null: nullpx
Crímenes

Acusan a pastor presbiteriano de abuso sexual; prometía 'succionar a los demonios'

Tres hombres y una mujer acusaron de abuso sexual a un pastor de la iglesia presbiteriana en Nueva Jersey, luego de que este les practicara sexo oral durante un supuesto 'exorcismo para liberar a los demonios'.
25 Jul 2019 – 8:58 AM EDT

Un pastor presbiteriano de Nueva Jersey fue acusado de abuso sexual contra cuatro personas luego de que les prometiera ‘succionar los demonios de su cuerpo’.

Tres hombres y una mujer presentaron una demanda en contra del reverendo William Weaver y de la propia Iglesia Presbiteriana en la que se desempeñó como pastor durante 39 años. Lo hicieron ante la Corte Superior del Condado de Middlesex, acusándolo de agresiones sexuales, tras acercarse a él con la intención de encontrar ayuda a sus problemas.

Weaver, de 69 años, ofrecía consultas privadas en las que prometía a los hombres que, al expulsar su semen a través del sexo oral, "alejaría" de ellos a los demonios.

Así era el supuesto ritual

De acuerdo con el portal Newsweek, los hombres acusadores describieron durante sus declaraciones ante el presbiterio que en el presunto exorcismo, Weaver les ordenaba que se desnudaran y se acostaran, les ponía una ‘moneda de ángel' sobre la frente y piedras en cada uno de sus brazos, para luego comenzar a realizarles sexo oral.

El religioso se justificaba citando rituales nativos americanos y pasajes de la Biblia, en los que se invita a los seguidores de Cristo a "ponerse la armadura de Dios".

AJ Meeker, uno de los hombres afectados, relató que comenzó a visitar a Weaver en el año 2000 para hablar de problemas familiares, cuando él tenía apenas 20 años.

"Me niego a permanecer en silencio por más tiempo. Tengo que asegurarme de que esto nunca vuelva a pasarle a nadie más", señaló Meeker en su declaración.

El denunciante también contó que en algunas ocasiones el pastor le pedía que abriese la boca y metía en ella su lengua, "para comprobar si tenía algo en mi boca o mi garganta". Cuando el ritual derivaba en sexo oral el pastor se tragaba el semen "y luego se le veía escupir pedazos de metal o plástico" en una bolsa de muestras, como prueba de los demonios que había sacado de su cuerpo, explicó Meeker.

Jared Staunton otro de los denunciantes, dijo que tras el abuso, el reverendo lo miró a los ojos, y afirmó que ya no tenía que tener miedo pues a partir de entonces él era su protector. Y le besó en los labios.

Tras una primera denuncia ante el Presbiterio de Elizabeth, la autoridad eclesiástica local inició una investigación en la que encontraron pornografía y otras cosas que fueron calificadas como "múltiples actos de idolatría y conducta sexual inapropiada" por parte de Weaver.

El hallazgo llevó al presbiterio a ordenar un juicio eclesiástico pero el pastor renunció justo un día antes y se marchó a una comunidad vallada en un pueblo vecino, a apenas una hora de Linden, informó Newsweek.

Por este motivo los denunciantes acusaron también a la propia iglesia y llevaron su demanda a un tribunal civil, que según medios locales, se ha negado a comentar sobre el caso hasta el momento.

Mira también:


Escándalos sexuales, fortuna y drogas: líderes religiosos que han generado controversia

Loading
Cargando galería
Publicidad