Calibre 50

Calibre 50: 'Somos románticos, somos corrideros, somos de todo'

Insisten que no hay rivalidad entre la gente y la música de Culiacán y Mazatlán. Excepto en una cosa.
6 Jul 2016 – 8:59 AM EDT

Tuvimos la oportunidad de platicar con los chicos de Calibre 50 quienes están nominados para los Premios Juventud 2016 en las categorías artista hispano favorito en gira oficial en los Estados Unidos, artista favorito de Regional Mexicano y mejor tema novelero por “Aunque ahora estás con él” que aparece en la introducción de la novela protagonizada por Rebeca Jones, Que te perdone Dios. Muy amablemente y con el carisma que los caracteriza, nos hablaron sobre la diferencia entre la gente y la música de distintas regiones de Sinaloa. Tambien nos contaron cómo no solo sobrevivieron a la censura en 2011 sino lograron el éxito a pesar de ella y tocamos el tema de su clásico “El Inmigrante”.

Además, el vocalista y líder del grupo, Edén Muñoz, nos contó sobre cómo ha cambiado el corrido con el tiempo y nos explicó el origen de su dueto con el Komander, “Qué tiene de malo”. Para finalizar, les preguntamos cómo es que llegaron a ser la canción principal de una telenovela de Televisa y si se han vuelto más románticos o siguen siendo corrideros. Acá con ustedes, desde Mazatlán, abriendo brechas desde 2010 y pa'lante.

Raquel Miserachi: Hablemos de su exitazo “Culiacán Vs. Mazatlán”. ¿Qué diferencia hay entre la gente de Mazatlán y la de Cuiliacán si ambos bandos son sinaloenses?
Edén Muñoz, Calibre 50: La comida es diferente. Nosotros tenemos playa y ellos no. Ellos son borrachos y nosotros no.[Risas]. Las mujeres de Culiacán son poquititititito, así como no queriendo, poquito más guapas que las de Mazatlán. [Risas]

¿Tienen alguna rivalidad?
No hay ninguna rivalidad. En lo absoluto. La música sí es un poco diferente pero todos somos sinaloenses, construimos la identidad de nuestro estado y lo representamos con nuestra música.


¿Hay alguna diferencia entre la música regional que se hace en Mazatlán y la que hacen en Culiacán?
Hay unos estilos de tocar y de ejecutar. Sí hay diferencias, pero sin duda ambas regiones representan la música de Sinaloa. Mazatlán es más bandero y Culiacán es un poquito más norteño pero eso no quita que haya muy buenas bandas en Culiacán y viceversa.

¿Cómo lograron el éxito a pasear de la censura en 2011?
El estilo de Calibre 50 no solamente se enfoca en los corridos. Sí tuvimos ciertas limitantes con la censura pero supimos adaptarnos bien al momento. Cuando censuraron los corridos en la radio mexicana decidimos cambiar un poquito los estilos y sacar otro tipo de canciones. Gracias a Dios esa ha sido una de las pautas que marcó Calibre 50, que no solo está inclinado a los corridos.

Hoy más que nunca parece que “El Inmigrante”, su éxito de 2013 es relevante por las declaraciones de Trump y el bloqueo de la reforma migratoria. ¿La gente responde más efusivamente ahora cuando la tocan en vivo?
“El Inmigrante” ya es un clásico por la temática de la inmigración, pues es una conversación que se ha tenido y se va a seguir teniendo siempre. Cuando la inmigración genera controversia en la política y en los medios, la gente retoma la canción. Sí creo que particularmente en este momento prendió mucho el tema.


Parecería que la escribieron hace unos meses. ¿Creen que los problemas para los migrantes siguen siendo los mismos de siempre o se han puesto peor?
Como nosotros no estamos en esa situación, y gracias a Dios tenemos la fortuna de trabajar aquí con una visa, tal vez no estamos tan empapados de qué tanto ha empeorado o mejorado la situación para la gente sin papeles. Sin duda alguna entendemos y empatizamos con esas condiciones pues tenemos amigos y familiares aquí que están en esa posición aunque no lo vivimos de lleno. Por supuesto que estamos con toda nuestra gente que está en este proceso. Siempre hay una esperanza. A la gente que obra bien, que trabaja bien y que hace las cosas bien, en algún momento le va a ir bien. Se tiene que arreglar.

¿Qué diferencia hay entre los corridos que hacía Chalino Sánchez en los 90 y los que hacen ahora en Sinaloa desde 2010?
El corrido ha evolucionado. Antes se cantaba lo que se vivía en ese momento. Igual que ahora. Hoy se canta lo que se vive y tal vez un poquito más. Nosotros como autores a veces exageramos un poco para darle tensión dramática a las historias. A veces le echamos un poquito más de crema a los tacos y otras al revés, matizamos las cosas para que no se escuchen tan fuertes. Como intérpretes y autores de corridos somos parte de la evolución social y cantamos sobre lo que vemos.

¿Habían tocado con El Komander antes de hacer “Qué tiene de malo”?
Habíamos compartido escenario pero nunca habíamos hecho un dueto.


¿Por qué fue importante esta canción en particular y porqué la hicieron a dueto con El Komander?
En ese lapso de tiempo los dos proyectos estaban pasando por un buen momento y creo que fue una decisión acertada. No solo por ser dos intérpretes de corridos y tener relevancia en el género, sino porque el tema es más social que un corrido convencional. En México estábamos pasando por una etapa en la que la gente que escuchábamos corridos o los hacíamos estábamos muy satanizados. No era muy bien visto. A partir de esa canción como que se destapó la cloaca. Muchos fans de clóset del corrido empezaron a sentir más libertad de escuchar el género. Nosotros tuvimos la fortuna de escribir esa canción y colaborar con otro gran artista, sino que nos tocó abrir esa brecha. Como siempre, a Calibre 50 se ha caracterizado por abrir esa vereda para que otros grupos puedan hacer lo que les gusta.

¿Cómo llega una canción de Calibre 50 a ser el tema principal de una telenovela de Televisa a pesar de la censura?
Nos llegó la invitación para hacer la canción de Que te perdone Dios y la aceptamos con mucha emoción. Fue algo nuevo para Calibre 50. Creo que marcó la pauta. Veníamos en un buen momento, estábamos trabajando muchísimo y gracias a la novela subimos un escaloncito más. Nos dio mucho impulso en cuestión de trabajo. Las novelas son tesoros nacionales que tienen alcance mundial. Abarcamos muchos géneros diferentes, se incorporaron nuevos integrantes a la banda. Fue una etapa muy buena y un paso más grande para Calibre 50.

¿Creen que se han puesto románticos con el paso del tiempo o siguen siendo rudos?
Somos versátiles. Siempre nos gusta hacer lo opuesto a lo que está haciendo todo el mundo en el momento. Si de pronto en el mercado todo mundo anda muy romántico pues nosotros hacemos un corrido, o una cumbia como en el caso de “La Gripa”. Podemos sacar cosas del estilo del mismo “Qué tiene de malo” que es un corrido muy social, o corridos más fuerte como “Se quedaron a 3 pasos”, pero siempre hemos sido muy auténticos y muy originales en ese sentido. Nos gusta eso. Abrir caminos y ser multifacéticos. Somos románticos, somos corrideros, somos de todo.


RELACIONADOS:Calibre 50CorridoTelenovelasAlfredo RíosRegional Mexicano

Más contenido de tu interés