null: nullpx
Logo image
ViX

El Nimiokoala: un marsupial extinto

Publicado 10 Sep 2012 – 02:00 AM EDT | Actualizado 2 Abr 2018 – 09:15 AM EDT
Reacciona
Comparte

La fauna australiana cuenta con una larga lista de marsupiales que se han ido extinguiendo a lo largo del tiempo. Entre ellos se encuentra el nimiokoala, un pequeño tipo de koala que vivió durante el Mioceno al norte del continente.

Sus registros se basan en los restos de cráneo que fueron hallados y que para gran sorpresa de la comunidad científica se encontraban bien conservados. Conozcamos un poco en sobre el ancestro de nuestros simpáticos koalas actuales.

¿Cómo eran los nimiokoalas?

Al igual que sus descendientes, los koalas actuales, los nimiokoalas eran animales arborícolas, robustos, con patas cortas y brazos largos que les permitían trepar por los árboles y mantenerse viviendo en ellos. Poseían complejos molares en forma de tijeras dentadas con los que podían cortar fácilmente la vegetación frondosa de la zona. También eran tan perezosos como los de hoy día. Sin embargo, eran más pequeños (25-30 cm) y con un hocico mucho más aguzado.

Hábitat del nimiokoala

Al parecer vivieron hace millones de años atrás en la región llamada Riversleigh, que en esa época estaba cubierta por densos bosques, aunque también había zonas más claras y arroyos de agua dulce. Igual que en la actualidad, estos marsupiales vivían trepados en los árboles, lugar donde desarrollaban su ciclo de vida completo.  

¿De qué se alimentaban los nimiokoalas?

Se cree que los nimiokoalas debieron alimentarse de las hojas de los árboles que habitaban; sin embargo, no se sabe a ciencia cierta si estaban especializados en las hojas de eucalipto como lo hacen sus descendientes. Es probable que su dieta consistiera en una variedad de hojas, pues rica era la flora en el Mioceno. Los eucaliptos entonces no eran el árbol predominante, quizás luego, cuando se hizo extensivo su hábitat en el continente, se produjo una adaptación en las especies de koalas posteriores que los hizo cambiar su costumbre alimenticia.

Hábitos reproductivos de un nimiokoala

Dado que era una marsupial, este mamífero debió tener una bolsa para llevar a sus crías, cuya abertura los expertos suponen hacia atrás, tal como ocurre con los koalas y los wombats. Los hijos continuarían con su madre en la marsupia hasta el destete. Por otra parte, hay evidencias craneales de que tenían la capacidad de producir fuertes bramidos ―aunque menos potentes― para atraer a sus parejas y avisarle a sus compañeros de la cercanía de depredadores.

Del nimiokoala al koala

Del nimiokoala al koala se produjeron cambios en la anatomía craneal, en particular en la facial, para enfrentar las exigencias del cambio de dieta, pero manteniendo la sofisticación auditiva. Los científicos consideran que la configuración moderna es, por tanto, un resultado de reajustar sus habilidades masticatorias sin comprometer en lo absoluto su complejo sistema auditivo.

Aunque el nimiokoala sea un marsupial ya extinto, su conocimiento nos muestra una vez más cómo se produce ese maravilloso proceso que es la evolución natural, de modo que las distintas especies ganan habilidades para adaptarse a las nuevas exigencias de su entorno. Visto desde ese punto de vista, podemos considerar que todos llevamos algo de nuestros predecesores y transmitimos algo a los descendientes, y ese pensamiento en sí mismo resulta optimista.

Reacciona
Comparte