null: nullpx
Logo image
ViX

El cohete de Elon Musk llevará cannabis al espacio como parte de una curiosa misión

Publicado 18 Dic 2019 – 12:14 PM EST | Actualizado 18 Dic 2019 – 12:14 PM EST
Reacciona
Comparte

Elon Musk es una de las personalidades más relacionadas con la nueva carrera espacial. Space X, una de sus principales empresas, tiene el orgullo de ser una de las proveedoras de cohetes y naves espaciales más importantes del mundo.

El 8 de diciembre del 2019 una cápsula de SpaceX Dragon atracó con éxito en la Estación Espacial Internacional, con el objetivo de llevarles a los astronautas casi 3 toneladas de víveres y otros aditamentos necesarios para su estadía.

La próxima misión de abastecimiento está programada para marzo del 2020 y entre toda la comida e instrumentos que llevará el SpaceX Dragon también habrá una carga muy particular: cannabis.

Una variante de esta peculiar planta será enviada a la Estación Espacial Internacional, por parte de la empresa de tecnología agrícola Front Range Biosciences.

La planta, conocida como cáñamo, es una variante legal de la marihuana debido a que contiene niveles muy bajos de Tetrahidrocannabinol, el principal psicoactivo del cannabis.

Los cultivos permanecerán en una incubadora de la EEI durante 30 días, mientras que BioServe Space Technologies, socio del proyecto, los monitorea de forma remota desde la Universidad de Colorado.

Después de un mes en el espacio, las plantas de cannabis regresarán a la Tierra para que se estudie el efecto que tuvo la microgravedad y la radiación espacial en la expresión genética del cultivo.

El CEO de Front Range, Jonathan Vaught, asegura que existen teorías sobre que las plantas en el espacio presentan mutaciones, y este experimento busca comprobarlas.

Otro de los objetivos de la investigación es saber si estas mutaciones se mantienen una vez que las plantas regresan a la Tierra, y si eso puede derivar en nuevas aplicaciones comerciales.

Front Range Biosciences proporcionará los cultivos de plantas, mientras que SpaceCells aportará la gestión y la financiación del proyecto. Por su parte, BioServe tiene el hardware ideal para albergar los cultivos de una forma segura durante el vuelo y en la Estación Espacial.

BioServe trabajará de la mano con los astronautas de la NASA, para transferir el nuevo hardware a la Estación Espacial Internacional y ejecutar el experimento.

La incubadora está programada para mantener una temperatura ideal durante los 30 días de la investigación. Las condiciones ambientales, como la humedad, serán controladas vía remota.

Échale un ojo a esto:

Reacciona
Comparte