publicidad

"Este no es el último capítulo de nuestra investigación contra la corrupción en el fútbol"

"Este no es el último capítulo de nuestra investigación contra la corrupción en el fútbol"

EEUU acusa a los 14 funcionarios de la FIFA detenidos de una "corrupción rampante, sistemática y profundamente enraizada" en el fútbol internacional

Lynch promete acabar con la corrupción en la FIFA Univision

"Corrupción rampante, sistemática y profundamente enraizada". Con esta crudeza la fiscal general de Estados Unidos,  Loretta Lynch, ha calificado la supuesta trama en la FIFA que habría sido desarticulada este miércoles.

Sus palabras, junto con las del FBI, han sido publicadas en un comunicado y posteriormente en una rueda de prensa en donde han explicado el porqué se ha comenzado a investigar las actuaciones de los 14 detenidos este miércoles: la mitad en Zúrich y otros siete que encuentran bajo control del FBI.

Ante los medios de comunicación en Nueva York, la propia Lynch ha desgranado el modus operandi utilizado dentro de la organización: "Año tras año, estos funcionarios buscaron sobornar a las empresas de comunicación de deportes", y ha hecho énfasis en el empeño de Estados Unidos para "acabar con la corrupción en el mundo del fútbol". Una corrupción, que según ha descrito, se ha enquistado "durante al menos dos generaciones".

Lea también: ¿Quién es Blazer, el "soplón" del FBI en el caso de corrupción de la FIFA?

Como ejemplo de la actuación de los funcionarios, los investigadores han encontrado la nada desdeñable cifra de 110 millones de dólares en sobornos en la organización de la Copa América 2016, que se desarrollará en Estados Unidos. Pero esta sería simplemente una parte, porque se calcula que han podido alcanzar los 150 millones de dólares.

publicidad

La gravedad de lo ocurrido ha llevado a la fiscal general a sostener que "el fútbol ha pasado de convertirse en un negocio a una actividad criminal".

Leer: Detienen a funcionarios de la FIFA por cargos de corrupción 

Una vez que ya han sido conocidos los cargos y las acusaciones contra 14 funcionarios, el próximo paso que van a perseguir desde el Departamento de Justicia es, según ha anunciado Lynch, "la extradicición de aquellos acusados que aún no han sido arrestados". 

En todo caso, la fiscal general no avanzó si el Departamento de Justicia también está tras el presidente de la FIFA, el suizo Joseph Blatter, pese a las preguntas de los periosdistas. Lynch se limitó a afirmar que la investigación seguirá su curso: "No vamos a hacer comentarios sobre nadie que no esté incluido en el pliego de acusaciones". 

Por su parte, el fiscal federal del distrito del este de Nueva York, Kelly Currie, que estuvo presente en la conferencia de prensa, incidió en que "no se van a tolerar estas conductas" y la Justicia va a continuar su trabajo para evitar que estos comportamientos vuelvan a repetirse. 

Las palabras que ha utilizado James B. Comey, director del FBI, en el comunicado difundido por la mañana del miércoles para definir el esquema utilizado no deja dudas de la gravedad de los delitos de los que se les acusa: “Los sobornos y el dinero ilegal se ha convertido en la manera normal de hacer negocios dentro de la FIFA hasta construir una cultura de la corrupción que ha podrido el deporte más grande del mundo”.

Con esta investigación, se ciernen grandes nubarrones sobre dos vicepresidentes de la FIFA  -el uruguayo Eugenio Figueredo y el caimanés Jeffrey Webb, así como el expresidente de la Conmebol, el paraguayo Nicolás Leoz- quienes se encuentran entre los 14 acusados por Estados Unidos de 47 cargos entre los que se encuentran los de "organización mafiosa, fraude masivo y blanqueo de dinero, entre otros".

Décadas de supuesta corrupción

En el comunicado, publicado por el Departamento de Justicia, se especifica que "las autoridades suizas detuvieron, a petición del Departamento de Justicia de Estados Unidos, a siete de los 14 acusados de participar de una red de corrupción que lleva al menos 24 años usando de sus posiciones privilegiadas en el fútbol mundial para enriquecer con millones de dólares a través de sobornos y actividades ilegales".

Según esta investigación, los implicados habrían conseguido la nada desdeñable cifra de 150 millones de dólares gracias a los sobornos. Entre los 47 cargos por el enriquecimiento ilícito durante 24 años mediante la corrupción del fútbol, los beneficiarios habrían logrado "lucrativos derechos de comercialización en los medios y mercadotecnia en los torneos internacionales".

publicidad

La fiscal general norteamericana señala como víctimas a multitud de competiciones y torneos de países en desarrollo que deberían haberse beneficiado de los ingresos generados con la comercialización de los citados derechos y los aficionados en Estados Unidos y en todo el mundo.

Algunos de los responsables de estos delitos pueden afrontar penas de cárcel de 20 años, según la nota, que precisa que además de los 10 años de prisión que le pueden pedir, A Figueredo le podrían revocar su nacionalidad estadounidense por falsificación.

Pero, como indica el comunicado, aún queda mucho por investigar. “Déjenme ser clara: este no es el último capítulo de nuestra investigación”, declara el fiscal Kelly T. Currie en el mismo documento.

"En resumen -decía Loretta Lynch durante la conferencia de prensa- estos individuos y organizaciones recurrieron a sobornos para decidir quién emitía por televisión los partidos, dónde tendrían lugar y quién controlaría la organización que supervisa el fútbol a nivel mundial".

"Es bueno para la FIFA"

Desde Suiza, el director de comunicaciones de la FIFA, Walter de Gregorio, en una rueda de prensa, no ha podido ocultar el impacto que estas detenciones van a tener sobre la organización, aunque ha destacado que "es bueno para la FIFA", aunque va no tanto para su imagen.

FIFA asegura que lo ocurrido es bueno para la federación Univision

"No es bueno para su reputación, pero en lo que se refiere a la clarificación y en todo lo que tiene que ver con lo que se ha hecho en los cuatro últimos años [...] es bueno", ha recalcado De Gregorio.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad