publicidad
Gemma Busoni ha querido que la realidad virtual y el “coding” se acerquen más a las niñas y a minorías como los hispanos.

La latina de 17 años que ha convertido la realidad virtual en una experiencia cotidiana en las escuelas

La latina de 17 años que ha convertido la realidad virtual en una experiencia cotidiana en las escuelas

La salvadoreña Gemma Busoni cofundó una empresa que diseña experiencias de realidad virtual para programas educativos. Sus esfuerzos la llevaron a compartir con la primera dama en la Casa Blanca, a aparecer con ella en una revista y a ser aceptada por 16 universidades.

Gemma Busoni ha querido que la realidad virtual y el “coding” se acerque...
Gemma Busoni ha querido que la realidad virtual y el “coding” se acerquen más a las niñas y a minorías como los hispanos.

Gemma Busoni se pone unas gafas que la transportan a otro mundo. Tiene 17 años, y sea creando videojuegos, aplicaciones o experiencias de realidad virtual, su vida anda muy lejos de lo usual.

Ha recibido cartas de aceptación de 16 universidades y este mes ocupa la portada de la revista juvenil Seventeen junto a la primera dama Michelle Obama.

“Que estas universidades me hayan aceptado es un gran orgullo, algo bien importante en nuestra familia. Mi mamá agarró una beca, el White House Scholarship, para venir aquí y ella quiere que yo también estudie para agarrar una vida buena”, explica Gemma.

Aparecer en la edición de mayo de Seventeen es apenas un símbolo de su trayecto educativo.

Gemma llegó a Estados Unidos de El Salvador cuando tenía 3 años con una profunda conciencia sobre la importancia de los estudios como vía para un futuro mejor para ella y los suyos.

“Siempre he querido llegar a la universidad para avanzar y expandir mi conocimiento de ingeniería de computadoras y programación”, escribió Gemma en el ensayo por el que la revista la eligió junto a Zaniya Lewis para compartir con la primera dama en la Casa Blanca.

En ese escrito, Gemma contó cómo ha debido superar obstáculos para poder llegar a la universidad. En su caso, siguiendo la pista de su interés por el “coding” en un campo dominado por niños que cada vez busca atraer a más minorías como los hispanos y más niñas.

publicidad

El coding es parte del campo STEM, carreras y materias relacionadas a las ciencias (Science), tecnología (Technology), ingeniería (Engineering) y matemáticas (Math) que se han perfilado como las disciplinas del futuro.

La historia de Gemma de abrirse paso en el “coding” por ella y por otros jóvenes -a través de talleres y eventos como maratones de programación en Los Angeles como Code Day para exponer a escuelas secundarias locales a las ciencias de computación- resonó con la iniciativa Better Make Room, una campaña educativa de Michelle Obama que promueve la educación superior.

Adolescente hispana llega a la Casa Blanca por su trabajo en tecnología /Univision

Hablar de educación con la primera dama todavía le arranca sonrisas.

“Lo más que me impresionó de ella es la mentalidad que tiene. Nos dijo que no importa lo que pase tienes que seguir trabajando para aprender más. Que si no hubiese trabajado como lo hizo no habría llegado a Princeton o Harvard”, cuenta Gemma quien se graduó anticipadamente de USC Hybrid en Los Angeles.

Contar esa experiencia le hace acordarse de su mamá, que un día le dijo que estaría “en el White House”.

“Mi mami está bien feliz, me dice por el próximo año no me puede regañar por nada”, comparte entre risas.

Del trabajo a la universidad

Alrededor de un año atrás, Gemma cofundó junto al guatemalteco Josh Maldonado la empresa Discovr Labs que diseña experiencias de realidad virtual que enriquezcan la experiencia académica de estudiantes de kínder a duodécimo grado.

publicidad

“Diseñamos lo que quieran. Hacemos simulaciones de enfermería, desarrollamos experiencias de historia o del esqueleto, lo que la escuela quiere. Y hace una gran diferencia, escuelas que no pueden tener un laboratorio de enfermería por lo costoso que es, pueden tener estas experiencias”, explica.

Lo que empezó como juegos que creaba y competiciones como Hackathons, sirvió de puente a la empresa que ha impulsado al compás de sus estudios. De este punto no hay vuelta atrás por lo mucho que le gusta la realidad virtual.

“La realidad virtual es ‘a whole new world’ porque es otra realidad y otro mundo que permite hacer experiencias completamente nuevas”, cuenta Gemma de lo mucho que le divierte este campo.

Los pensamientos de Gemma andan en diversos canales, y la universidad es uno de ellos. Debe escoger ahora entre universidades como Cal State East Bay, Cal Poly Pomona, University of the Pacific, University of Massachusetts, University of Missouri y Hofstra University, entre otras, para seguir sus estudios en computación e ingeniería.

Por el momento, se inclina por Cal Poly Pomona atraída por su programa de computación.

De acuerdo con Gemma, no sintió pereza de solicitar a diversas universidades por sus ganas, el apoyo de sus maestros y el de la beca Quest Bridge que le ayudó a preparar su solicitud a todas las escuelas.

Pero Gemma ya decidió que tomará un ‘gap year’ (un año sabático) “para viajar y aprender muchas cosas” antes de iniciar la vida universitaria. La universidad es esa meta suya y de su madre que no pierde fuerzas.

publicidad

Gemma describe la universidad como un pasaje a una buena educación, un cambio de vida, un mejor trabajo.

“Mami siempre me dijo tienes ir a la universidad. Nunca se me ocurrió no ir a la universidad”.

Lea también:

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad