null: nullpx
accesorios para la cocina

Cómo elegir las mejores ollas y sartenes para tu cocina

Publicado 6 Oct 2014 – 10:00 AM EDT | Actualizado 26 Mar 2018 – 10:34 AM EDT
Reacciona
Comparte

Renovar la cocina no siempre significa pintar de un nuevo color o cambiar los gabinetes. ¡También hay que renovar las ollas y sartenes!

Ya sea porque estás estrenando tu primera cocina o porque tus cacerolas están pidiendo la jubilación, te enseñamos cuáles son los distintos materiales en que son fabricadas las ollas y sartenes, para que puedas escoger el más adecuado para tu cocina.

#1 Cobre

Los mejores chefs confían en las cacerolas de cobre, que reaccionan a los cambios de temperatura rápidamente. Las mejores ollas y sartenes son las de cobre de tres capas, con un núcleo de aluminio para eliminar puntos calientes y distribuir el calor uniformemente, y un interior de acero inoxidable.

Si escoges cacerolas de este material, ten en cuenta que tendrás que pulir el cobre con un limpiador especial.

#2 Acero inoxidable

¿Quién se puede resistir al look profesional de una cacerola de acero inoxidable pulido? Las sartenes de calidad incluyen un 18% de cromo y un 10% de níquel para evitar el óxido y la pérdida de brillo, mientras que algunas tienen otro metal adherido a la base.

#3 Aluminio

Una cacerola de aluminio transmitirá bien el calor, pero no es tan resistente ni tan duradera como otros materiales. El aluminio se puede transferir a ciertos alimentos durante la cocción, aunque los acabados esmaltados y antiadherentes logran impedirlo.

#4 Aluminio duro anodizado

Las ollas de aluminio duro anodizado han pasado por un proceso electroquímico, por lo que la superficies son súper duras, no porosas y resistentes al rayado. Por lo general tienen un revestimiento antiadherente.

#5 Hierro fundido

Aunque demoran en calentarse, las sartenes de hierro fundido retienen bien el calor. Cuentan con un acabado con esmalte exterior e interior, o a veces con un interior antiadherente. Ten cuidado al levantar estos pesos pesados.

#6 Revestimiento cerámico

Se trata de una alternativa al antiadherente común. La ventaja es que el revestimiento cerámico no libera toxinas nocivas incluso si se sobrecalienta.

#7 Vidrio

La ventaja de las ollas y sartenes de vidrio es que no se deforman, no se oxidan, no acumulan residuos y puedes ver lo que estás cocinando de un vistazo.

Como puedes ver, tienes muchas opciones para escoger las mejores ollas y sartenes para tu cocina. Se trata de elegir aquellas que mejor se adapten a tus necesidades y presupuesto. ¿Ya pensaste qué vas a hacer con las ollas viejas? ¡ Aprende cómo reutilizar ollas viejas para decorar la casa!

Reacciona
Comparte