Asesinatos

La Policía suma otro ataque a un asesino en serie en Phoenix y ofrece 50,000 dólares por su captura

Las autoridades que investigan la aparición del primer asesino serial en Phoenix en una década confirmaron que un tiroteo no mortal perpetrado a mediados de julio sería obra suya.
4 Ago 2016 – 5:01 AM EDT

Un asesino en serie al que se le atribuyen ocho ataques, en los que han muerto siete personas y dos resultaron heridas, ha puesto en jaque a las autoridades de Phoenix (Arizona), que ofrecen 50,000 dólares de recompensa por pistas que ayuden a su detención.

Las autoridades que investigan la aparición del primer asesino serial en Phoenixen una década informaron el miércoles que un tiroteo que tuvo lugar el pasado 11 de julio - esta ocasión sin víctimas mortales - sería autoría del sospechoso, que comenzó a actuar el pasado marzo.

El incidente ocurrió en un barrio del centro de Phoenix, cuando una persona disparó al interior de un vehículo ocupado por un hombre de 21 años y un niño de cuatro, señaló el sargento Jonathan Howard, vocero de la policía, que no proporcionó más detalles.


En total, siete personas fallecieron por disparos y dos más resultaron heridas en ataques que comenzaron el 17 de marzo. La mayoría ocurrieron en el barrio obrero de Maryvale, aunque dos tiroteos, incluido el más reciente, sucedieron en el centro de la ciudad.

Tres hispanos figuran en la lista de los homicidios de este sospechoso que parece seguir un patrón.

Ataques al anochecer

Según la policía, las víctimas fueron atacadas después del anochecer cuando estaban de pie fuera de su casa o sentadas en vehículos. Así puede dispar una persona sentada en un automóvil o que salió en ese momento de un auto.

Todavía no se ha establecido el motivo de los ataques y los investigadores de momento no han revelado las evidencias que les lleva a vincular todos los casos.

Las autoridades creen que los crímenes fueron cometidos por un hombre alto de poco más de 20 años, pero dejan abierta la posibilidad de que haya participado alguien más. Se cree que el sospechoso utilizó varios vehículos, incluido un sedán BMW Serie 5 negro.

La policía tiene pocas pistas sobre el sospechoso y solicita la colaboración ciudadana por lo que ofreció una recompensa de 50,000 dólares por información que conduzca a un arresto.

"Nuestra mayor esperanza es que la identidad de este hombre venga de la comunidad", dijo Howard.

El último caso de un asesino serial en Phoenix fue entre los años 2005 y 2006, cuando seis personas fueron asesinadas y 19 más resultaron heridas en una serie de tiroteos al parecer aleatorios, por los que dos hombres fueron condenados.

Lea también:

RELACIONADOS:AsesinatosEEUUPolicíaPhoenix
Publicidad