null: nullpx
Turismo espacial

"Una experiencia única en la vida": Richard Branson se convierte en el primer multimillonario en viajar al espacio a bordo de su propia nave

Sobre la nave de Virgin Galactic, la empresa que fundó hace 17 años, Branson protagonizó este vuelo al espacio de su compañía en el que pudo disfrutar de unos minutos de ingravidez sobre el cielo del sur de Nuevo México, adelantándosele a su rival, Jeff Bezos, de Blue Origin.
11 Jul 2021 – 02:22 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

El multimillonario británico Richard Branson, fundador del gigante Virgin, realizó este domingo un exitoso viaje a los límites en donde empieza el espacio a bordo de su propio cohete junto a cinco empleados de su compañía. "Es una experiencia para toda la vida", dijo Branson desde la nave.

"Felicitaciones a todo nuestro maravilloso equipo de Virgin Galactic por 17 años de arduo trabajo para llevarnos tan lejos", dijo el fundador de la compañía, de 70 años, durante la transmisión en vivo, ya cuando la VSS Unity volvía a la tierra.

El vuelo se retrasó por las condiciones meteorológicas, pero finalmente salió sobre las 10:40 am ET y duró aproximadamente una hora.

Para iniciar la travesía, el enorme avión de Virgin Galactic realizó un despegue horizontal desde la base Spaceport America y comenzó a ascender hasta los 15 kilómetros de altura desde donde soltó al avión espacial que llevaba adosado, el VSS Unity, en el que viajaba la tripulación.

Tras ser liberado, el VSS Unity encendió su motor supersónico para seguir elevándose y llegar al espacio a un máximo de unas 53 millas (85 km) de altura, en donde sus tripulantes pudieron disfrutar de unos pocos minutos de ingravidez admirando la curvatura de la Tierra a través de las ventanas de la cabina.

A diferencia de Blue Origin y SpaceX, que lanzan cápsulas sobre cohetes impulsores reutilizables, Virgin Galactic usa un avión de fuselaje doble para elevar a otro avión más pequeño, el VSS Unity, del tamaño de un jet privado, conducido por dos pilotos y con otros tres tripulantes, incluido Branson.

Finalmente, el VSS Unity regresó planeando y aterrizó exitosamente en la pista.

A bordo de esta nave de Virgin Galactic, la empresa que fundó hace 17 años, Branson protagonizó este vuelo al espacio de su compañía, haciendo realidad un sueño que tenía desde niño.

Branson había llevado una dramática cuenta atrás los últimos días en Twitter. El multimillonario no tenía pensado tripular una de sus naves hasta finales del verano pero reajustó las fechas de su vuelo para adelantársele a su rival, Jeff Bezos, fundador de Blue Origin, quien anunció que formaría parte de un vuelo de su compañía que saldrá desde el oeste de Texas el próximo 20 de julio.

Además de adelantarse a Bezos, con el vuelo de este domingo Branson también quería dar confianza a las más de 600 personas que ya tienen reservas para salir al espacio con Virgin Galactic y atraer a nuevos interesados en el turismo espacial, un nuevo mercado que a pesar de los altos precios tiene cada vez más demanda, generando una verdadera carrera espacial entre los tres principales competidores: Branson, Bezos y Musk.

Un adelanto de los vuelos comerciales

Virgin Galactic llegó al espacio por primera vez en 2018 y luego otra en 2019. En mayo de 2020 repitió la hazaña, con una tripulación mínima, y el mes pasado recibió el permiso de la Administración Federal de Aviación (FAA) para comenzar a volar con clientes, algo que no piensan hacer antes del próximo año.

Tras el vuelo de este domingo, la compañía tiene pensado otros dos vuelos de prueba antes de arrancar definitivamente con sus viajes comerciales, para inicios de 2022. A largo plazo, Virgin Galactic espera realizar unos 400 vuelos anuales, informó la AFP.

Personas de 60 países diferentes, incluidas algunas celebridades de Hollywood, ya han comprado billetes para volar al espacio con Virgin, a un precio entre 200,000 y 250,000 dólares.

Las reacciones de los rivales

Ante este primer viaje tripulado de Richard Branson a bordo de uno de los aviones de Virgin Galactic, Jeff Bezos ha dicho públicamente que dada la altura que alcanzará Branson en su nave este no debería considerarse un viaje espacial, pues no superará los 100 kilómetros (62 millas), la llamada línea Kárman.

El vuelo de Virgin Galactic alcanzará una altitud de 80 kilómetros (unas 50 millas), lo cual, a decir de Bezos, solo el 4% del mundo reconoce como el límite en donde empieza el espacio.

Restándole importancia al vuelo de Branson, Bezos aseguró que, en cambio, el New Shepard de su compañía "vuela por encima de ambos. Uno de los beneficios de volar con Blue Origin", aseguró, promocionando a su empresa.

Por su parte, el fundador de SpaceX, Elon Musk dijo en Twitter que asistiría al despegue de Virgin Galactic este domingo. "Te veré allí para desearte lo mejor", le dijo a Branson. Y en efecto, poco antes de subir a bordo, Branson publicó una foto junto a Musk.

"Un gran día por delante. Es maravilloso empezar el día con un amigo. Me siento bien, me siento excitado, me siento listo", dijo Branson en Twitter.

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés

Default

Default