null: nullpx
Cargando Video...

La Rosa de Guadalupe - 'Niño milagro'

Univision7 Nov 2019 – 12:00 AM EST

Comparte

[gritos]

>> un poquito más para atrás.

[sirenas]

>> cuando faltan menos de 14

horas para que cumplan una

semana enterrados en vida,

empiezan a salir a la boca

del túnel, tres bebés rescatados

aquí del hospital juárez.

ahora es cuando van a sacar

al primero de los bebés.

después de que ha sido revisado

por los pediatras.

de aquí irá directamente a un

centro de recuperación.

bebé: [llora]

doctor: ya se podrán llevar

a al niño.

le quedaron algunas secuelas,

sobre todo en una pierna.

pero es por tanto tiempo

y tantos días debajo

de los escombros.

pero pudimos salvarle la vida.

leonardo: gracias, doctor.

le da un gran alivio a mi

familia.

doctor: nosotros hacemos lo

que podemos, pero su sobrino ha

demostrado una gran

fuerza por aferrarse a la vida.

es increíble,

con su permiso.

enfermera: disculpen, quisiera

entregarles esta medalla de la

virgen de guadalupe.

cuando su sobrino llegó al

hospital, la tenía agarrada

en su mano.

chela: ¿reconoces esta medalla?

leonardo: no, nunca se la vi

a mi hermana.

chela: ¿está segura que la traía

mi sobrino?

enfermera: por supuesto,

yo misma atendí a francisco el

día en que llegó.

a nosotros también nos pareció

un poco extraño que un niño

siendo tan pequeño, estuviera

tan aferrado a ella.

pero no hay otra explicación,

seguramente era de su madre.

leonardo: a lo mejor,

pero no recuerdo habérsela

visto.

gracias.

enfermera: con permiso.

chela: ya descubriremos

una explicación a la medalla

de la virgencita.

gracias, madre mía.

gracias por estar con mi sobrino

en esta dura prueba que tuvo

que pasar, a tan pocos días

de nacido.

es muy lamentable por todo

lo que estás pasando, hermano.

>> yo tampoco quisiera separar

a mi familia, pero ahora que mi

mujer ya no está,

no podría cuidar de todos mis

hijos.

por eso les agradezco tanto

que se hagan cargo del bebé.

leonardo: lo hacemos con mucho

gusto, cuñado.

para eso somos familia.

para apoyarnos cuando más se

necesita.

tania: entonces, ¿por qué no nos

quedamos todos aquí?

>> ya se los expliqué,

aquí no cabríamos todos,

y seríamos mucha carga

para tus tíos.

por eso tú y javier se van a

ir a vivir con mis papás.

mientras que omar se queda

conmigo.

tania: todo esto no hubiera

pasado si mi mamá no se hubiera

embarazado estando tan grande.

chela: no exageres.

todavía estaba en edad de tener

un bebé.

además, lo que pasó no se podía

evitar.

un temblor es algo que no se

puede predecir.

>> no tiene caso que se quejen.

mejor despídanse,

sus abuelos los están esperando.

tania: yo los espero afuera.

chela: tenle paciencia.

terminará comprendiendo que como

falleció mi cuñada,

a todos nos afectó.

vas a ver cómo con el tiempo,

se va a curar todo esto.

leonardo: listo, ya están aquí

las cervezas.

voy a ponerlas en el

refrigerador para que no se

entibien.

francisco: listo, mamá.

ya está la mesa.

chela: ay, te quedó muy bien.

no hace falta nada.

francisco: ahora que viene mi

papá y mis hermanos,

quiero que estén contentos.

chela: lo van a estar.

verás que la vamos a pasar

muy bien.

[ríe]

[timbre]

francisco: ¡ya llegaron!

>> ¡qué gusto verte, hijo!

todos: [ríen]

>> hermana.

chela: hermano.

tenía tiempo que no nos veíamos.

>> sí, las cosas se van

complicando.

leonardo: bienvenidos. pasen.

¿unas cervecitas?

>> ándale.

para ir haciendo hambre.

chela: ¿y qué? ¿ustedes no van

a saludar?

tania: hola, tía.

chela: ¿por qué no van a jugar

al cuarto de francisco en lo que

está la comida?

francisco: ya verán qué juegos

tan padres tengo, vengan.

chela: tenemos que ponernos al

corriente, hay mucho de qué

hablar.

leonardo: cervecita.

>> gracias.

salud.

chela: salud.

francisco: ¿a qué quieren jugar?

tengo unos juegos muy padres.

javier: ya estamos demasiado

grandecitos para estar jugando

con esas tonterías.

francisco: entonces, ¿qué

jugamos?

damas chinas.

omar: no, tampoco queremos

jugar eso.

tania: ¿por qué no mejor nos

quedamos callados y ya nadie

dice nada?

francisco: anda, vamos a jugar.

son mis hermanos y casi nunca

los veo.

tania: ¿no entiendes que si

estamos aquí es por que mi papá

y mis abuelos nos obligaron?

pero a nosotros no nos interesa

verte.

francisco: somos hermanos

y tenemos que estar unidos.

tania: porque tú viniste

a destruir nuestra familia,

si mi mamá no se hubiera

embarazado de ti,

y no estuviera en el hospital

el día del temblor,

estuviera aquí viva con

nosotros.

javier: y no sabes cómo

te odiamos por eso.

omar: tú sólo eres el pilón que

vino a destruir esta familia.

tania: por tu culpa mi mamá

se murió.

tú mataste a mi mamá.

francisco: no es cierto,

yo no maté a mi mamá.

chela: ¿por qué gritas?

francisco: no es cierto,

mi mamá no se murió por mi

culpa, no se murió por mi culpa.

>> ¿cómo se les ocurre

decirle eso?

¿qué no se dan cuenta que

es un niño?

ustedes ya son adultos.

tania: ese niño destruyó nuestra

familia.

y por su culpa javier y yo nos

tuvimos que ir a vivir con mis

abuelos.

javier: ellos tienen razón,

papá.

mi mamá se murió por haberse

embarazado de francisco.

omar: con nosotros tres ya era

suficiente.

>> no puedo creer que estén

diciendo tantas tonterías.

¿cómo puede culpar a su hermano

por lo que pasó?

tania: es la verdad.

que ustedes no lo quieran

entender es otra cosa.

pero se los hemos

explicado muchas veces.

leonardo: ¿de dónde sacaron

esa idea?

chela: entiendo su dolor.

pero lo que pasó no es culpa

de francisco.

>> no es culpa de nadie.

chela: me duele la muerte de mi

cuñada, pero por lo que veo, hay

que fomentar el amor entre

hermanos.

voy a hablar con francisco.

>> su tía tiene razón,

somos familia y como tal debemos

apoyarnos.

no hagan más difícil el que nos

hayamos tenido que separar.

francisco: [llora]

chela: ya no llores, mi amor,

no llores.

francisco: ¿por qué temo que mis

hermanos piensen que mi mamá

se murió por mi culpa?

chela: eso no es verdad.

tu mamá te esperaba con mucha

alegría.

eras el pilón que venía

a complementar su felicidad.

francisco: entonces, ¿por qué se

tuvo que morir?

chela: eso nadie lo sabe pero

el que tú hayas nacido

no te hace responsable

de la muerte de tu mamá.

francisco: me hubiera gustado

conocerla.

chela: lo sé, mi amor.

pero ten por seguro que fue

la mujer más feliz cuando

te tuvo en sus brazos.

[ríe]

ella te puso jesús.

porque desde que venías

en camino,

te quiso poner el nombre

de nuestro señor jesucristo.

¿cómo ves?

francisco: entonces, ¿por qué me

llamo también francisco?

chela: tu papá leonardo y yo,

decidimos ponerte ese nombre

porque fueron unos rescatistas

franceses los que te sacaron

de los escombros,

sí, así.

[ríe]

así tienes que estar siempre,

mi amor.

la vida no es fácil, tenemos que

enfrentarla con una gran

sonrisa, ¿sí?

[ríe]

francisco: gracias por todo,

mamá, chelita.

mi mamá ya no está con nosotros,

pero te tengo a ti que eres

la mejor del mundo.

chela: claro que sí,

te adoro, mi amor.

apúrate, m'ijo, la directora

nos va a cerrar la puerta.

francisco: si nos cierra la

puerta, me tendré que regresar

a dormir.

chela: ¿qué dormir ni qué tus

narices?

tienes que prepararte para que

seas alguien en la vida.

>> perdone que le pregunte,

pero ¿qué le pasó a su hijo?

chela: se lastimó su piernita.

porque nació unos día antes del

temblor del '85.

el fue uno de los bebés

que rescataron de entre los

escombros.

>> nos acordamos perfecto

de aquellos bebés.

todo el mundo estábamos

rogándole a la virgen que

salieran con vida.

y cuando los vimos en la tele,

es como si la esperanza

hubiera vuelto a nacer.

chela: sí, esos bebés fueron un

rayito que vinieron a dar luz

a tanta tragedia.

>> por eso son conocidos como

"los niños milagro".

porque a pesar de su corta edad

lograron sobrevivir durante

tantos días bajo los escombros.

chela: sí.

[música]

[música]

leonardo: no sabes lo orgulloso

que me siento de ti.

chela: [ríe]

y yo me siento como pavo real.

cada vez que voy a la prepa por

ti, veo tus calificaciones y veo

que eres un excelente

estudiante.

francisco: sí, ma, pero es

porque ustedes siempre me han

apoyado.

y me han amado como a un hijo.

leonardo: porque lo eres,

si la vida no nos dio otro hijo,

es porque tú eres todo lo que

necesitábamos para sentir tanto

amor.

chela: sabes que daríamos la

vida por ti, ¿verdad?

francisco: ustedes son muy

buenos conmigo, por eso he

pensado que de alguna forma

debo de agradecerles y

regresarles todo lo que me han

dado.

chela: ay, m'ijo.

nos lo regresas con tanta

felicidad.

francisco: no, yo quiero

ayudarles de otra forma.

por eso he pensado que debería

buscar un trabajo de medio

tiempo.

chela: no es necesario.

con sacrificios, pero aquí no te

hace falta nada.

francisco: lo sé, pero por fa,

déjame intentarlo.

y así el gasto no es tan duro

para cuando entre a la

universidad.

no olviden que quiero ser

abogado.

chela: voy a tener un hijo

abogado, qué emoción.

[ríe]

leonardo: no es necesario que

trabajes.

pero si eso te hace feliz,

cuenta con todo nuestro apoyo.

francisco: gracias.

>> estamos en el trabajo de

jesús francisco rodríguez

santamaría.

quien es uno de los llamados

"niño milagro".

cuéntanos,

¿qué sientes ahora que se acerca

el aniversario del temblor del

'85?

francisco: para mí es un orgullo

ser un sobreviviente de esta

tragedia.

pero sólo trato de ayudar y de

disfrutar de la vida.

>> no debe haber sido tan fácil

después de haber vivido

algo tan horrible.

francisco: la verdad,

yo ni me acuerdo.

pero mis papás me han hablado

todo sobre esos días.

lo único que me queda claro es

que las cosas materiales

no valen tanto como se cree.

si cuesta trabajo conseguirlas

pero nada vale más que una vida

humana, ¿no?

>> así es.

queta: ¿de dónde viene?

chela: vengo del mandado.

voy a hacer de comer un molito

con arroz.

ya sabe que es la comida

preferida de mi francisco.

y de mi leonardo.

y no quiero que me gane el

tiempo.

y llegue y no esté la comida.

queta: ay, ese francisco es tan

lindo,

estudia, trabaja y es buen hijo.

chela: sí.

y muy buen estudiante.

con eso de que quiere ser

abogado.

queta: la misma carrera que

estudió mi hija.

pero dios quiso llevársela

a su lado después de que

bautizamos a mi alejandrita.

pero me dejó un tesoro.

chela: los niños son una

bendición.

por su inocencia.

francisco llegó a nuestra vida

solo para darnos felicidad.

sí.

está hermosa.

queta: estás muy guapa.

chela: te agradezco que hayas

venido a buscarme al mercado.

mejor te hubieras venido a la

casa para que descansaras.

francisco: no te preocupes,

a mí me queda de paso.

no me quita nada.

ivette: buenos días.

ambos: buenos días.

chela: ya deberías de animarte

a invitarla a salir.

ivette es muy buena muchacha.

francisco: ¿qué cosas dices?

chela: anímate, porque va a

venir otro más aventado que tú

y te la va a ganar.

francisco: ¿sí, verdad?

chela: sí.

no me has dicho cómo te fue en

la universidad.

francisco: bien, siento que me

irá muy bien en el examen que

hice hoy.

chela: qué bueno.

francisco: y me vi como todo un

licenciado.

después ya sólo me falta

titularme y andar en los

juzgados.

eso sí, defendiendo al más

vulnerable o necesitado.

chela: así será.

la virgencita de guadalupe

te lo va a conceder.

quedé de verme con tu papá.

regresando hago de comer.

mientras deberías descansar.

porque anoche te desvelaste.

francisco: con cuidado.

[temblor]

[música]

[música]

[alarmas]

>> [grita]

>> quedó atrapada en el

departamento con su hija.

la puerta se descuadró y no se

puede abrir.

francisco: hazte a un lado.

[golpea]

>> ¡voy por mi celular!

necesito hablarle a mi esposo.

necesito hablarle.

mi celular, mi celular.

queta: ya están diciendo que

fue un sismo de más de siete

grados. dicen que la ciudad está

hecha un desastre.

francisco: necesito hablar con

mis papás.

dios quiera que estén bien.

queta: yo también estoy muy

nerviosa porque dicen que

hay muchos edificios y escuelas

dañadas.

mi nieta fue a la escuela y no

la puedo localizar.

francisco, acompáñame

a buscarla.

francisco: vamos, yo voy

marcándole a mis papás.

necesito saber de ellos.

leonardo: ¿están bien?

¿no se quedó nadie adentro?

chela: francisco.

¡francisco!

¡francisco, hijo!

gracias a la virgen que estás

bien.

francisco: y ustedes también.

la ciudad se ha vuelto un caos.

leonardo: la gente está

desesperada.

francisco: no sólo eso.

muchas personas ya están

empezando a organizarse para

rescatar personas de los

escombros.

chela: ¿qué vamos a hacer?

francisco: no es seguro entrar

al edificio.

lo veo muy dañado.

leonardo: ni modo de quedarnos

aquí afuera en la calle.

francisco: lo mejor es organizar

un campamento.

voy a hablar con los vecinos.

¡vecinos!

escúchenme por favor.

para todos este temblor ha sido

una experiencia muy dura.

por eso ahora, todos tenemos que

estar más unidos que nunca.

les pido que nos organicemos

para poder montar un campamento.

y tengamos en dónde estar.

¿estamos?

[hablan]

>> cuidado.

francisco: ya publiqué en

las redes sociales sobre nuestro

campamento.

y ya está llegando la ayuda.

aquí hay cobijas y comida.

chela: gracias, hijo.

no sé si pueda dormir

con todo esto.

francisco: pero debemos tratar

de descansar para poder tener la

cabeza más clara.

por favor coman algo.

leonardo: tienes razón.

hay tantas emociones,

pero debemos tratar de conservar

la calma.

chela: ¿qué va a pasar con

nuestras pertenencias?

en el departamento se quedaron

todas nuestras cosas.

francisco: hay que darle tiempo

a las autoridades para que

vengan a evaluar el edificio.

no vaya a ser la de malas y se

termine de caer.

chela: ni dios lo quiera.

tenemos tantos recuerdos,

que me dolería perderlo.

francisco: nunca lo vamos

a perder.

tal vez no se pueda recuperar

lo material,

pero los recuerdos,

siempre los vamos a llevar

en nuestra mente y en nuestro

corazón.

chela: tienes razón.

hay algo que sí quiero

recuperar.

la imagen de la virgen de

guadalupe que tengo desde que

era una niña.

me dolería mucho perderla.

>> gracias.

francisco: ¿cuántos sándwiches

te doy?

ivette: ¿cómo?

francisco: me imagino que

viniste por algo de comer.

ivette: sí.

sigo sin creer que estemos

pasando por esto.

de un momento a otro,

perdimos todo.

volver a empezar,

no sabemos por dónde ni qué

hacer.

francisco: todos estamos pasando

por la misma situación.

ahorita es cuando tenemos que

tener más ánimo.

ivette: ¿cómo?

estamos viviendo en la calle.

francisco: debemos agradecer

que estamos vivos.

y que no estamos atrapados

en los escombros como otros.

lo demás es material,

y lo iremos recuperando.

ivette: quisiera ver las cosas

como lo haces tú.

pero no es tan fácil.

francisco: lo sé, pero no estás

sola, puedes contar conmigo.

soy francisco.

ivette: lo sé, eres muy conocido

en el edificio.

francisco: esa no me la sabía.

ivette: sí, eres popular,

y no sólo por tu historia.

sino también porque te llevas

muy bien con todos.

por eso todos te hicimos caso

cuando nos empezaste a

organizar.

francisco: lo hubiera hecho

cualquiera, no es para tanto.

ivette: pero nadie lo hizo.

francisco: pero todos estamos

cooperando.

y estoy seguro que lo vamos a

estar.

no sé cuándo pero hay que

esperar ese momento con una

sonrisa.

ivette: voy a tratar.

francisco: además, cuando

sonríes te ves más bonita.

ivette: gracias.

francisco: ¿qué te parece si te

ayudo a llevar el desayuno

y vamos platicando

para conocernos mejor?

muy popular y todo, pero no nos

conocíamos.

ahí le encargo,

la ayudo a mi nueva amiga

y regreso, ¿sale?

queta: claro.

francisco: órale, ¿qué se les

perdió?

>> no hagas olas o te vamos a

quemar.

francisco: eso está por verse.

suéltame.

>> te dije que te íbamos

a quebrar.

hoy te mueres.

[música]

[música]

francisco: vecinos, ¡ayuda!

¡nos quieren robar!

[gritos]

¡estos malditos nos quieren

robar! por gente como ellos

no salimos adelante.

¡llamen a una patrulla!

>> hemos terminado de evaluar

su edificio y lamentablemente

lo vamos a tener que demoler.

todos: ¡no!

>> tranquilos.

entiendo que quieren conservar

sus departamentos, pero la

decisión que estamos tomando es

por su propia seguridad.

chela: ¿y qué va a pasar

con nuestras cosas?

todo lo que tenemos se quedó

en nuestros departamentos.

>> vamos a ver la menara de que

puedan sacar todo lo que puedan.

pero de una manera organizada.

francisco: pero eso ¿cuándo

va a ser?

>> lo primero que tenemos que

hacer es apuntalar el edificio.

todos: [hablan]

francisco: nos está tocando la

peor parte, nos estamos quedando

sin nada.

estando en la calle, nos querían

saquear.

>> lo sé, es por eso que la

policía se encargará de montar

guardias.

para que no vayan a ser víctimas

de la rapiña.

francisco: hemos sido pacientes.

pero no nos dan muchas

esperanzas.

no nos ha dicho qué es lo que va

a pasar con nuestra propiedad.

>> ya veremos eso.

todos deben estar muy pacientes.

recuerden que hay muchas

personas bajo las misma

circunstancias que ustedes.

y a todas las debemos de apoyar.

ya es todo lo que les tenemos

que decir.

con permiso, gracias.

todos: [gritan]

>> esto está de la fregada,

los días pasan y seguimos

en la misma situación.

francisco: al menos ya nos

cumplieron lo de apuntalar el

edificio para que no se termine

de caer.

regina: ni siquiera hemos podido

sacar nuestras cosas.

ivette: y gracias a ti que nos

conseguiste el espacio en el

deportivo para bañarnos,

hemos tenido decente higiene.

pero parecemos retratos con la

misma ropa.

>> y no sólo la misma ropa,

tenemos cosas que quizás no

valgan mucho pero para nosotros

son muy importantes.

francisco: tienes razón, mi mamá

no deja de lamentar que no ha

podido recuperar

su virgencita de guadalupe.

>> algo tenemos que hacer, ¿no?

francisco: y lo vamos a hacer,

y ustedes me van a ayudar.

ivette: hola, qué tal,

buenas noches.

>> cumpliendo con la obligación.

regina: y lo agradecemos mucho,

por eso les trajimos un poquito

de café.

ambos: muchas gracias.

ivette: también un poco de pan.

para que tengan algo en el

estómago.

>> doblemente gracias.

porque a estas horas ya da un

hambre.

ivette: si no les molesta,

podemos tomar el café

con ustedes.

y platicamos así no se aburren

tanto.

francisco: tú ve por tus cosas

y las de regina.

yo voy por las mías y las de

ivette.

y nos vemos aquí en 10 minutos.

>> está bien.

francisco: no puede ser,

aquí crecí.

ahorita le tuve que parar.

algún día me voy a graduar.

tú menos que nada te me puedes

olvidar, mi morenita.

si nos haces tanta falta a mi

mamá y a todos los que estamos

en el campamento.

chela: ¡mi virgencita

de guadalupe!

gracias.

gracias, m'ijo.

ya me puedo sentir un poco más

tranquila.

leonardo: no sé si regañarte o

agradecerte por lo que hiciste.

es muy peligroso entrar al

edificio en estos momentos.

leonardo: yo sé, pero tuve mucho

cuidado.

además recuerda que ya lo

apuntalaron para hacerlo

más seguro.

chela: pero no deja de ser

un riesgo.

tu papá tiene razón.

francisco: un riesgo que valió

la pena.

con tal de ver tu carita de

felicidad cuando tuviste a tu

virgencita en tus manos.

chela: la voy a poner aquí para

que siempre nos acompañe.

francisco: lo mejor será que la

empaques con todas tus cosas.

chela: ¿por qué?

francisco: lo he estado pensando

y lo mejor es que se vayan con

la familia de mi papá a morelos.

de seguro ahí los van a recibir

con los brazos abiertos.

leonardo: ¿cómo crees que

nos vamos a ir?

tenemos que ver qué va a pasar

con el departamento.

francisco: yo me encargo.

pero no está bien que estén

pasando penurias teniendo dónde

ir.

chela: ¿y tú?

francisco: yo me voy a quedar

aquí.

me tengo que hacer cargo,

todavía tenemos mucho por hacer

y no podemos descuidarlo.

yo tampoco quisiera separarme

de ustedes,

pero es lo mejor.

váyanse.

yo les voy a estar hablando

todos los días para que estén

tranquilos.

chela: está bien, te vamos

a hacer caso.

pero te voy a dejar a mi

virgencita para que te cuide.

y me la vas a dar cuando

volvamos a estar juntos.

francisco: sí, mamá.

toma, campeón.

>> ¡frijoles!

ivette: todo lo que conseguiste

está muy rico.

y ya podemos comer mejor.

gracias.

francisco: no creas, le batallo

porque las personas no nos

apoyan igual.

pero vale la pena por verlos a

ustedes bien.

ivette: eres tan bueno.

no sé cómo no habíamos

coincidido antes.

francisco: y eso que aún no

conoces todas mis cualidades.

voy con doña queta por más

frijoles.

regina: ivette, despierta.

te lo vas a desgastar nada más

de verlo.

ivette: es tan bueno que no deja

de llamar la atención.

regina: es obvio que te encanta.

ivette: no, ¿qué dices?

regina: lo que es obvio.

los dos se echan miraditas.

pero ninguno se anima.

francisco: muchas gracias.

queta: de nada, m'ijo.

francisco: ¿está bien?

queta: ¿cómo se puede estar bien

estando tantos días en este

lugar?

hiciste muy bien en mandar a tus

papás a morelos.

francisco: no lo crea,

sí los extraño.

pero sé que aunque no estemos

juntos, ellos están mejor.

no se desanime.

no ha sido fácil, pero las cosas

van a mejorar.

ya usted lo ve,

estamos un poco mejor que antes.

queta: gracias a ti que no dejas

de ver por todos.

a mi edad es más fácil que te dé

la nostalgia.

y no dejo de pensar en todo lo

que se quedó en mi departamento.

ahí están las fotos de cuando

nació mi nieta y de su bautizo.

francisco: la entiendo,

son recuerdos que no se van

a recuperar tan fácil.

queta: más bien que nunca

voy a recuperar.

en esas fotos se ve la

felicidad de mi finada hija.

sé que tengo que hacerme

a la idea de que ya no lo

voy a recuperar.

me cuesta tanto trabajo.

francisco: no lo crea,

hay veces que la vida nos da

buenas sorpresas.

y en una de esas, usted recupera

esas fotos.

me llevo mi cucharón.

queta: sí, m'ijo.

[música]

[música]

francisco: con esto doña queta

va a poder estar más tranquila.

>> ey, las manos donde las vea.

francisco: yo vivo aquí.

>> ahora sí te vas a pasar un

buen en la cárcel por ratero.

eso te lo aseguro.

regina: están cometiendo un gran

error, no se estaba robando

nada.

>> lo encontraron sacando cosas.

no sé porqué lo defiende.

queta: porque lo conocemos y

sabemos que no es capaz de eso.

>> ya ven que se equivocan,

fue encontrado con una maleta

llena de cosas.

>> ¿qué fue lo que se robó?

>> aquí está, estamos por

revisar la evidencia.

oiga, no puede hacer eso.

queta: todo esto es mío.

>> así que fue a su departamento

al que fue a robar.

queta: no entró a robar,

yo le dije que quería recuperar

mis recuerdos.

y él entró a devolvérmelos.

no puede encerrar a un muchacho

tan bueno.

que lo único que hizo fue darle

un poco de tranquilidad

a esta pobre vieja.

>> está bien, ya déjelo.

francisco: yo no me quejo

de nada, virgencita.

sé que hice mal al entrar

al edificio.

pero se me partía el corazón al

ver la tristeza de doña queta.

qué situación tan difícil

estamos viviendo.

por eso te pido por todos

los afectados del sismo.

que podamos salir adelante

y que podamos tener un lugar

donde reunirnos con nuestros

seres queridos.

y podamos seguir juntos

como familia.

alejandra: ya se tardaron

mucho, ¿qué estará pasando?

ivette: no lo sé, debimos ir

a la delegación para apoyar

a francisco.

alejandra: la mayoría sí fueron

con ellos.

y teníamos que cuidar

el campamento.

ivette: no sé porqué a francisco

se le ocurrió entrar de día

al edificio.

no entiendo.

dios, ojalá y todo esté bien.

[resuella]

>> miren quién llegó.

ivette: [grita]

gracias a la virgencita

que te dejaron salir.

francisco: no tenían porqué

detenerme. yo no cometí ningún

delito.

sólo entré a recoger unas cosas

a casa de doña queta.

queta: y no sabes lo agradecida

que estoy.

nos recuperó el álbum de tu

mamá.

alejandra: muchísimas gracias.

es mi mayor tesoro.

ivette: es que francisco

es de oro.

y siempre va a hacer hasta

lo imposible por el bien de los

demás.

regina: nada más ustedes se

hacen tontos, de verdad.

ya todos nos dimos cuenta

que se traen de un ala, ¿verdad?

ivette: no, no.

francisco: debo de encontrar

algo que nos ayude a salir

de esta situación.

ivette: hola, te traje un poco

de café.

sé que estás trabajando por el

bien de todos los del campamento

y quiero ayudarte,

aunque sea con un café.

francisco: tu presencia y saber

que contigo puedo tener un

futuro, eso es lo que me motiva.

también que regresen mis papás.

y que todos recuperemos lo que

con tanto sacrificio hemos

logrado.

ivette: ya verás que así será.

lo vas a lograr.

no por nada eres el "niño

milagro".

francisco: claro, ¿cómo no lo vi

antes?

ivette: ¿qué?

francisco: una forma de

ayudarlos es hacer una

asociación civil.

ivette: ¿cómo nos ayudaría?

francisco: con la asociación,

podemos buscar los fondos

necesarios para la recuperación

de nuestro edificio.

ivette: es una muy buena idea,

sabes que cuentas conmigo.

estoy segura que esto va a ser

un gran comienzo.

regina: ya está todo listo para

recibir a las personas que van

a construir nuestro

nuevo edificio.

francisco: han sido meses

de lucha, pero por fin vamos

a poder recuperar nuestros

departamentos.

queta: y todo gracias a ti

que se te ocurrió hacer esa

asociación.

francisco: ustedes siempre me

apoyaron, así que es un esfuerzo

de todos.

>> no, si tú no nos hubieras

guiado, seguiríamos en la misma

situación.

así que, todo es mérito tuyo.

[ríe]

ivette: es verdad, por eso sin

que te dieras cuenta,

estuve hablando con los vecinos,

y entre todos, vamos a cooperar

para que puedas titularte.

francisco: ¿en serio?

ivette: es una forma

de agradecerte todo lo que has

hecho por nosotros.

ahora entendemos porqué te dicen

"el niño milagro".

no sólo porque eres el

sobreviviente de dos grandes

sismos,

sino también porque cuando

estamos a tu lado,

siempre tuvimos esperanza

y no perdimos la fe.

francisco: muchas gracias.

y de una vez les digo,

pueden contar conmigo cuando ya

sea todo un abogado.

todos: [ríen]

ivette: eso no tienes porqué

decirlo, ya lo sabemos.

todos los días nos demostraste

que eres alguien solidario.

y dispuesto a ayudar.

todos: ¡ah!

francisco: los fenómenos

naturales como los sismos,

no se pueden predecir.

pero si son de gran magnitud,

van dejar desastre y dolor.

por eso debemos hacer conciencia

de las recomendaciones que nos

hace protección civil

para antes, durante y después

de un sismo.

y si alguna vez volvemos a

enfrentar una situación de tal

magnitud,

no dejemos de ser solidarios.

porque gracias a esa

solidaridad,

es que existen los "niño

milagro".

[música]

[música]

Cargando Playlist...