publicidad

Venezolanos catapultados a la TV gracias al éxito del restaurante Santa Salsa

Venezolanos catapultados a la TV gracias al éxito del restaurante Santa Salsa

Tres venezolanos conquistan el mundo de los “perros calientes” en Nueva York con el restaurante Santa Salsa, catapultándose así al universo de la televisión.

Santa Salsa

Nueva York, NY – Tres venezolanos conquistan el mundo de los “perros calientes” en Nueva York con el restaurante Santa Salsa, catapultándose así al universo de la televisión.

Ernesto Brando, Alex Chaparro y Sergio Barrios “El Hase”, se unieron en el proyecto Santa Salsa que comenzó siendo un carrito de perros calientes en Rockaway Beach, Queens, en el 2010, y luego se extendió a Williamsburg como el primer restaurante de comida callejera venezolana en Nueva York: Santa Salsa Brooklyn Venezuelan Street Food.

Santa Salsa

Catalogado como el mejor “hotdog” de Nueva York por Village Voice en el 2014, Santa Salsa no solo ha llamado la atención de miles de neoyorquinos y turistas, sino que la popular chef Jill Donenfeld los escogió para grabar una prueba piloto de un programa de televisión.

“Justo el día en que llegué a Nueva York vi cómo probaban recetas de salsas en casa de “El Hase”, luego vi cómo dieron el gran paso como empresa de irse a Brooklyn y ahora me parece increíble el brinco a la televisión”, dijo Kaina Domínguez, residente de Queens. “Siempre he pensado que son unos artistas y está muy bien que pasen del arte culinario a lo audiovisual”.

Relacionado
Sana Salsa
El mejor "hotdog" de NY es venezolano
El "perro con todo" de Santa Salsa en Queens fue reconocido como el mejor de NY según Village Voice


Según informó Runrunes, el programa está siendo grabado entre Caracas y Nueva York, de la mano de Jill Donenfeld, conocida por sus libros de cocina y los artículos que escribe para The Huffington Post.

Santa Salsa
publicidad
publicidad
La explosión se dio en una vivienda y afectó a otras seis propiedades. Bomberos, la ciudad, y el Departamento de Gas investigan qué la causó. A pesar de que no hubo heridos, al otro lado del lugar había una guardería con varios niños en su interior.
Inmigrantes con familias en zonas afectadas por el terremoto en México viven angustia permanente debido a que no están a lado de sus seres queridos para brindarles ayuda. Expertos brindan consejos para controlar la impotencia y depresión generada por estas situaciones.
A 32 años de haber trabajado como rescatista, Enrique López Cortés comparte su historia de auxilio a las víctimas de entre los escombros y cómo esto cambió su vida. Fueron dos semanas que trabajó de día y de noche para ayudar junto a colegas de la Cruz Roja.
Se registró que una niña, identificada como Frida Sofía, se encuentra con vida. Rescatistas dan su testimonio y afirman que se escuchan lloriqueos. Creen que hay otros sobrevivientes. Llevan más de 35 horas, sin agua y sin comida, en un espacio muy reducido.
publicidad