null: nullpx
Beisbol

La lucha contra el racismo de Hank Aaron, la leyenda de los Atlanta Braves que falleció hoy

Conforme se acercaba al récord de cuadrangulares de Babe Ruth, Hank Aaron luchó contra el racismo de aficionados que le enviaban cartas de odio.
22 Ene 2021 – 01:25 PM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

Una de las imágenes más icónicas del deporte estadounidense es la del batazo y posterior recorrido de las bases de Hank Aaron el 8 de abril de 1974, cuando conectó su cuadrangular 715 en las Grandes Ligas y fijó el récord que por 39 años le perteneció a Babe Ruth, pero para llegar a eso no solo tuvo que vencer a lanzadores rivales, sino también al rampante racismo de la época en la que jugó.

A lo largo de los 23 años de carrera de Aaron, Estados Unidos pasó por un proceso de lucha contra la segregación racial que pareció recrudecerse en años recientes.

Conforme se acercaba a la marca de los 714 homeruns de Babe Ruth, Hank Aaron fue el objetivo de correo de odio, mucho de él bajo el argumento de que él era de raza negra y Ruth era blanco.

"Si yo fuera blanco, todo Estados Unidos estaría orgulloso de mí", dijo Aaron casi un año antes de que pasara a Ruth. "Pero yo soy negro".

Aaron fue constantemente seguido por guardaespaldas y obligado a distanciarse de sus compañeros de equipo. Guardó todas esas cartas de odio, un amargo recordatorio del abuso que soportó y nunca olvidó.

"Es muy ofensivo", dijo una vez. “Me llaman ‘ nigger’ (expresión peyorativa para gente afroamericana) y cualquier otra mala palabra que se les ocurra. No puedes ignorarlos. Ellos están aquí. Pero así son las cosas para los negros en Estados Unidos. Es algo con lo que luchas toda tu vida".

Un asunto relevante si consideramos que en Atlanta hoy en día el 51 por ciento de la población es afroamericana.

Además de que Georgia fue clave en estas elecciones, pues la victoria de Joe Biden en la contienda presidencial y de Jon Ossoff y Raphael Warnock le dieron el control de la Casa Blanca y del Senado al Partido Demócrata tras el gobierno de Donald Trump, impulsados especialmente por el voto de la población afroamericana.

Hank Aaron, el activista

De sus 23 temporadas en las Grandes Ligas, Hank Aaron jugó 21 con los Braves, primero en Milwaukee y después en Atlanta, con la mudanza de la franquicia en 1966. Fue precisamente en el ya desaparecido Estadio del Condado de Fulton donde conectó su cuadrangular 715 que lo impulsó de manera definitiva a la inmortalidad.

Hank Aaron se mostró activo durante la campaña de Barack Obama que lo llevó a ser presidente en 2008. El expresidente Bill Clinton le dio crédito a Aaron por haber ayudado a forjar un camino de tolerancia racial que hizo posible que eso ocurriera.

La última aparición pública de Hank Aaron fue apenas hace dos semanas y media cuando se puso la vacuna contra la covid-19 con la esperanza de, según sus palabras, mandar un mensaje a los afroamericanos de que las dosis son seguras.

Con información de AP.

También te puede interesar

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte
RELACIONADOS:BeisbolMLBAtlanta BravesRacismoAtlanta

Más contenido de tu interés