null: nullpx
Violaciones

Sistema de Universidades de California investigó 113 quejas de mala conducta sexual en tres años

Entre enero de 2013 y abril de 2016, dicho organismo recibió 113 denuncias que van desde conducta inapropiada a la agresión sexual en por lo menos diez planteles.
2 Mar 2017 – 8:01 PM EST

LOS ÁNGELES, California.- El caso de Luz Portillo, una exalumna de la Universidad de California en Santa Cruz que recién obtuvo una compensación de 1.15 millones de dólares tras denunciar que su profesor la violó, es solo la punta del iceberg ante múltiples acusaciones de mala conducta sexual que en los últimos tres años han señalado a maestros y personal del sistema de Universidades de California (UC).

Entre enero de 2013 y abril de 2016, dicho organismo de educación superior recibió 113 denuncias que van desde conducta inapropiada a la agresión sexual en por lo menos diez planteles, según un resumen elaborado por la oficina de la presidenta de UC, Janet Napolitano, según un reporte de la agencia AP.

Alrededor del 58% de las denuncias provinieron del personal, mientras que el 35% fueron presentadas por estudiantes. En el 7% restante se desconoce la fuente o se trata de acusaciones anónimas.

El informe de Napolitano cita que casi uno de cada diez casos involucró agresión sexual “incluyendo el tocamiento de par íntimas del cuerpo”, y resalta que dos tercios de las persona acusadas de mala conducta han dejado de laborar para la Universidad de California.

Este reporte se elaboró luego de diversos alegatos de acoso sexual y reclamos de que se impusieron castigos “relajados” a profesores veteranos en la Universidad de California en Berkeley. Por ejemplo, Sujit Choudhry, antiguo decano de la Facultad de Derecho y quien recibió solo un recorte salarial y la orden de someterse a consejería como castigo desde que de que una investigación confirmó en 2015 los alegatos de que repetidamente besó y tocó a un subordinado.

Respecto a la denuncia interpuesta por la exalumna Luz Portillo, de UC Santa Cruz, alega que fue víctima de una agresión sexual el 13 de junio de 2015 por parte de Héctor Perla Jr, quien en ese entonces trabajaba como profesor del instituto. La queja además acusa a los oficiales de la universidad de no “abordar el acoso sexual y la violencia sexual que involucra a miembros de su facultad”.

Por su parte, los funcionarios del plantel afirmaron que las alegaciones presentadas por Portillo en 2015 fueron investigadas y Perla, su presunto agresor, había sido apartado de sus funciones mientras se realizaban las averiguaciones. Perla presentó su renuncia en junio de 2016.

Otro caso que acaparó los reflectores ocurrió en la universidad de Stanford, que no es parte del sistema UC. Y es que el agresor, el estudiante Brock Turner, fue condenado por agredir sexualmente a una joven inconsciente, pero recuperó en septiembre su libertad al cumplir la mitad de la condena de seis meses que le impuso un juez.

Turner fue condenado por intento de violación, penetración de una persona inconsciente y penetración de una persona intoxicada. Los cargos podrían haberle supuesto hasta 14 años en prisión, pero el magistrado Persky consideró que una pena larga podría tener un "impacto severo" en el convicto.

Estas fotos muestran con crudeza la indignación por el abuso sexual en universidades

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés