas atómicas fue el ensayo nuclear norcoreano del 6 de enero.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad