publicidad

Obama es el primer presidente que visita la cárcel

Obama es el primer presidente que visita la cárcel

El presidente recorrió la Correccional Federal El Reno, una prisión de mediana seguridad para delicuentes del sexo  masculino  cerca de Oklahoma City.

Obama hace historia al visitar una prisión federal Univision

El presidente Barack Obama se convirtió este jueves en el primer presidente en funciones que visita una prisión federal como parte de su plan que busca impulsar cambios en el sistema de justicia penal.

El presidente recorrió la Correccional Federal El Reno, una prisión de mediana seguridad para delicuentes del sexo  masculino  cerca de Oklahoma City.

En una breve declaración a la prensa, Obama lamentó "el enorme aumento" de la  población carcelaria desde 1980 y dijo que uno de los principales motivos eran las leyes en materia de drogas  en el país.

"Tenemos que considerar si esta es la refoma más inteligente para que nosotros controlemos al crimen", declaró.

Obama ha expresado en diversas ocasiones su esperanza de que el Congreso le mande una legislación para abordar el problema de justicia penal antes de que deje el cargo en 18 meses.

El senador Rand Paul, candidato que busca la candidatura republicana, está presionando para reestablecer el derecho al voto de los delincuentes no violentos que ya han cumplido sus condenas.

De acuerdo con la Casa Blanca, Obama es el primer presidente que entra a una prisión federal. A pesar de los posibles problemas de seguridad, Danny Springgs, exsubdirector del Servicio Secreto de Estados Unidos, dijo a la agencia AP, que el ambiente dentro de una prisióne está bien controlado y que es mejor que muchos lugares públicos para las apariciones de los presidentes.

publicidad

Por su parte, Josh Earnest, vocero de la Casa Blanca, dijo que se estaban tomando medidas "únicas" para proteger a Obama durante su visita.

Catorce de los presos cuyas sentencias se conmutaron esta semana habían enfrentado cadenas perpetuas.

"Si usted es un vendedor de drogas de bajo  nivel, o usted viola su libertad condicional queda en deuda con la socedad. Hay que ser responsables y reparar el daño", dijo Obama en un discurso de la convención anual de la NAAC, que ocurrió esta semana.

"Pero usted no debe de dar 20 años. Usted no debe de tener una sentencia de por vida. Eso es desproporcionado en relación al precio que se debe pagar".

Obama no fue el único que habló sobre la justicia penal el jueves. En Nueva Jersey, el candidato presidencial por el Partido Republicano y el gobernador Chris Christie emitió un discurso político en el que a los delincuentes que tuvieran cargos menores se les debería de dar una oportunidad para reconstruir sus vidas.

Obama ha dicho que los contribuyentes son los que deben de dejar pagar el costo anual de 80 mil millones de dólares que cuesta mantener encerradas a las personas, de otro modo podrían estar en programas de rehabilitación por menos del costo de estos encarcelamientos.

Medio millón de personas estaban en la cárcel en 1980, una cifra que se ha duplicado desde su total actual en más de 2.2 millones de reclusos.


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad