publicidad

Se suicida el líder de Guerreros Unidos, acusado de la desparición de 43 estudiantes

Se suicida el líder de Guerreros Unidos, acusado de la desparición de 43 estudiantes

Era buscado por su posible participación en la masacre de Iguala. Se mató cuando lo cercó la policia.

Benjamín Mondragón Perea alias El Benjamón, líder del grupo delictivo Guerreros Unidos, se suicidó esta madrugada en el Estado mexicano de Morelos, luego de verse cercado por agentes de la Policía Federal, según informaron autoridades.

Guerreros Unidos es el grupo delictivo vinculado a la desaparición de 43 estudiantes de la Normal de Ayotzinapa. No obstante, de acuerdo con el vocero de la Comisión Nacional de Seguridad no determinó si el jefe de los Guerreros Unidos está directamente involucrado en el caso.. 

Pese a que horas antes se había informado que el capo fue abatido por la policía mexicana, se aclaró que antes de ser arrestado, Mondragón se dio un tiro en la cabeza.

Los hechos ocurrieron la madrugada de este martes en el municipio de Jiutepec, donde al parecer el El Benjamón tenía su centro de operaciones.

Fue alrededor de las 2:00 horas, cuando autoridades seguían un par de automóviles en el municipio de Jiutepec cuando los sujetos a bordo de los vehículos se percataron y abrieron fuego contra los policías, según detallaron fuentes policiacas.

Las organizaciones criminales que se pelean por Iguala Univision

Los criminales dispararon con armas de alto poder contra los policías, uno de ellos resultó lesionado.

El 5 de octubre, el procurador de Justicia de Guerrero, Iñaky Blanco, dijo en conferencia de prensa que algunos detenidos por el caso de los normalistas declararon ante las autoridades que el director de Seguridad Pública de Iguala, Francisco Salgado Valladares, dio la instrucción a los criminales de ir al sitio donde estaban los estudiantes.

"En tanto la instrucción de llevárselos y ultimarlos la recibieron de un sujeto apodado El Chucky, inregrante de Guerreros Unidos", dio a conocer el funcionario estatal.

El golpe a los Guerreros Unidos se produce un día después de que se recrudecieran las protestas en Guerrero para exigir que se encuentren con vida a los estudiantes de la escuela rural de la comunidad de Ayotzinapa y para que renuncie el gobernador regional, Ángel Aguirre.

publicidad

Las manifestaciones, por primera vez, derivaron en actos de violencia. Centenares de estudiantes y maestros se enfrentaron con la policía, incendiaron parte del complejo de edificios del gobierno de Guerrero y tomaron violentamente la alcaldía de la capital regional, Chilpancingo. 

Este martes se reforzó el despliegue de policías antimotines en Chilpancingo, a 280 km de Ciudad de México, especialmente en la sede del Parlamento regional, que amaneció cerrado.

Cártel Guerreros Unidos advierten que la guerra apenas empieza Univision

Dirigentes del combativo sindicato de maestros de Guerrero adelantaron que piensan "radicalizar" sus acciones.

A las manifestaciones en Guerrero prevén unirse centenares de alumnos de escuelas rurales de la vecina región de Michoacán (oeste), que arribaron en 35 autobuses comerciales de los que se apoderaron, un método al que recurren habitualmente los estudiantes. "Vamos en apoyo de nuestros compañeros y familiares de los desaparecidos", dijo a la AFP un alumno de una escuela indígena de Cherán (Michoacán).

En la capital, una decena de facultades de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), ambas públicas, iniciaron el martes una huelga de 48 horas en solidaridad con los compañeros de Guerrero.

La intensificación de las protestas llega cuando la fiscalía general tiene previsto anunciar entre este martes y miércoles la identificación de al menos uno de los 28 cadáveres incinerados que fueron encontrados en fosas días después de las desapariciones.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad