null: nullpx
DC Comics

Esta película de Netflix está inspirada en el fracaso de Superman Lives

Publicado 28 Ene 2019 – 12:32 PM EST | Actualizado 28 Ene 2019 – 12:32 PM EST
Reacciona
Comparte

Velvet Buzzsaw es una de las películas de Netflix más destacadas de este año.

Detrás de ella está el mismo equipo de la aclamada Nightcrawler (2014): Jake Gyllenhaal y Rene Russo protagonizan, Dan Gilroy la escribió y la dirige.

Situada en el mundo del arte contemporáneo, la película incluye al elegante y sofisticado crítico de arte Morf Vandewalt (Gyllenhaal) y a la prominente dueña de una galería, Rhodora Haze (Russo). También está Toni Collette, curadora de un museo que se convierte en consultora artística de un adinerado cliente.

Pero la película tiene un giro de carácter fantástico y terrorífico: cuando se descubren unas pinturas de un artista desconocido, una misteriosa fuerza sobrenatural buscará venganza ante aquellos que permitieron que su propia avaricia se interponga en el camino del verdadero arte.

El dinero que corrompe el arte (y a las películas de Superman)

En resumen, la historia es «sobre la complicada relación que existe entre el arte y el comercio en nuestro mundo contemporáneo», de acuerdo a su guionista y director Dan Gilroy.

Al mismo tiempo, Gilroy reveló que la idea general de la película proviene «de un lugar muy, muy personal».

¿Cuál es ese lugar personal?

Dan Gilroy fue convocado por Warner Bros. a fines de los 90 para el proyecto Superman Lives, esa película dirigida por Tim Burton y protagonizada por Nicolas Cage, ya legendaria pese a que nunca llegó a filmarse.

La producción de esa película estuvo, obviamente, cargada de problemas, contratiempos y desacuerdos. El estudio había gastado más de 30 millones incluso antes de filmar ni un solo minuto de película. Estaban atrasados y en una carrera contrarreloj para cumplir con el calendario.

Así que la idea fue traer a un nuevo guionista que reescribiera la historia de modo hacerla menos costosa. Y ese fue Dan Gilroy.

Gilroy trabajó en diferentes versiones del guion para reducir el presupuesto de producción.

«Durante un año y medio, las 24 horas al día, estábamos completamente dedicados a hacer Superman Lives» le dijo ahora a EW.

A dos semanas de comenzar el rodaje, Warner Bros. canceló definitivamente el proyecto, porque el presupuesto le seguía pareciendo excesivo.

«Acabo de malgastar un año y medio de mi vida» pensó Gilroy después, en la playa de Santa Monica, California. «Nada de lo que escribí será visto nunca. Recuerdo mirar la playa y pensar “bien podría escribir palabras en la arena y dejar que las olas se las lleven”».

John Malkovich aparece en Velvet Buzzsaw. Interpreta a un artista que lucha por elevar su arte al tiempo que deja atrás el alcoholismo.

En una escena de la película, Malkovich realiza una «obra» en la arena de la playa, y las olas rápidamente la borra. Una referencia directa a aquel momento de crisis del guionista.

Pero el mensaje de la película es otro. Estos contratiempos artísticos originados en la cuestión económica, no deberían ser lo más importante.

«De repente me di cuenta» dice Gilroy: «No importa que no se haya hecho Superman Lives. Estoy creando algo tanto para otras personas como para mí mismo. Me prometí, después de esa experiencia, que uno de los principios guía que iba a seguir es que no importa la cantidad de gente a la que se llega o el grado de éxito comercial. El arte lo creo para mí mismo. Necesito crear algo que sea importante para mí y que contenga una suerte de visión del mundo que pueda tener su eco también en otras personas».

En Velvet Buzzsaw, lo que Gilroy nos quiere decir, es que «el arte es más que un producto que se vende... no debemos olvidarlo».

Velvet Buzzsaw llegará el 1 de febrero a Netflix, la millonaria corporación que hizo posible su existencia.

Sigue leyendo:

Reacciona
Comparte