Entretenimiento

Fuera de peligro Adrián Martín Vega, el niño cantante que padece hidrocefalia

Sus padres, Rafael y Antonia, comunicaron este jueves que el menor fue dado de alta y continuará su recuperación en la casa.

Tras permanecer hospitalizado durante 18 días, la mayor parte de los cuales se mantuvo en condición crítica, el niño cantante Adrián Martín Vega fue dado de alta este jueves, según informó su familia a través de las redes sociales, desde su natal Málaga, España.

Adrían, quien nació con hidrocefalia, estuvo grave el fin de semana del 21 de enero, cuando su padre Rafael lo llevó a la sala de emergencias del Hospital Materno Infantil de Málaga pues el artista de 13 años no cesaba de quejarse de dolor de cabeza y comenzó a vomitar, alertándolos de que algo estaba muy mal. Al ser sometido a exámenes, los especialistas detectaron que las válvulas que drenan el líquido que acumula en su cerebro no estaban funcionando correctamente.

En cuestión de horas, Adrián Martín, quien se dio a conocer con su interpretación del tema 'Que bonito', fue operado en dos ocasiones. "Apenas habla o se mueve", había advertido su hermana Sara, mientras que Rafael y Antonia, padres del cantante, temían por los resultados de la tercera cirugía a la que tenía que ser sometido pues era la más complicada. Los médicos le colocaron un mecanismo mucho más moderno para ayudarle a combatir los efectos de la hidrocefalia.

El miércoles de la semana pasada, Adrián Martín fue operado durante cerca de seis horas, saliendo todo "muy bien", según dijo su padre. Una semana después, su recuperación ha sido tan impresionante que los médicos le han dado el alta para que continúe mejorando, desde su casa. "No tenemos palabras para agradecerles las infinitas muestras de cariño y apoyo que hemos recibido durante estos días, les damos las gracias desde el corazón", publicaron sus padres en su perfil de Instagram.

Rafael Martín y Antonia Vega especificaron que "a partir de ahora, nuestra prioridad es centrarnos en Adrián, en que recupere poco a poco la normalidad, su día a día, y sobre todo que vuelva a disfrutar de lo que más ilusión le hace en este mundo... su contacto con la música".