null: nullpx

Sea usted el juez: Chevrolet Corvette 2020 vs. Nissan GT-R NISMO 2020

Una vez más, los astros se alinean a nuestro favor para presentarnos una oportunidad única: tener al alcance de nuestras manos un Chevrolet Corvette 2020 acompañado de un Nissan GT-R NISMO 2020. La eterna leyenda estadounidense y el poderoso Godzilla. Dos estandartes en materia de deportividad bajo nuestra lupa. Conoce a continuación sus detalles.
11 Nov 2019 – 05:00 PM EST
Reacciona
Comparte
1/10
Comparte
Los contrincantes

El Chevrolet Corvette es un carro legendario. Sus inicios se remontan a la década de los años 50 y con casi siete décadas de historia, éste no ha dejado de evolucionar. En esta su octava generación, el Corvette da inicio a una nueva era, gracias a su arquitectura de motor central, con la que pretende alcanzar niveles aún más altos de desempeño. No obstante, este cambio ha generado todo tipo de opiniones, desde admiración total por debutar en terrenos fuera de su zona de confort hasta decepción por considerar que el deportivo prácticamente ha perdido su esencia y se aleja demasiado de su naturaleza.

Por otro lado, tenemos al Nissan GT-R, un contrincante relativamente nuevo que desde su lanzamiento en 2009 domina donde sea que vaya. A diferencia del Corvette que fue totalmente renovado para esta edición 2020, el GT-R se ha limitado a recibir pequeñas actualizaciones a lo largo de estos 10 años. ¿Para qué cambiar lo que funciona? La unidad a la que tuvimos acceso está preparada por NISMO, la división de automovilismo y tuning del fabricante japonés, e incluye componentes y tecnología aplicada en el GT-R NISMO GT3, el cual destaca en el deporte motor.
Crédito: Univision
2/10
Comparte
Arquitectura

Desde su concepción, el Chevrolet Corvette había respetado tres atributos principales: motor delantero, tracción trasera y carrocería de fibra de vidrio. Durante 66 años, esta formula fue siempre una constante para cada Corvette que salía, a escala, desde las líneas de producción. Sin embargo, con el debut del C8, el Corvette oficialmente adopta una nueva arquitectura con el motor ubicado detrás de los asientos de pasajeros. Este cambio pone más peso sobre el eje trasero, lo que se traduce a más tracción y la capacidad de acelerar más rápido. Además, esta configuración permite que el carro cambie de dirección de una manera más fácil y que el conductor tenga una mejor visibilidad, pues al no contar con un motor al frente, la línea del capó puede ser más pronunciada.

En el caso del Nissan GT-R, su motor está ubicado al frente. Un auto con estas características y que además emplee tracción trasera, por mucha potencia y torque que genere, si no posee el peso adecuado en la parte posterior, los neumáticos sencillamente tienen menos agarre y la furia de su mecánica es desaprovechada. Los ingenieros de Nissan tomaron en cuenta este detalle y equiparon al GT-R con un sistema de tracción total para que toda la potencia fuera canalizada a cada una de las cuatro ruedas. Su transmisión, caja de transferencia y diferencial trasero están colocados en la parte posterior, permitiendo que el GT-R tenga una distribución de peso casi perfecta (53/47). Pero aún más importante es que cada rueda es empujada contra el suelo con aproximadamente el mismo peso.
Crédito: Univision
3/10
Comparte
Mecánica

El Chevrolet Corvette está motivado por un motor V8 LT2 de 6.2 litros con la capacidad de producir 495 caballos de fuerza y 470 lb-pie de torque. Este motor LT2 de última generación se combina con la primera transmisión doble embrague y ocho velocidades de Chevrolet. Desafortunadamente, el fabricante no tiene en sus planes lanzar una versión de transmisión manual. Con el paquete Z51, el Corvette acelera de 0 a 60 mph (98 km/h) en 2.9 segundos, mientras que la versión base completa la misma prueba en 3.0 segundos. Además, recorre el cuarto de milla en 11.2 segundos y su velocidad máxima es de 123 mph (198 km/h).

Por su parte, el Nissan GT-R NISMO es una bestia de 600 caballos de fuerza y 481 lb-pie de torque gracias a su motor V6 twin-turbo de 3.8 litros, el cual se encuentra acoplado a una transmisión automática de doble embrague y seis velocidades. Aún no existen cifras oficiales, pero se estima que al GT-R NISMO le tome tan solo 2.5 segundos acelerar de 0 a 60 mph (98 km/h). Univision
4/10
Comparte
Exterior

En el apartado estético, las líneas de esta nueva generación del Chevrolet Corvette es una evolución orgánica del C7, con una expresión atlética, audaz y futurista; aunque Chevrolet tampoco niega su inspiración en aviones de combate, tales como el F-22 Raptor y el F-35 Lightning. Por los lados destacan las grandes tomas de aire verticales que ayudan a múltiples sistemas de enfriamiento, además de mejorar su desempeño aerodinámico. Cuatro terminales acentúan la parte trasera, acompañadas de faros similares a los del Camaro y un alerón con un diseño moderno que añade hasta 400 libras de carga aerodinámica.

En el caso del Nissan GT-R NISMO, su diseño no es del todo encantador, pero sí peculiar. Es básicamente lo mismo que hemos visto a lo largo de todos estos años con añadidos de materiales livianos para mejorar su eficiencia aerodinámica, disminuir su peso y otorgar un manejo más estable a altas velocidades. Su capó, guardabarros, techo, alerón, fascia trasera y umbrales están fabricados a base de fibra de carbono. Además de ser agradables a la vista, aportan a su desempeño.
Crédito: Univision
5/10
Comparte
Interior

En el interior del Chevrolet Corvette, la consola y el tablero de instrumentos se encuentran orientados hacia el conductor, lo que crea un ambiente con toques de auto de carreras. Además, el Corvette nunca había contado con tantas opciones para ser personalizado, con seis variaciones de color para el interior, seis para el cinturón de seguridad y otras dos para las costuras. El tablero incluso cambia de diseño y color dependiendo del modo de manejo en que se encuentre.

El Nissan GT-R Nismo es más conservador en este apartado, por no decir anticuado. El estilo de la cabina se inclina más a los años 2000 que al 2020. De hecho, su actualización más importante en el interior ocurrió en 2016 cuando Nissan reinventó el sistema de información y entretenimiento, eliminó una cantidad de botones y reorganizó algunos controles. No cabe duda de que fue un cambio necesario, pero de nuevo, el GT-R se ve en la necesidad de recibir cambios importantes. Por ahora, destacan sus asientos Recaro, el volante forrado en Alcantara y los detalles icónicos en color rojo. Univision
6/10
Comparte
Precio

Durante la presentación del Corvette 2020, una de las promesas de Chevrolet fue que el auto costaría menos de $60,000 y así fue: la octava generación del Corvette arranca en $59,995. Eso sí, una vez se le da rienda suelta a los gustos y preferencias, la lista de opciones extras puede catapultar su etiqueta a más de $100,000. Para gusto, los colores, pero sin duda es interesante saber que no es necesario desembolsar una cantidad de dinero descabellada para disfrutar de un auto de altas prestaciones.

El Nissan GT-R NISMO 2020 se encuentra en el otro extremo, pues su precio inicial es toda una locura: $212,435. En otras palabras, esta edición es $35,190 más cara que la edición anterior y el doble de caro que la variante regular del GT-R. Recordemos que hace 10 años, cuando el GT-R llegó a los Estados Unidos, su precio era de $70,475. Muchas de las mejores de este NISMO hacen que la edad sea solo un número, pero el número de su etiqueta es otra historia.
Crédito: Univision
7/10
Comparte
Nuestro editor Jaime Gabaldoni mostró estos dos autos en Despierta América. Puedes ver el video en este link: Analizamos dos superautos que darán mucho de qué hablar en el 2020. Crédito: Univision
8/10
Comparte
¿Cuál escogerías tú? Univision
9/10
Comparte
Chevrolet Corvette 2020 en las instalaciones de Univision en Doral, Florida. Crédito: Univision
10/10
Comparte
Nissan GT-R NISMO 2020 en las instalaciones de Univision en Doral, Florida. Crédito: Univision
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés