publicidad
Conductor de Uber

Sexismo y discriminación en Uber contado por una ex empleada

Sexismo y discriminación en Uber contado por una ex empleada

Una ingeniero ex empleada de Uber compartió una historia en la que acusa a la empresa de ignorar múltiples informes de acoso sexual. El CEO de la empresa de transporte ordenó una investigación

Conductor de Uber
Conductor de Uber

El domingo, Susan. J Fowler publicó su historia -que ella describe como "extraña, fascinante y ligeramente aterradora" - explicando por qué decidió dejar a Uber después de un año. Fowler, quien fue contratada como ingeniera, afirma que comenzó a experimentar problemas en el trabajo, cuando su gerente comenzó a enviarle mensajes inapropiados sobre su vida sexual.

En mi primer día oficial, mi nuevo gerente me envió una serie de mensajes en el chat de la empresa. Estaba en unarelación abierta, dijo, y a su novia le estaba siendo fácil encontrar nuevas parejas pero a él no. Estaba tratando de no meterse en problemas en el trabajo, dijo, pero no podía evitarlo, porque estaba buscando mujeres con las que tener relaciones sexuales. Estaba claro que estaba tratando de hacerme tener relaciones sexuales con él, y estaba tan claramente fuera de línea que tomé capturas de pantalla de estos mensajes de chat y informé a HR.

Pero HR no manejó la situación como Fowler esperaba. Dijo que HR estuvo de acuerdo en que los mensajes calificaban como acoso sexual. Sin embargo, no pensaron que era necesario darle al gerente nada más que una advertencia. Alegaron que no se sentían cómodos castigando al gerente porque era su primera ofensa y "él tenia alto desempeño."

Le informaron a Fowler que podía trasladarse a otro equipo para evitar el gerente, o podría seguir trabajando bajo su liderazgo. Ella admite que quería quedarse con su equipo original porque tenía experiencia en ese proyecto. Pero HR le advirtió que el gerente probablemente le daría una mala nota en su evaluación de desempeño, y no había nada que hacer a ese respecto.

Un representante de HR incluso me dijo directamente que no sería represalia si recibía una crítica negativa más tarde porque me habían "dado una opción". Traté de escalar la situación, pero no llegué a ninguna parte, ya sea con HR o con mi propia cadena de gestión (que continuó insistiendo en que habían tenido una charla severa y no querían arruinar su carrera sobre su "primera ofensa")


Fowler descubrió más tarde que el argumento de la "primera ofensa" no era cierto. Después de conocer a más ingenieras, comenzó a escuchar historias similares. Algunos reportes involucraron el mismo gerente que ella había reportado anteriormente.

Yo y algunas de las mujeres que lo habían denunciado en el pasado decidimos programar reuniones con el HR para insistir en que se hiciera algo. En mi reunión, el representante con el que hablé me dijo que nunca había sido informado antes, que sólo había cometido una sola ofensa (en sus charlas conmigo), y que ninguna de las otras mujeres con las se reunieron tenía algo malo que decir sobre él, por lo que no había ninguna otra acción podría o se tomaría. Era una mentira tan flagrante que no había nada que yo pudiera hacer. No había nada que pudiéramos hacer. Todos nos dimos por vencidos con Uber HR y nuestros gerentes después de eso.


Fowler dijo que el gerente eventualmente dejó la compañía, pero sus problemas no terminaron allí. También describe una cultura hostil en Uber, en la cual los gerentes anunciaban descaradamente sus intenciones de sabotearse, entre ellos. Esto, por supuesto, resultó en miedo generalizado y paranoia.

Los ingenieros comenzaron a trasladarse a las organizaciones de ingeniería menos caóticas. Una vez que terminé mis proyectos y vi que las cosas no iban a cambiar, también pedí una transferencia. Tenía todas las calificaciones profesionales para la transferencia...así que no vi cómo nada podía salir mal. Y entonces mi transferencia fue bloqueada.


Fowler afirma que su solicitud fue denegada porque los superiores dijeron que ella "tenía problemas de desempeño". Pero ella señaló que todas sus evaluaciones tenían puntuaciones perfectas y ella nunca recibió una queja. Los gerentes más tarde le dijeron que "los problemas de rendimiento no siempre son algo que tiene que ver con el trabajo, pero a veces puede tratarse de cosas fuera del trabajo o de su vida personal". Así que esperó la próxima evaluación, que fue también positiva, como de costumbre. Cuando ella intentó pedir transferencia de nuevo, su evaluación fue cambiada y ya no era más elegible para el traslado.

Cuando le pregunté a la gerencia por qué mi evaluación había cambiado después del hecho (y por qué no me dejaron saber que lo habían cambiado?). Me dijeron que no mostraba ninguna señales de una trayectoria ascendente de carrera. Le señalé que estaba publicando un libro con O'Reilly, participando conferencias de tecnología importantes, y haciendo todas las cosas que se supone que debes hacer para tener una "trayectoria profesional ascendente", pero dijeron que no importaba y que yo necesitaba probarme a mí mismo como un ingeniero. Estaba atascada donde estaba.


Fowler más tarde solicitó que su evaluación se cambiara de nuevo, pero se le dijo que no era necesario porque no tendría ningún impacto real en su vida. Pero lo tuvo. Uber estaba patrocinando sus estudios de posgrado en Stanford con la condición de que mantuviera revisiones de desempeño positivas y puntajes. Debido al cambio, ya no era elegible para el programa de patrocinio.

Entonces, ¿por qué no aceptaban su solicitud y no le permitían trasladarse? Bueno, Fowler dijo que mantenerla en el equipo hacía que su gerente luciera bien.

Lo oí alardeando ... que a pesar de que el resto de los equipos estaban perdiendo a sus ingenieras, él todavía tenía mujeres en su equipo. Cuando me uní a Uber, había más 25% de mujeres. En el momento en que me estaba tratando de transferir, este número había caído a menos del 6%. Las mujeres estaban pidiendo trasnferencia o preparandose para renunciar. Había dos razones principales: el caos organizacional, y el sexismo dentro de la organización. Cuando en una reunión pregunté qué se estaba haciendo sobre la disminución del número de mujeres, la respuesta fue, en pocas palabras, que las mujeres en Uber necesitaban esforzarse más y ser mejores ingenieros.

Fowler también señala otros casos en los que ella y otras mujeres experimentaron sexismo. Cada uno de esos casos se informó, pero finalmente fueron ignorados por HR.

El CEO de Uber, Travis Kalanick, ordenó una investigación sobre las prácticas de su empresa. "Acabo de leer el blog de Susan Fowler", escribió Kalanick en una respuesta. "Lo que ella describe es aborrecible y en contra de todo lo que Uber defiende y cree".

Uber, sin embargo, ha estado bajo fuego por algunas de sus prácticas corporativas.

Según Quartz, la empresa ha utilizado a su personal de servicio al cliente para transmitir mensajes antisindicales en el pasado. Y a principios de este año, pagó a la Comisión Federal de Comercio 20 millones de dólares por las acusaciones que mintió sobre las tasas de pago a los trabajadores. En varias ocasiones, la empresa también ha sido acusado de mal manejo de las denuncias de agresión sexual por parte de los clientes.

publicidad

Vea también: Estas fotos muestran con crudeza la indignación por el abuso sexual en universidades - Univision

Estas fotos muestran con crudeza la indignación por el abuso sexual en universidades
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad