publicidad

Dos reos se fugan de prisión de máxima seguridad de Nueva York

Dos reos se fugan de prisión de máxima seguridad de Nueva York

La policía busca a dos condenados por asesinato que se escaparon de la mayor prisión de máxima seguridad del estado.

El increíble escape de dos convictos de una cárcel de máxima seguridad en Nueva York Univision

La policía estadounidense buscaba el domingo a dos condenados por asesinato que se escaparon de la mayor prisión de máxima seguridad del estado de Nueva York tras perforar las paredes de sus celdas con herramientas eléctricas.

Richard Matt, de 48 años, y David Sweat, de 34, se fugaron de la cárcel Clinton Correctional Facility para hombres en Dannemora durante la noche del viernes y su ausencia fue detectada cuando se pasó revista por la mañana, dijo la policía.

"Se trata de dos individuos peligrosos, uno fue encarcelado por haber matado a un sheriff", dijo el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, desde el centro penitenciario.

Más de 200 policías apoyados por unidades especializadas y helicópteros buscaban el domingo a los dos prófugos.

Al parecer, los reos dejaron una nota que rezaba "Que pasen un buen día".

Los dos asesinos convictos usaron herramientas eléctricas para cortar acero y salir por una cañería de vapor.

Cientos de agentes de policía locales, estatales y federales buscan a los dos prófugos, uno encarcelado por la muerte de un policía y otro por descuartizar a su jefe.

Cuomo dijo que Matt y Sweat realizaron "una operación verdaderamente difícil, compleja" que finalizó en una boca de tormenta a varias cuadras de la prisión, y que alguien necesariamente tuvo que haber oído.

publicidad

"Los escucharon, tuvieron que escucharlos", dijo Cuomo a la televisora ABC el domingo.

Los hombres colocaron ropa bajo sus cobijas en la Institución Penitenciaria Clinton para aparentar que dormían.

Sweat, de 34 años, purga una condena a perpetua sin posibilidad de salir en libertad condicional por el asesinato con agravantes de un agente de policía del condado de Broome, Nueva York, el 4 de julio de 2002. Matt, de 48, cumple de 25 años a perpetua por secuestrar, asesinar y descuartizar a su ex jefe en 1997.

Se instalaron retenes en toda la zona, a unos 32 kilómetros (20 millas) de la frontera con Canadá, y se rastreaba a los prófugos con sabuesos y helicópteros.

Cuomo dijo que los dos eran sumamente peligrosos y pidió al público que avisara a la policía si los veían.

Las autoridades dijeron que era la primera fuga que se registraba en el sector de máxima seguridad de la cárcel, construida en 1985.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad