null: nullpx
blanco

Eiza González nos enseñó a transformar una simple camisa blanca en un outfit elegante

Publicado 21 Dic 2018 – 04:14 PM EST | Actualizado 21 Dic 2018 – 04:14 PM EST
Reacciona
Comparte

Eiza González tiene el talento de escoger prendas sencillas que, en conjunto, logran verse espectaculares. Su estilo tiende a ser más sencillo e incluso un poco minimalista, pero la actriz siempre consigue verse lista para una sesión fotográfica. Lo vemos en sus atuendos con jeans y también con camisas blancas.

Aquí te presentamos algunos ejemplos junto con las técnicas que utiliza para crear bellos conjuntos.

#1 Perfecto para la oficina

Una demostración ocurrió durante el programa de Jimmy Kimmel. Eiza fue invitada para platicar sobre su película Welcome to Marwen. La artista llegó con camisa blanca de manga larga y pantalón negro. Una apuesta poco arriesgada, podrías pensar. Eso sí, fácil de imitar e ideal para trabajar.

(No olvides darle clic a la derecha para ver el resto de las fotos).

Fueron dos detalles los que le dieron el factor "wow". Uno fueron las grandes mangas bombachas que le brindaron una silueta interesante. El otro, fue el cinturón que colgaba sobre una de sus piernas y que se movía al caminar. El corte a la cintura de su pantalón definió su pequeña cintura.

#2 Tan fresca como juvenil

En la gira de promoción de Baby Driver, Eiza caminó por la alfombra roja con una falda corta y blusa blancas. Para contrastar, las complementó con un chaleco largo anudado al frente y con brillo a cada lado. Este y los zapatos fueron negros. Parece ser que le gusta esta pareja duocromática, ¿no crees?

En esta ocasión, la mezcla de texturas fue la que le dio variedad a su look. Está la pedrería del chaleco, los olanes al frente de la camisa, la falda repleta de pliegues y los brillantes tacones con un pompóm peludo. Combinar una falda de este estilo con una camisa formal creó un conjunto elegante y divertido a la vez.

#3 Hermosa y recatada

Durante el estreno de Baby Driver, Eiza González conversó con los asistentes con un look que tuvo un toque vintage. De nuevo escogió piezas recatadas que cubrieron la mayoría de su cuerpo. Fíjate cómo la blusa fajada hizo que su cintura se viera aún más delgada.

Lo ajustado de la falda abrazó su cadera, mientras que los pliegues en el borde le dieron movimiento a su outfit. La hilera de botones al frente combinó a la perfección con la de las mangas. Y aunque la camisa estaba cerrada hasta el cuello, todos esos detalles provocaron que no se viera aburrida o demasiado seria.

¿Cuál de estas tres opciones fue tu favorita?

Seguro te interesará:

Reacciona
Comparte