null: nullpx
Asesinatos

Hallan segundo cadáver en la propiedad del hombre que mantuvo a una mujer atada del cuello por meses

El cuerpo fue encontrado en el terreno de Todd Kohlhepp, el presunto secuestrador de Carolina del Sur que además confesó haber cometido al menos siete asesinatos.
7 Nov 2016 – 11:51 PM EST

Un segundo cadáver fue encontrado este domingo en la propiedad de Todd Kohlhepp, un hombre de Carolina del Sur acusado de secuestrar a una mujer y mantenerla encadenada por el cuello durante más de dos meses.

Kohlhepp, quien confesó a las autoridades haber asesinado a por lo menos siete personas, fue detenido luego de que las autoridades encontraran en su propiedad a Kala Victoria Brown atada "como un perro" dentro de un contenedor. La mujer dijo a los investigadores que Kohlhepp mató a tiros frente a ella a su novio, Charles Carver.

Tras su detención, Kohlhepp confesó a la policía que él fue el autor de una masacre de cuatro personas en 2003 en un taller de motocicletas en el condado de Spartanburg. Además mostró a las autoridades los lugares en su propiedad de 38.5 hectáreas (95 acres) donde estaban sepultadas dos víctimas, que presuntamente asesinó en otras ocasiones.

El cadáver de Carver, el novio de la mujer secuestrada, fue encontrado el mismo jueves en la propiedad del presunto secuestrador en una zona boscosa cerca de la ciudad de Woodruff. Este domingo las autoridades hallaron allí un segundo cadáver.

"Hemos encontrado otra persona", dijo el alguacil de Spartanburg, Chuck Wright, en una rueda de prensa. "No podemos decir nada aún sobre la causa de muerte, el género, cuánto tiempo (lleva muerta la persona), nada de eso".


Las declaraciones de Wright sugieren que el cadáver encontrado es de una de las dos víctimas que Kohlhepp confesó haber matado. Sin embargo, las autoridades no revelaron más información sobre la posible identidad de esa víctima.

"Se supone que hay otra aquí, de acuerdo al asesino. El sospechoso no ha identificado quién podría ser la víctima", dijo el alguacil.

Kohlhepp fue acusado formalmente de los asesinatos de 2003 que acabaron con las vidas de Scott Ponder, de 30 años, su madre de 52 años, y sus empleados Brian Lucas, de 29 años, y Chris Sherbert, de 26.

Los cuatro fueron hallados el 6 de noviembre de 2003 "brutalmente asesinados" dentro de su negocio.

Se esperan más cargos en su contra mientras las autoridades continúan investigando.

RELACIONADOS:Asesinatos
Publicidad