null: nullpx
Evergreen

7 veces en las que Meghan Markle rompió las reglas y fue regañada, pero Kate Middleton no

Publicado 12 Mar 2021 – 06:13 PM EST | Actualizado 12 Mar 2021 – 06:13 PM EST
Reacciona
Comparte

La corona real británica estuvo en el ojo del huracán después de la entrevista que dieron los duques Meghan Markle y el príncipe Harry a Oprah Winfrey. Ambos hablaron sobre la presión y lo poco felices que eran al estar bajo las reglas de la corona.

Meghan siempre fue duramente criticada por todo lo que hacía a comparación de otros royals, específicamente con Kate Middleton, la esposa de el príncipe William. Pese a que parece mentira, existen pruebas de cómo fueron vistas al momento de romper los protocolos reales y la percepción cambió completamente.

1. Usar un bolso cruzado

Las mujeres de la familia real usan bolsos de mano con bastante regularidad, pero cuando Meghan quiso variar optó por un bolso cruzado. Esto se hizo noticia y la acusaron de no seguir las reglas impuestas por la corona.

Cuando Kate hizo lo mismo al usar un accesorio para complementar un vestido rosa, nadie le dio importancia y lo dejaron pasar.

2. ¿Y el sombrero?

La esposa del príncipe Harry se caracteriza por no ser convencional y en su primer evento oficial, fue criticada por no llevar un sombrero cuando conoció a la reina. De acuerdo a la experta en realeza, Katie Nicholl, esa es una de las veces que el palacio se molestó severamente con Meghan.

Por otro lado, nadie se preocupó cuando ni Kate ni Camilla llevaron sombrero en un compromiso con la reina en 2012. Aquel día también fue importante para la madre de 3, pues fue uno de sus primeros compromisos. ¡Esto confirma cómo solo estaban sobre Meghan desde que salía con Harry!

3. Abrazar a los civiles

La corona británica frunció el ceño cuando la princesa Diana comenzó a tener contacto físico con los civiles, ya que eso no estaba permitido. Meghan siguió su ejemplo y en sus apariciones públicas ha repartido abrazos, lo cual es bien recibido por sus admiradores pero ante la reina y compañía no es un buen comportamiento.

Kate también hizo lo mismo mucho antes de que la actriz americana llegara a la vida de Harry, aunque jamás lo llamaron una ruptura de protocolo.

4. Un vestido muy criticado

Meghan tiene un exquisito gusto por la moda y esto le ha causado varios problemas a la realeza por supuestamente "enseñar de más". En 2018 la integrante de la serie Suits lució este vestido rosa con hombros descubiertos para celebrar el cumpleaños de la reina Isabel y los medios lo catalogaron como inapropiado.

Curiosamente, Kate no recibió más que elogios por su vestido rojo sin hombros un año antes. Fue descrito como sexy y muy adecuado para la temporada de calor. ¡Todavía no entendemos ese cambio de actitudes cuando ambas hicieron una elección acertada y lucen bellísimas!

5. ¿Muy corto?

A la realeza casi le da un infarto cuando vieron a Meghan con un vestido blanco que mostraba "mucha pierna" y no aprobaron ese look estando embarazada. A ella no le importó mucho lo que dijeran los demás, la pobrecita ya estaba acostumbrada a ese tipo de ataques directos que solo eran reforzados por los medios.

A muchos se les olvidó que Kate usó un vestido similar para un evento cuando también esperaba a uno de sus retoños y las reacciones que recibió fueron positivas.

6. Una polémica por un par de sandalias

Las sandalias de plataforma no son un calzado propio para los eventos, según la reina Isabel, pero Meghan en más de una ocasión las usó para estar más cómoda. De hecho, también en una ocasión se las quitó para caminar por la arena y su "mala acción" le dio la vuelta al mundo.

Kate también es fan de usar este tipo de calzado y por allá del 2016 los medios la felicitaron por mostrar los zapatos más versátiles. En los artículo s no había ni una sola mención sobre el protocolo real o sobre cómo la reina no le da la aprobación al calzado.

7. Un problema con la Navidad

Mucho se habló de que Meghan Markle y el Príncipe Harry se saltaron la Navidad con la Reina en 2019 para celebrar con la madre de la actriz y se dijo que era una gran falta de respeto a su majestad.

La pareja no era la primera en hacer esto, ya que Kate y el príncipe William hicieron lo mismo en 2016 para celebrar las fiestas con los padres de la duquesa de Cambridge. ¡Eso sí, nadie dijo nada negativo sobre ello!

Al ser miembro de la familia real se espera un comportamiento, pero Meghan al ser más libre en cuanto a su manera de expresarse, desató una serie de críticas sobre su vida. La presión casi la destruye y por eso terminó alejándose.

Ve también:

Reacciona
Comparte