Queremos animar, no disminuir, el espíritu emprendedor. Y sabemos que hay una ‘Mejor Manera’

“Queremos dar rienda suelta al potencial estadounidense –liberar a todos de la montaña de papeles y procesos burocráticos– de modo que todos puedan pasar su tiempo, talento y dinero en el trabajo y las causas que les interesan a ustedes”.
14 Oct 2016 – 12:39 PM EDT


Este mes, celebramos a empresarios, innovadores, maestros, artistas, y visionarios de la comunidad hispana que han contribuido mucho a nuestra cultura y forma de vida.

Son la expresión de una creencia central de los estadounidenses en todas partes: que no importa su origen, uno es capaz de imaginar lo que es posible y hacerlo una realidad.

Pero en algún momento en el camino, sin embargo, hemos perdido de vista esta ambición. Políticas de gobierno, las cuales actúan como si el ‘gobierno lo supiera todo’ han llevado a que por primera vez en nuestra historia como nación, nuestras próximas generaciones heredarán una realidad menos próspera que la de sus antepasados. El sueño Americano esta siendo lentamente reemplazado por un sueño de “indiferencia”. Para empeorar la situación, el pueblo estadounidense siente que ha perdido su voz en su gobierno. Sabemos que hay una mejor manera.
Queremos que sea más fácil para todos los estadounidenses establecer sus familias, iniciar negocios, y trabajar hacia una vida mejor.

Para hacer esto una realidad, tenemos que disminuir el peso y carga por parte del gobierno, que cada vez incrementa en la vida de los estadounidenses. Esto se puedo lograr mediante la reconsideracion de temas, como nuestro código tributario, regulaciones gubernamentales, educación, cuidado de salud, y la lucha contra la pobreza. El plan de política presentado por los republicanos de la Cámara Baja en el Congreso, conocida como una ‘Mejor Manera’ aborda los mismos. Este plan desafía los retos que estadounidenses en todo el país enfrentan día a día, ofreciendo soluciones reales con políticas claras y eficaces.

Administre su negocio a su manera

La tierra de oportunidades comienza con un buen trabajo. Esto debido a que un trabajo es mucho más que un cheque al fin del mes. Un trabajo y la oportunidad de crear empleos por parte de dueños de nuestra pequeñas empresas, ofrece a la gente un sentido de propósito, al mismo tiempo que crea un sentido de comunidad debido a la contribución de todos aquellos involucrados.

Con el surgimiento de nuevas empresas, los pequeños negocios hoy representan más de la mitad de todos los trabajos en los Estados Unidos. Pequeñas empresas administradas o fundadas por minorías son el segmento de mas rápido crecimiento a nivel nacional. En referencia a la comunidad hispana, esto se traduce en un incremento del 46,3% a 3.3millones de negocios entre el año 2007 y el 2012.

Queremos animar, no disminuir, este espíritu empresarial, y esto comienza con una conversación seria sobre el aumento de impuestos y regulaciones que vienen con ser dueño de un negocio.

Muy a menudo el gobierno se interpone en el camino, queriendo regular todo: desde pago por tiempo extra, hasta los charcos de lodo, pasando por licencias para peinado y trenzado de pelo. Las nuevas reglas sobre el pago de horas extras recientemente publicadas por el Departamento de Trabajo tienen el potencial de ser devastadoras para la clase media de nuestro país.

Estos reglamentos cuestan miles de dólares por empleado cada año, y causan que los dueños de negocios en todo el país gasten incontables horas y se ahoguen en un sinnúmero de papeleos burocráticos innecesarios. Peor aún, estas situaciones son a menudo causadas por burócratas anónimos en Washington DC, que no son responsables ante el pueblo estadounidense: las mismas personas a las que están afectando.

Por lo tanto, introdujimos nuestra ‘ Mejor Manera para la reforma de impuestos’ y nuestra ‘ Mejor Manera de hacer crecer nuestra economía’, porque usted sabe mejor que el gobierno cómo administrar su negocio.

Esto no solo se trata de regulaciones: queremos crear un código tributario más simple, más justo, y tan simple que quepa un una tarjeta postal. Se trata de dar al pueblo estadounidense tranquilidad.

Queremos dar rienda suelta al potencial estadounidense –liberar a todos de la montaña de papeles y procesos burocráticos– de modo que todos puedan pasar su tiempo, talento y dinero en el trabajo y las causas que les interesan a ustedes, nuestros mandantes, no al revés.

Flexibilidad para familias

La familia es un regalo, y es un don que merece protección y cuidado con todos los recursos disponibles.

No hay familias idénticas, por lo cual no debería haber enfoques uniformizadores para el cuidado de salud y la educación: esa es la base de nuestro plan 'Mejor Manera'.

Cuando se implementó la 'Ley de Cuidado de Salud Asequible', se eliminaron los planes de salud de bajo costo para garantizar el cumplimiento normativo, dejando a muchas familias sin opciones asequibles para el cuidado de salud de sus seres queridos.

Nuestra ‘ Mejor Manera para arreglar el cuidado de la salud’ está diseñada para ofrecer atención médica de alta calidad al mayor número de personas con el menor costo posible. Las familias necesitan flexibilidad para elegir lo que mejor se adapte a sus necesidades, prioridades y presupuestos.

Las familias también necesitan opciones en cuanto la educación de sus hijos.

Hemos escuchado a estudiantes y padres que han pasado por las escuelas autónomas o 'charter schools' que han sido diseñadas para satisfacer sus necesidades y las de sus comunidades, y los resultados hablan por sí mismos.

Solamente en Washington, D.C., el 90% de los estudiantes que participaron en el programa 'Opportunity Scholarship Program' se graduaron. Esto es un 32% mayor que las escuelas públicas de la misma ciudad. Este éxito se refleja en el 88% de estos estudiantes que irán a la universidad.

Eso es lo que queremos para todos en este país: no importa la cantidad de dinero que alguien tenga, o su raza, sexo, edad o clase social, ni los retos que puede enfrentar. Es por eso que estamos promoviendo una Mejor Manera.

En diciembre del 2015, el proyecto de ley 'Every Student Succeeds Act (que cada estudiante sea exitoso)' (ESSA), fue aprobado y se convirtió en ley. La misma fue la reforma de educación más integral en más de dos décadas, y se dirigió a corregir problemas graves en la normativa anterior.

Esta ley redujo el papel del gobierno federal en la educación de nuestros hijos, porque una formula especifica no sirve para todos, y las políticas de arriba hacia abajo nunca funcionan. Se restauró el control local en educación y se empoderó a los padres de familia incrementando sus opciones educativas. No toda escuela es para todos los niños.

Proporcionando a padres de familia la capacidad de satisfacer las necesidades educativas de sus hijos –sobre todo los que están en desventaja, tienen necesidades especiales, o están aprendiendo inglés–, podemos garantizar una mejor educación, de más alta calidad, para todos los niños en el país.

Abramos más puertas para los estudiantes estadounidenses. Ampliemos sus opciones educativas. Y proporcionémosles el fundamento para ser los próximos innovadores, empresarios, médicos, artistas e ingenieros de Estados Unidos.

Buscar una vida mejor

Los burócratas no pueden contemplar todas las complejidades de diferentes comunidades, con diferentes necesidades y desafíos en todo el país.

Sin embargo, lo que sale del DC son políticas de una sola talla que solo instalan retenes para las comunidades minoritarias por el mucho poder que les quita a los gobiernos locales.

El sistema de bienestar actual está diseñado para atrapar a las personas. Alguien que fue criado en la pobreza, es muy probable que se mantenga en ella. El sistema atrapa a todos, desde individuos hasta familias enteras. 46,7 millones de estadounidenses cayeron por debajo de la línea de pobreza, incluyendo a más del 21% de hispanoestadounidenses. Nadie debería ser obligado a vivir de esta manera.

Nuestra ‘ Mejor Manera para combatir la pobreza’ recompensa el trabajo, adapta beneficios para satisfacer las necesidades de las personas, y hace que sea más fácil para las familias ahorrar dinero y planificar para el futuro.
Al final del día, lo que hacemos es –y debe ser– por la gente, no solo por política. Estamos comprometidos con la restauración de su voz en nuestro gobierno representativo para que todos puedan vivir con calma y valentía buscar una vida mejor.

Cathy McMorris Rodgers representa el quinto distrito de Washington Presidenta de la Conferencia republicana de la Cámara | Mario Díaz Balart representa el distrito 25 de Florida y es miembro de las comisiones de asignación de recursos y de presupuesto de la Cámara de Representantes.

Nota: La presente pieza fue seleccionada para publicación en nuestra sección de opinión como una contribución al debate público. La(s) visión(es) expresadas allí pertenecen exclusivamente a su(s) autor(es) y/o a la(s) organización(es) que representan. Este contenido no representa la visión de Univision Noticias o la de su línea editorial.

Publicidad