publicidad
Esta pistola fue usada en la masacre de Sandy Hook, donde 20 niños murieron en un ataque.

Al menos 19 niños mueren o resultan heridos cada día por armas de fuego: una crisis de salud pública en EEUU

Al menos 19 niños mueren o resultan heridos cada día por armas de fuego: una crisis de salud pública en EEUU

Un estudio de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos reveló que más de 1,300 niños mueren cada año, lo que lo convierte en la tercera causa de fallecimiento de menores en el país.

Esta pistola fue usada en la masacre de Sandy Hook, donde 20 niños murie...
Esta pistola fue usada en la masacre de Sandy Hook, donde 20 niños murieron en un ataque.

La cifra es desconcertante: al menos 19 niños mueren o resultan heridos cada día en Estados Unidos por usar armas de fuego. En promedio, unos 1,300 pierden la vida al año por esta causa, mientras otros 5,790 sobreviven a las heridas de bala, según un estudio de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) publicado este lunes en Pediatrics.

Los datos de la investigación, realizada con información de tres bases de datos nacionales, confirman que la muerte por armas de fuego es la tercera causa de fallecimientos de menores en el país, por lo que la organización busca declararla como una "crisis de salud pública".

publicidad

"Es hasta ahora el estudio más completo de este tipo que se realiza en Estados Unidos y creo que puede considerarse un llamado de alerta, porque evidencia un problema de salud pública que conduce al fallecimiento prematuro y la discapacidad de miles de niños", aseguró a Univision Noticias Katherine Fowler, autora principal del estudio.

Según Fowler, más de la mitad (53%) de los fallecimientos por esta causa fueron homicidios perpetrados por otros niños, un tercio (38%) fueron suicidios y el 6% fueron muertes involuntarias por disparos.

"Comprender la naturaleza de estos hechos y su impacto en la sociedad puede ser el primer paso hacia la prevención. Una función importante de la salud pública es prevenir daños o disminuir su impacto cuando ocurren. Estas son evitables", aseguró.

La investigadora de la Universidad del Northwestern de Illinois Dominique Nong, que lidera una investigación sobre el uso de armas por adolescentes en Chicago, opinó que los resultados del CDC solo hacen pública una realidad que han denunciado investigadores y organizaciones de derechos humanos desde hace años: la prevalencia del uso de armas por menores en Estados Unidos.

"Una alerta sobre la proliferación de armas"

Para el doctor Mark Rosenberg, que inició hace más de 20 años las investigaciones sobre violencia con armas en los CDC, la investigación debe ser vista como una alerta sobre la proliferación de armas en Estados Unidos.

publicidad

“Creo que las cifras demuestran que la situación está fuera de control y que necesitamos hacer algo urgentemente. Es un problema mayor y debe ser analizado en profundidad. A través de los años el Congreso se opuso a este tipo de investigaciones, pero el hecho de que hayan permitido esta demuestra que la preocupación es general”, dijo a Univision Noticias.

Según Rosenberg, una de las cifras más preocupantes está vinculada al uso de armas para el suicidio de adolescentes. "Es algo que venimos alertando desde hace 10 años y ahora nos encontramos con que la cifra se ha multiplicado escandalosamente".

En este sentido, la investigación resaltó que la cifra de suicidios representa un aumento de casi 60% en comparación a 2007. En alrededor de un tercio de esos casos, el niño sufría depresión y cerca de un cuarto del total tenía un problema de salud mental diagnosticado clínicamente o confesaron su intención de suicidarse.

Entre los lugares con más incidencia del uso de armas por menores se encuentran el Distrito de Columbia y Luisiana seguidos por Delaware, Hawaii, Maine y New Hampshire.

Según otra investigación del Journal of the American Medical Association, unas 30,000 personas mueren cada año en Estados Unidos por causas relacionadas con armas de fuego, un número mayor que las víctimas mortales por VIH, Parkinson, desnutrición, hipertensión, infecciones intestinal, anemia, hepatitis, incendios o causas vinculadas al terrorismo.

publicidad

Datos del Centro de Ley para la Prevención de la Violencia Armada indican que cerca de 31% de los hogares estadounidenses tenían en 2012 al menos un hijo y una pistola en el hogar.

"Creo que la discusión no debe estar solo en si se permiten las armas o no, sino en la responsabilida de los que tienen armas. No se deben dejar usar armas a las personas que no deban tenerla por motivos justificados", sostuvo Rosenberg.

De acuerdo con Fowler, existen múltiples estrategias que abordan eficazmente los riesgos subyacentes de la violencia interpersonal, la conducta suicida y las lesiones involuntarias de armas de fuego que afectan a los niños.

"Las lesiones por arma de fuego son prevenibles. Existen múltiples estrategias que abordan eficazmente los riesgos subyacentes de la violencia interpersonal, la conducta suicida y las lesiones involuntarias con armas de fuego que afectan a los niños. Prevenir tales lesiones y asegurar que todos los niños tengan relaciones y ambientes seguros, estables y que se nutren es una de las prioridades más importantes", afirmó.

Estas son las principales causas de muerte en el mundo (FOTOS)
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad