null: nullpx
Cargando Video...

La Rosa de Guadalupe - 'Amor de internet'

9 Jul 2020 – 12:00 AM EDT

¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

malena: hola, sí, así es.

lo que hizo que entrara

a este grupo de chat

es buscar un novio.

¿y por qué no?

hasta llegar al matrimonio.

manuel: yo también ando

en busca de lo mismo

y me gustas mucho.

quiero verte para conocernos

en persona.

tal vez al verte,

te pida matrimonio.

malena: a mí también

me gustaría conocerte.

¿de dónde eres?

manuel: de la ciudad de méxico.

malena: ay, yo también.

manuel: ¿en dónde te veo

y a qué hora?

muero por conocerte

y quién nos dice que de ahí

nos vamos directo a la iglesia.

malena: ojalá, porque ya siento

que me estoy quedando

para vestir santos.

te veo en el restaurante

la laguna que está

en la colonia del valle

a las cuatro.

¿por qué no?

es mejor tener varias citas.

no voy a esperar a que el amor

toque mi puerta.

este se ve muy bien.

ahí te voy, eleuterio.

¿quién no me dice que tú

puedes ser mi amor de internet?

ay, no.

ay, no.

manuel: hola, malena.

desde que entré y te vi,

supe que eras tú.

malena: pero yo desde que te vi,

dudé si eras tú.

nada que ver con la foto

de perfil que tienes en el chat.

manuel: bueno,

es que en las redes sociales

a veces se miente,

tú sabes, para conseguir algo.

malena: yo no miento.

yo soy como soy

y así me dejo ver en el chat.

¿sabes?

si desde ante de nuestra primera

cita ya estás mintiendo,

no quiero ni pensar

cómo serás si decido llevar

una relación contigo.

lo siento, pero nuestra cita

termina aquí.

hasta nunca, manuel.

manuel: pero--

malena: joven.

tráigame otra copa de vino,

por favor.

>> ahora mismo.

aunque pensé que se me iba a ir

sin pagar, ¿eh?

malena: no, eso nunca.

solo me levanté y fingí irme

para quitarme de encima

al tipo que estaba conmigo.

aquí voy a seguir por un rato.

por favor, mi copa de vino.

>> ahora vuelvo.

malena: muchas gracias.

ya es la hora de que debe

llegar eleuterio.

a ver qué tal con él.

espero que esta cita

sí sea la buena.

ay, no, ay, no.

es un palo larguísimo

para cortar aguacates, no.

ay, no.

eleuterio: ¿malena?

malena: hola.

eleuterio: eres más bonita aquí.

digo, no aquí en el restaurante.

sino eres más bonita

que tu foto del chat.

mucho gusto, soy eleuterio.

perdón, estoy sudando.

malena: sí, te reconocí

en cuanto te vi.

es que nunca me imaginé

que fueras tan altísimo

y delgado.

eleuterio: sí,

de hecho, en mi escuela

me decían siempre de cosas.

que la mantis religiosa,

que el poste de luz,

bueno, hasta jirafa sin pecas

me decían.

me hacían bullying, ¿tú crees?

malena: no te preocupes,

a mí también me hacían bullying

porque no soy

muy bonita que digamos.

eleuterio: no, sí lo eres.

malena: por el maquillaje,

extensiones de cabello

y pestañas postizas,

soy un mejor "gatazo".

eleuterio: a mí me pareces

muy bonita, ¿sabes?

malena: me gustaría quedarme

a platicar más tiempo contigo,

pero es que no te voy a hacer

perder tu tiempo.

es que no eres lo que estoy

buscando, discúlpame.

eleuterio: no te preocupes.

es más, agradezco que seas

sincera conmigo.

porque luego las otras muchachas

con las que me esquivo,

pues me dicen que me llaman

y nunca me llaman.

pero bueno, espero encuentres

lo que tanto buscas.

malena: tú también.

eleuterio: pero si no, me puedes

escribir otra vez

o me llamas y nos vemos.

malena: sí, sí, gracias.

bye.

pablo: ¿qué onda, malena?

¿cómo estás?

malena: hola, pablo,

buenas noches.

pablo: no han de ser tan buenas,

porque no traes muy buena cara.

malena: solamente vengo cansada

y con ganas de llegar a dormir.

mañana tengo que madrugar

para ir al trabajo.

pablo: ay, ya sé, ni me digas.

yo mañana tengo una junta

supertemprano,

pero me puse a hacer

la limpieza del departamento

y ve, apenas estoy sacando

la basura.

malena: bueno, pues te dejo

que sigas con tus labores.

pablo: qué descanses.

oye, malena, sigue en pie

lo de la invitación

a ir a tomar un café, ¿no?

o bueno, al cine

o a comer o a cenar.

bueno, donde tú me digas.

malena: sí, yo te digo.

pablo: qué descanses.

>> ¿por qué no le quieres

hacer caso a tu vecino?

digo, es alguien que ya conoces

desde hace mucho.

sabes que no es una persona

extraña de internet.

malena: van dos veces

que enviuda y hasta mala fama

se le ha hecho al hombre.

todos en la oficina dicen

que mujer que se case con él,

muere.

y yo no me quiero morir

sin haber amado

y haber sido amada.

no, no pienso quedarme sola

para vestir santos.

no, no, no, con mi vecino,

cruz, cruz, cruz.

que jesús me aleje.

romina: bueno, bueno, está bien.

con tu vecino, no.

pero si no le haces caso

ni al toribio, al de la oficina,

el de mantenimiento.

a ver, ¿en dónde crees

que vas a encontrar el amor?

malena: en internet.

ahora, en los tiempos modernos,

el amor se encuentra

por internet.

>> no lo creo, malena.

digo, sí hay casos

en los que el amor se da

por internet

y terminan en boda feliz,

pero no todos los casos son así.

en internet no sabes

con qué tipo de gente chateas.

>> pues yo te aconsejaría

que dejes de buscar el amor

en las redes sociales,

en los grupos de chats

de internet.

mejor date el chance

de conocer al toribio

o a tu vecino.

malena: ay, no, no, no, no.

chicas.

yo soy una secretaria ejecutiva

y toribio es

el de mantenimiento,

es el que lava los baños.

y con pablo ya les dije

por qué no.

dios me libre de ser

la tercera muerta de ese hombre.

no, no, no, yo seguiré buscando

el amor por internet

hasta encontrarlo.

en eso nadie me va a hacer

cambiar de idea.

yo de que encuentro el amor,

lo encuentro.

>> ay, tú, tú.

romeo: hola, hermosa,

¿cómo estás?

malena: ay, dios,

qué hermoso es.

¿se habrá equivocado

y el mensaje no era para mí?

me voy a poner a investigarlo.

romeo, romeo, ahí te voy.

hola, romeo.

yo muy bien,

aquí, en busca del amor.

¿y tú qué tal?

romeo: yo muy bien también,

en busca de mi julieta.

y creo que ya la encontré.

malena: pues aquí estoy.

si quieres, nos podemos ver hoy.

te veo en una hora

en el restaurante la laguna,

que está

en la colonia del valle.

romeo: no vivo en méxico,

vivo en estados unidos.

soy soldado americano.

malena: pues con razón

es un cromo de hombre.

ay, castígame.

no importa que no vivas

en méxico, porque la tecnología

acerca a las personas.

¿sí te llamas romeo en realidad?

ay, dios, es un cromo de hombre.

es un verdadero dios griego.

romeo: sí, ese es

mi nombre de pila

y estoy en busca de mi julieta

a quien creo que ya encontré.

vi tus fotos en tu perfil

y me gustaste muchísimo.

eres muy hermosa.

me gustaste muchísimo.

¿crees que podamos ser amigos?

malena: sí, sí, sí, sí.

sí, por supuesto

que podemos ser amigos.

y sí, romeo me pidió

que fuera su novia anoche.

no saben lo feliz y emocionada

que estoy.

ay, qué emoción,

ya soy su novia.

>> ay, qué bueno, amiga,

bien por ti.

pero ¿cómo podemos saber

si ese tal romeo excitante

soldado americano existe

y no solo es un cuento tuyo?

malena: tan existe que ahora

mismo se los voy a enseñar.

para que se mueran

de la envidia.

>> a ver.

malena: él es romeo.

romina: ay, vaya,

sí que está buenísimo ese--

>> pues yo no creo

que tenga tanta suerte, chula.

uno de internet

puede robarse las fotos

y usarlas a su antojo.

a ver, ¿quién no nos dice

que te la robaste para seguir

con tu mentirita, chula?

malena: no, no es mentira.

él es mi novio y sí tiene

ese cuerpo.

y es soldado americano.

así que revuélcate en tu lodo

de envidia, amiga.

porque tu marido no le llega

ni a los talones a mi romeo.

romina: a ver, chicas,

creo que esto se está poniendo

muy candente.

mira, cada una tiene el marido

o el novio que una busca.

y si este soldado es el novio

de la mana aquí presente,

pues hay que felicitarla

por su maravillosa suerte,

que no todos los días se tiene

un novio así, oye.

>> lo has dicho.

qué suerte tienen las feas.

muchas felicidades, mana.

romina: se te notó el cariño.

todas: [hablan a la vez]

romeo: hola, amor.

malena: amor, ¿qué te pasa?

mira la carita que tienes.

¿por qué estás así?

por favor, dime.

romeo: problemas, amor.

problemitas de dinero.

tengo una deuda que si no pago

mañana mismo, me van a meter

a la cárcel.

malena: no, tú no puedes

ir a la cárcel, mi amor.

déjame ayudarte, por favor.

¿cuánto dinero necesitas?

dime y ahora mismo salgo

a depositarte.

romeo: no, mi amor, ¿cómo crees?

no te quiero molestar

con mis problemas.

malena: tus problemas

son mis problemas, amor.

no te voy a dejar solo.

por favor, déjame ayudarte.

por favor.

romeo: muchísimas gracias, amor.

en verdad no esperaba

esto de ti.

me da pena molestarte

con mis problemas,

pero es que estoy desesperado.

gracias por ser

tan linda conmigo.

te amo tanto y con esto

te amo mucho mucho más.

malena: yo también te amo mucho,

mi amor, y no te voy

a dejar solo.

dime, ¿cuánto dinero te deposito

y a qué cuenta?

lo bueno es que le alcancé

a hacer el depósito

a mi amorcito.

listo, amor,

ya te hice el depósito.

romeo: mi amor, muchísimas

gracias por salvarme la vida.

ya voy a poder pagar

lo que debo.

me salvaste de ir a la cárcel

y sobre todo de estar

lejos de ti.

sin ti me muero.

te amo tanto.

malena: no iba a dejar

que te fueras a la cárcel,

amor, nunca.

te acabo de encontrar

y no iba a permitir

perderte tan pronto.

y menos cuando te amo demasiado.

romeo: yo también te amo,

mi amor.

tanto, que en cuanto

solucione mis problemas,

voy a ir a buscarte a méxico.

quiero verte en persona.

malena: también quiero

estar contigo, abrazarte,

llenarte de besitos.

y decirte al oído

lo mucho que te amo.

romeo: yo más, te extraño tanto.

voy a ir a méxico a buscarte

para casarme contigo.

malena: ¿qué dijiste, amor?

romeo: que te voy a ir a buscar

a méxico para que nos casemos.

ya no quiero seguir

viviendo sin ti.

malena: ay, no, no,

no es cierto.

claro que quiero

casarme contigo.

ay, vaya manera de decírmelo,

romeo.

por poco me da un infarto

de la emoción.

casarme contigo es lo que más

deseo en el mundo.

sí, acepto ser tu esposa.

[música]

[música]

todas: [hablan a la vez]

malena: así como lo escuchan.

romeo me pidió

matrimonio anoche.

y va a venir a méxico

para que nos casemos.

así que, chicas, tenemos boda.

>> ay, pues hasta

no ver, no creer, chula.

malena: pues ese es tu rollo.

pero para que creas

y te mueras más de la envidia,

tú vas a ser mi dama de honor.

tendrás ese privilegio, chula.

romina: ay, pues si es así,

mana,

pues muchas felicidades, ¿no?

>> a muchas nos vas

a callar la boca cuando

te veamos entrar a la iglesia

y veamos al soldado

esperándote en el altar

para que el padre los case.

hasta ese momento,

yo te voy a felicitar, ¿eh?

digo, porque esto es

como un cuento de hadas

en el que la chacha,

la sirvienta lavapisos

se encuentra con el príncipe.

malena: pues ya lo verás,

chulita.

tú y todas aquí.

ya lo verán y, entonces,

se morirán de la envidia,

porque no está bien

que yo lo diga--

bueno, sí, sí lo voy a decir.

mi romeo, mi futuro marido,

es un cromo de hombre.

¿o no?

muéranse de la envidia.

romina: no, pues sí.

sí está guapo.

sí está.

malena: ¿qué?

pero quedamos que te ibas

a venir a méxico

este fin de semana.

¿qué fue lo que pasó, amor?

romeo: perdóname, amor.

hoy mismo viajaba a méxico

para verte, pero me ocurrió

algo de última hora

que no me dejó tomar el avión.

malena: ¿qué fue lo que pasó?

romeo: choqué.

malena: ¿qué?

¿tú estás bien?

romeo: sí, estoy bien,

pero me lastimé

un poco la espalda,

me duele mucho el cuello,

la cabeza, un poco la cintura.

pero fuera de eso estoy bien.

malena: ay, amor,

¿y ya fuiste al médico?

romeo: ya.

tengo que ir a terapia

unos días, a la alberca,

masajes y esas cosas.

pero eso no fue lo peor

del asunto, sino que...

malena: no me asustes,

por favor, dime qué es lo peor.

romeo: el auto que choqué

quedó muy golpeado

y voy a tener que cubrir

todos los gastos del auto.

pero eso no fue

lo peor del asunto.

en el coche venían dos niños

y sus padres y están todos

muy graves en el hospital.

malena: ay, no, no es cierto.

romeo: sí.

bueno, ya salieron de peligro,

pero como yo ocasioné el choque,

tengo que pagar

todos los gastos del hospital.

me va a salir carísimo.

ya junté una parte

de los gastos, pero--

malena: pero ¿qué, amor?

romeo: pues no sé de dónde más

sacar o con quién más recurrir

para juntar lo completo.

si no pago, me van

a meter a la cárcel.

no sé qué hacer, mi amor.

malena: ¿cuánto dinero te falta

para cubrir el gasto, amor?

dime la cantidad que te falta

y ahora mismo te deposito.

romeo: es mucho dinero, amor.

malena: dime la cantidad.

tengo mi guardadito.

he juntado mi dinerito

desde que empecé a trabajar.

así que, por favor,

dime la cantidad.

húchalas.

no sabía que había un límite

para depositar efectivo.

ni modo,

ahora le tendré que hacer

una transferencia electrónica.

pablo: malena, hola.

malena: hola, pablo, y adiós.

tengo cosas que hacer.

pablo: nos vemos pronto, ¿no?

oye, male, espérate tantito.

es que te quería decir

que igual y mañana,

cuando termines

de hacer tus cosas,

podríamos ir a comer

o, bueno, adónde tú quieras.

es fin de semana

y estaría padrísimo

que aprovecháramos el día

para salir a conocer algún lugar

o hacer algo.

¿te parece?

malena: no puedo salir contigo

a ninguna parte, pablo.

porque ya soy una mujer

comprometida.

mi novio va a venir

de estados unidos

para casarse conmigo.

pablo: órale, no sabía

que tenías novio

y que era de estados unidos.

bueno, pues me da mucho gusto,

malena, felicidades.

¿se conocieron acá, en méxico?

malena: no, lo conocí

por internet y no lo conozco

todavía en persona.

lo conocí primero por fotos,

después hicimos más íntimo

nuestro chat.

y comenzamos a hablarnos

y vernos por video llamada.

así fue como me pidió

que nos casáramos.

y nuestro amor a crecido

cada vez más.

ay, lo amo y él me ama también.

por eso no puedo aceptar

salir contigo, perdón, pablo.

pablo: no deberías de confiar

tanto en una persona

que acabas de conocer

por medio de una computadora.

bueno, sí, ya sé

que no todas las personas

que navegamos en la web

somos malas o queremos hacer

daño a alguien,

pero hay personas que solo

se dedican a eso, ¿sabes?

se aprovechan del uso

de la tecnología

para hacerle daño a alguien.

bueno, yo solo te digo

que te cuides con quien chateas,

es todo.

malena: tengo mucho cuidado.

sí te diste cuenta

que ya no soy una niña, ¿verdad?

pablo: sí, sí, solo

ten mucho cuidado, ¿sí?

tú eres una buena persona.

eres muy noble

y, bueno, eres una gran mujer

y no mereces que nadie

te haga daño.

cuídate mucho, ¿sí?

malena: soy grande

y me sé cuidar.

nos vemos, vecino.

pablo: bye, male.

romeo: gracias, mi amor,

por salvarme de nuevo la vida.

cada día te amo más.

tanto que te mereces un regalo

para que veas lo que te espera

cuando vaya a méxico

a casarme contigo.

malena: ¿cuál es mi premio?

romeo: verme como dios

me trajo al mundo.

sin ropa.

malena: sí, sí, sí, sí, sí.

pablo: hola, malena,

qué coincidencia encontrarnos.

¿ves?

el destino nos pone

en el mismo camino,

¿querrá decirnos algo?

malena: no, no quiere

decir nada, pablo,

que nos encontremos afuera

de nuestro edificio.

los dos vivimos aquí.

¿qué plan contigo, pablo?

pareciera como si

quisieras conquistarme.

si es así, te recuerdo que soy

una mujer comprometida.

pablo: sí lo recuerdo.

con tu amor de internet, ¿no?

malena: sí, así es.

pablo: me da gusto verte

tan contenta.

¿sabes?

ayer que estaba en mi casa,

estaba viendo las noticias.

estaban pasando un reportaje

muy interesante sobre unos tipos

que enamoran a mujeres

por internet.

son tipos guapos.

bueno, sus víctimas

se quedan completamente

enamoradas de ellos,

luego ellos

les piden matrimonio,

ellas aceptan.

luego les empiezan

a sacar dinero.

ellas hasta les depositan

dinero y todo,

se quedan sin un peso.

qué loco, ¿no?

¿tú qué opinas sobre eso?

malena: opino que esas mujeres

son mujeres tontas.

yo no lo soy.

aparte, romeo no es

un delincuente y sé que me ama.

con permiso, vecino.

pablo: qué descanses, male.

malena: qué bueno

que ya pudiste salir

del problema del choque

y que no hay consecuencias.

estás libre

y ya puedes venir a méxico.

¿cuándo te vienes

para que nos casemos?

romeo: ya te extraño, mi amor,

ya quiero estar contigo.

abrazarte, amarte,

llenarte de besos,

hacerte mi mujer.

pero con todo lo que ha pasado

en mi vida, no puedo comprar

un boleto de avión.

tú sabes que las cosas

han estado muy complicadas.

malena: romeo.

romeo: dime.

malena: creo que ya ha sido

mucho el dinero

que me has pedido

y a lo mejor lo que me acaba

de decir mi vecino es verdad.

tal vez tú eres uno de esos

hombres que enamoran

a las mujeres

para sacarles dinero.

romeo: ¿qué?

me ofendes.

ofendes el amor

que siento por ti.

es más, para que veas

que el amor que siento por ti

es sincero, compra tú

el boleto de avión.

cómpralo por internet

y mañana mismo estoy a tu lado.

iré a buscarte en donde estás,

me casaré contigo y seré

el mejor esposo del mundo,

¿sabes por qué?

porque te amo.

[timbre]

malena: voy.

romeo: ¿malena?

¿mi malena?

ya estoy aquí.

[música]

[música]

malena: ay, no, no puedo creer

que estás aquí, amor.

no lo puedo creer.

romeo: ¿si te doy otro beso

lo creerías?

estás mucho más hermosa

en persona.

eres una diosa.

tus ojos bellísimos.

tus labios.

tu cuerpo.

ya no quiero esperar más,

¿cuál es tu recámara?

malena: te amo ahora

mucho más que antes.

te amo, romeo.

¿te parece que voy

organizando la boda?

¿qué día quieres

que nos casemos?

romeo: el día que tú quieras,

mi amor.

yo con estar a tu lado

soy feliz.

muero por casarme contigo

y estar a tu lado

y nunca separarme de ti.

malena: siempre soñé

con casarme de blanco

por iglesia.

haré todo para que nuestra boda

sea lo más pronto posible.

es como si estuviera soñando.

nunca pensé tener la suerte

de encontrarte.

de casarme con alguien como tú.

tan guapo y más joven que yo.

soy una suertudota.

romeo: no, no, no, el suertudote

soy yo.

eres la mujer más hermosa

del mundo.

tenía miedo de perderte,

de que viniera otro hombre

a quitarte de mi lado.

me urgía venirme

de estados unidos

para estar a tu lado.

y ahora que estoy aquí

no me voy a separar de ti nunca.

malena: mis amigas del trabajo

se van a morir cuando vean

que sí existes.

que sí eres mi novio

y que sí te vas a casar conmigo.

mañana mismo te voy a llevar

con ellas.

para que más de una se muera

de la envidia.

[ríen]

romeo: claro, mi amor,

yo voy donde tú me digas.

oye, pero ¿te diste cuenta

de algo?

no traigo maleta,

por lo tanto, no traigo más

ropa de la que traía puesta.

pues yo voy a ver

a tus amigas así,

pero no creo que deban verme

vestido así.

¿o tú qué opinas?

malena: no, tienes razón.

esa ropa es muy vaquera.

te ves bien,

pero sería mejor si te vistes

como lo que eres,

un soldado americano.

romeo: bueno, mi amor,

yo hago lo que tú me digas.

yo lo hago.

entonces, ¿cuándo me llevas

de compras?

malena: ahora mismo.

[ríen]

[bullicio]

malena: ¿están listas

para tragarse todas su palabras

y morirse de la envidia?

>> ay, sí, muy presumida, ¿no?

quiero ver, porque cosas

por internet vemos

y en persona no reconocemos.

malena: pues mi romeo en persona

supera todas las fotos

que les he enseñado de él.

romina: a poco sí vino.

malena: ocasiónales

un paro cardíaco a estas viejas

chismosas.

romeo: hola, ¿qué tal?

>> válgame, santa bárbara,

y los dioses griegos

se hagan a un lado.

dime, romeo, ¿eres un semidiós

que desde el cielo ha bajado

para nosotras las mortales?

malena: ey, tranquila, fiera.

que este semidiós tiene dueña

y esa soy yo.

>> no, pues aquí hay

que aceptarlo, ¿eh?

todas creíamos que era

puro invento tuyo, malena.

y que esas fotos que nos

enseñabas de él

te las robabas de internet.

romina: ay, no.

una vez nos enseñaste unas fotos

muy atrevidas de él desnudo.

ay, lo veo y me hace recordar

esas fotos.

ay, no puedo pensar así,

¿verdad?

soy una mujer casada.

ni tampoco puedo recordarte así

porque eres el prometido

de nuestra mana, nuestra amiga,

¿verdad?

romeo: bueno, soy real,

sí existo y me voy a casar

con malena.

te amo.

romina: ahora sí me dio, mana.

malena: hola, pablo.

pablo: hola, malena.

malena: qué bueno

que nos encontramos.

¿te acuerdas que te platiqué

de romeo, mi novio

que vive en estados unidos

y que iba a venir

a casarse conmigo?

pablo: sí, sí que me acuerdo.

no me digas que es él.

malena: sí, él es romeo.

el hombre con el que me voy

a casar.

romeo: mucho gusto.

malena: amor, él es pablo,

mi vecino.

romeo: mucho gusto.

pablo: bueno, malena,

me tengo que ir.

tengo que entrar

a mi departamento.

tengo algunas cosas que hacer.

les deseo que sean muy felices

en su matrimonio.

se los deseo de todo corazón.

nos vemos.

malena: te voy a llevar

la invitación de la boda.

sería un placer

que nos acompañes.

pablo: será un honor

verte vestida de novia.

eres una gran mujer,

te mereces toda la felicidad

del mundo.

estoy seguro de que romeo

te va a dar esa felicidad.

permiso.

romeo: adiós.

[música]

[música]

malena: ¿para qué quieres

que te dé dinero, mi amor?

romeo: mi amor,

no te voy a decir

para qué es el dinero,

sino no sería una sorpresa

para ti.

malena: es que es mucho dinero

lo que quieres que te dé.

romeo: mi amor,

pero así de grande va a ser

la sorpresa que te voy a dar.

va a valer la pena, mi amor.

anda, préstamelo, ¿sí?

¿quién te ama?

¿quién se va a casarse contigo?

¿quién?

malena: tú.

romeo: sí, yo.

y deberías darte cuenta

que no tienes

un novio cualquiera.

¿no has visto cómo se me quedan

viendo por la calle

cuando vamos caminando?

malena: ay, sí lo vi

y me llena de celos.

tú eres mío.

romeo: sí, soy tuyo, solo tuyo.

porque solamente te amo a ti.

te soy fiel y te voy a ser fiel

toda la vida,

porque la única mujer

con la que yo quiero estar

es contigo.

todo esto es tuyo,

solo tuyo.

lo que es mío es tuyo.

y lo que es tuyo es mío.

ya, préstame dinero, amor.

va a valer la pena.

te lo aseguro.

anda, préstamelo, ¿sí?

malena: está bien.

salte un momento del cuarto,

por favor, amor.

romeo: sí.

malena: ay, ya me terminé

mis ahorros y era mucho

lo que tenía.

esto es lo último.

no debería, pero lo amo.

voy a casarme con él

y va a ser mi marido.

romeo.

sí, romina, ya me gasté

todos mis ahorros

de todos estos años.

ya no me queda nada

y tengo muchos gastos

que pagar de la boda.

¿tú crees que el director

me quiera dar un préstamo?

romina: yo creo que sí.

a mí me lo dio

cuando ocupé para pagar

la operación de mi hijo.

para ti, que va a ser tu boda,

no creo que te diga que no.

oye, malena,

si no es mucha discreción,

te gastaste todo tu dinero

que tenías ahorrado en romeo.

malena: no, claro que no.

romeo trae su dinero,

hasta en dólares.

yo no le he dado ni un peso,

te lo juro.

romina: no tienes

que jurarme nada, mujer.

pero creí que sí,

con eso de que tu novio

es un promo de hombre,

pues pensé que tú le pagabas

todo y que le dabas dinero.

pero pensé mal, ay, disculpa.

malena: no, el dinero

me lo gasté todo en preparar

la boda.

en el salón, la decoración,

el servicio de comida,

los arreglos, la iglesia.

la misa la quiero cantada

y no se diga

mi vestido de novia,

escogí el más caro,

ahí es donde se me fue

el dinero.

romina: te creo, amiga.

una boda sale muy cara.

pero ve de una vez a ver

al director,

ahorita que está solo

en su oficina, no fue a comer.

ándale.

órale.

ve de una vez, anda.

romeo: [ríe]

malena: hola, amor.

ay, ay, ay, ay.

fui a recoger las invitaciones

para la boda.

están lindas.

ve.

¿qué te pasa, amor?

¿por qué esa cara?

romeo: no quería preocuparte,

pero tienes que saber

lo que pasó ayer

después que me diste el dinero.

salí de la casa,

iba caminando por la calle,

y, de repente, salieron

cuatro tipos armados

y vinieron hacia mí.

me robaron todo el dinero.

malena: ¿qué?

romeo: perdóname.

no me pude defender.

no pude defender el dinero

que me diste.

me robaron todo.

eran cuatro tipos

y todos con armas.

malena: pero ¿por qué

no me dijiste nada ayer?

¿estás bien?

romeo: sí, estoy bien.

malena: eso es lo que importa,

amor.

el dinero va y viene.

romeo: sí, pero ahora no podré

darte la luna de miel

que tanto planeaba para ti.

¿crees que puedas prestarme

más dinero para darte

esa luna de miel

que tanto te mereces, amor?

anda, ¿sí?

te lo juro que te voy a pagar

hasta el último centavo

cuando empiece a trabajar.

¿sí?

pablo: hola, male, qué sorpresa.

malena: hola, pablo.

mira, te traigo la invitación

para mi boda.

pablo: órale, se ven muy lindas.

gracias.

malena: sí, muy linda.

oye, pablo, me da mucha pena

molestarte.

pero préstame dinero, ¿sí?

es que me falta pagar el salón,

la música y otras cosas.

te juro que te los pago

cuando cobre, ¿sí?

pablo: vas.

tengo que hacer algunas cuentas,

pero sí, sí, ¿cuánto necesitas?

malena: aquí tienes el dinero,

mi amor.

que conste que es un préstamo,

¿eh?

romeo: sí, hermosa,

no te vas a arrepentir

de la luna de miel

que te voy a dar.

pablo: ay, morenita,

yo creo que malena

está siendo víctima

de un chantaje

y le están sacando dinero.

por favor, virgencita,

si es así, te pido, por favor,

que la ayudes para que abra

los ojos y se dé cuenta

de que la están chantajeando.

>> hija,

llevamos más de una hora

esperando al novio

y este no llega.

lo siento mucho,

pero creo que el novio

te dejó plantada.

[música]

[música]

pablo: lo siento mucho, malena.

malena: pablo, me dejó plantada.

me dejó plantada.

[llora]

romeo, romeo.

no está.

se llevó todo mi dinero.

fui víctima de un chantaje,

todos me lo dijeron, hasta tú.

y no quise hacerles caso.

pablo: male, tenemos que dar

parte a las autoridades.

a la policía cibernética.

ellos se encargan

de estos casos.

vamos.

>> fue muy cuidadoso

con lo que te escribió

en los chats.

nunca mencionó un lugar

en específico,

solo estados unidos.

son muchas las mujeres que caen

ante estos delincuentes.

quienes se aprovechan

de su físico, usan la tecnología

en donde han encontrado

una nueva forma de engañar

a las mujeres.

malena, usted no ha sido

la única que cayó

entre sus palabras bonitas

con promesas de amor.

sin agresión ni gritos

y ni pistolas.

efectivamente usted

fue víctima del chantaje.

estamos trabajando

para capturarlos,

pero se mueven constantemente.

ya tenemos su denuncia,

un día caerá.

malena: gracias.

gracias, oficial.

pablo: male, quizás,

no sea el mejor momento

para decirlo,

pero me gustaría pedirte

que nos diéramos la oportunidad

de conocernos de otra manera.

no solo como vecinos.

¿qué dices?

malena: que me siento una tonta.

pablo: deja de flagelarte

y dale la oportunidad al amor,

pero el amor a la antigua,

sin redes sociales

ni computadoras de por medio.

yo quiero, ¿y tú?

malena: eres tan bueno,

tan lindo.

nunca te vi así.

o sí, y no quería darme cuenta.

teniéndote tan cerca,

puerta con puerta y no te vi.

gracias, pablo.

y sí, sí acepto salir contigo

a la antigua.

sin llevar un amor de internet.

pablo: la tecnología

es un gran acierto del hombre.

hoy en día, todos lo usamos

para socializar,

para estar unidos

con los amigos, con la familia.

otros utilizan el internet

y las redes sociales

para buscar el amor

en diferentes plataformas

y aplicaciones.

algunos se han encontrado

el amor en internet.

y viven historias

extraordinarias.

pero otros utilizan

el internet para delinquir,

para chantajear.

prometiendo a cambio de dinero

amor de internet.

>> ♪ desde el cielo

una hermosa mañana

desde el cielo

una hermosa mañana

la guadalupana

la guadalupana

la guadalupana

bajó al tepeyac

>> la virgen el dijo

la virgen le dijo

este es el-- ♪

Cargando Playlist...