null: nullpx
Arrestos

Arrestan en Texas a un hombre acusado de amarrar y golpear con un martillo a su hijo de 6 años

Ronnie Winans admitió que amarró con una correa de perro a su hijo. Sin embargo, aclaró que "no estaba apretada (la correa)" y que los moretones en las piernas no los causó. De ser hallado culpable, este hombre de 25 años podría enfrentar hasta 10 años de prisión y una multa de hasta $ 10,000.
18 Ago 2019 – 1:15 PM EDT

Ronnie Winans, de San Angelo, Texas, fue arrestado bajo sospecha de herir a su hijo. Según las declaraciones juramentadas, el hombre de 25 años ató al menor de 6 años a la puerta del garaje, con una correa de perro, y lo golpeó en las piernas con el mango de un martillo.

Según documentos de los oficiales, una mujer en su casa ubicada en la cuadra 700 de la calle W llamó a la Oficina del Sheriff del condado de Tom Green el 8 de agosto para denunciar un posible abuso infantil después de que descubriera c ontusiones en las piernas de su hijo, y se negara a decirle de dónde venían.

En un principio, el niño parecía reacio a discutir cómo se lesionaron sus piernas y dijo a los investigadores que no sabía cómo sucedió: “Estaba dormido. . . Y las cosas suceden. Eso es todo", dijo.

Sin embargo, horas después, el menor de edad habló con los investigadores del Centro de Defensa de los Niños y confesó que había sido atado a la puerta de un garaje con una correa de perro alrededor de su cintura. Un testigo que dijo que se estaba escondiendo detrás de una silla en el momento del presunto asalto, vio que el padre del menor lo golpeó en las piernas con un martillo.

El niño dijo que "no podía respirar porque la correa estaba apretada", según una declaración jurada. Estaba atado de una manera que si el niño intentaba alejarse de la puerta, la correa se apretaría aún más. En sus declaraciones el niño también confesó que a veces su padre le arrojaba perchas y botellas porque: "no le gustaba cuando se movía mucho".

Los agentes encontraron una correa de perro verde y un martillo que coincidía con la descripción de la utilizada para golpear al niño en la casa. Después del arresto de Winans, admitió ante los oficiales que lo amarró, pero insistió en que la correa "no estaba apretada". Además, negó haber causado los moretones en las piernas de su hijo.

Winans fue liberado el viernes con una fianza de $ 15,000. Desde el sábado 17 de agosto, los documentos judiciales fueron publicados, sin embargo no muestran si un gran jurado ya acusó a Winans por cargos de lesiones a un niño, un delito grave de tercer grado.

Si se encuentra culpable, Winans podría enfrentar hasta 10 años de prisión y una nueva multa de hasta $ 10,000.


En fotos: La vivienda donde una madre tenía a sus tres niños en condiciones deplorables.

Loading
Cargando galería


RELACIONADOS:ArrestosAtaquesNiñosAbuso InfantilAbusos

Más contenido de tu interés