null: nullpx

Así se comenzó a celebrar Halloween

Conoce cómo es que nació la fiesta que ahora celebramos como el Día de Brujas.
31 Oct 2019 – 08:44 AM EDT
Reacciona
Comparte
1/23
Comparte
Halloween es sin duda una de las fiestas más famosas del mundo, quizá la segunda más importante y celebrada después de Navidad. Millones de personas alrededor del planeta la celebran sin conocer sus mitos y orígenes, y es justo esa historia la que hace de esta "Noche de brujas" algo fascinante. Crédito: Shutterstock
2/23
Comparte
Algunos lo celebran con disfraces, ir a pedir dulces, fiestas "tenebrosas", mientras que otros lo ven como un tiempo de supersticiones, rituales paganos y un día para que los espíritus y demonios ronden la tierra. También hay debates en la religión como el cristianismo sobre qué válido es celebrarlo, aunque realmente no debe ser visto como una fiesta "mala". Crédito: Getty Images
3/23
Comparte
Hay varias versiones de cómo es que se originó la noche de Halloween, aunque algunas teorías se mantienen consistentes. Hay culturas diferentes que ven la celebración de manera diferente aunque hay tradiciones y prácticas que sí se parecen por todas partes del mundo. Getty Images
4/23
Comparte
Los inicios de Halloween pueden rastrearse hasta antes del siglo XVII con los druidas, una cultura celta que habitaba básicamente en Irlanda, pero también en partes del Reino Unido y el norte de Europa. La fiesta tiene sus orígenes en una celebración llamada el Samhain, que hacían cada 31 de octubre para honrar y celebrar a sus muertos. Shutterstock
5/23
Comparte
El Samhain significa "el fin del verano", celebrado el último día de octubre por los druidas. Por ello se realizaba un festival que honraba su cultura y la cosecha que obtuvieron, creando hogueras sagradas. Así, marcaban el fin del año celta y el inicio del siguiente. Sin embargo, muchas de las prácticas que también hacían ya involucraban varias supersticiones sobrenaturales. Crédito: Getty Images
6/23
Comparte
Los druidas creeían que el alma de los muertos rondaba por las noches durante esta época, así que este festival otoñal cobraba un significado tétrico al considerar que fantasmas, brujas, demonios y otras criaturas paranormales rondaban de un lado a otro, por lo que había que buscar una manera de controlarlos y aplacarlos. Crédito: Shutterstock
7/23
Comparte
Como no todos los espíritus se consideraban amigables, entonces los habitantes debían dejarles regalos, tales como comida y dulces, para que ese demonio o malevolencia no les hiciera nada malo y, sobre todo, la cosecha del año siguiente no se dañara y fuera mala. Esta costumbre evolucionó a lo que ahora conocemos como el "trick or treat", o pedir dulces durante la noche de Halloween. Getty Images
8/23
Comparte
También se decía que la noche de Halloween era el tiempo más favorable para hacer rituales, como todo aquello para darles buena suerte, salud, fortuna y amor a la gente. Pero así como pedían amor, también pedían muerte... por lo que hubo quienes invocaban fuerzas siniestras para que los ayudaran a cumplir sus propósitos. Crédito: Shutterstock
9/23
Comparte
De ahí nacerían también las primeras " brujas", que aprovechaban la fiesta druida para hacer sus "encantaciones" y pedir a fuerzas mayores que las humanas, inclusive supernaturales, para que les ayudara a cumplir sus deseos y objetivos personales, ya más allá del bienestar de la comunidad con su cosecha. Crédito: Shutterstock
10/23
Comparte
Todas estas prácticas, símbolos y costumbres ancestrales sin lugar ha dudas han influido en nuestra cultura occidental desde entonces, pero curiosamente, tardaron muchas décadas para que Halloween fuera una fiesta que se celebrara en Estados Unidos, debido a la fuerte e imponente herencia cristiana de los primeros pobladores. Getty Images
11/23
Comparte
Para mediados del siglo XIX, eran las pequeñas comunidades de inmigrantes irlandeses quienes comenzaron a celebrar el Halloween, ya que trajeron consigo esta peculiar fiesta druida junto con ellos. Poco a poco, sobre todo ya durante el siglo XX, era una costumbre que se adoptó en gran parte del país, hasta esparcirse por todo el mundo. Getty Images
12/23
Comparte
Entre los rituales druidas que se celebraban en Halloween para obtener buena fortuna y salud, se usaban frutos y nueces. En particular tenían un ritual de adivinación que incluía echar manzanas en una olla y tomarlas con la boca, una cosa que hasta la fecha se hacemos. Además, interpretaban sus sueños, veían a través de espejos o cristales y hacían pociones con las nueces, huevos y frutos. Crédito: Getty Images
13/23
Comparte
La tradición de decorar las calabazas y hacer "jack-o-lanterns" también la trajeron los irlandeses. En su celebración, en lugar de calabazas, usaban grandes rábanos, curiosamente. Las llevaban a los límites del pueblo o las quemaban afuera de su casa para evitar que los malos espíritus entraran a su hogar. Crédito: Getty Images
14/23
Comparte
Al llegar a Estados Unidos no encontraron supuestamente la variedad de nabo grande que usaban en su tierra natal, así que tuvieron que "conformarse" con las gigantescas calabazas que se daban en el este de Estados Unidos y listo, así nació una tradición que continúa hasta nuestros días, haciendo las "linternas" más tenebrosas que podamos para alejar a los demonios. Crédito: Getty Images
15/23
Comparte
Hay un viejo cuento irlandés sobre por qué es "Jack-o-lantern" y es justamente por un hombre llamado Jack, quien se encontró al diablo, que venía por él, pero lo engañó para subirse a un árbol. Una vez que estaba arriba, hizo con un cuchillo la señal de la cruz en el tronco y entonces, pudo atrapar al diablo, que quedó furioso con él y tuvo que prometerle que jamás conseguiría su alma. Crédito: Univision
16/23
Comparte
Pero cuando Jack murió tras una vida de pecado, no le permitieron la entrada al cielo. El diablo, burlándose de él, le enviaba carbones encendidos desde el infierno, a donde tampoco podía entrar, así que Jack, durante esa noche helada, la puso dentro del nabo para calentarse y, desde entonces, su alma busca un lugar donde descansar por la eternidad. Crédito: Shutterstock
17/23
Comparte
¿Cómo es que comenzaron los disfraces? Según la costumbre, para evitar que estos espíritus malévolos o traviesos le hicieran algo a los humanos, lo mejor era "esconderse" de ellos usando algún disfraz. Por ello, usaban máscaras y disfraces para ya sea asustarlos o confundirse entre ellos, para que no distinguieran que fueran seres vivos. Crédito: Getty Images
18/23
Comparte
También se usaban máscaras y disfraces para esconder tu identidad en algún ritual o festival pagano, en donde algún hechicero o bruja estuviera invocando a los altos poderes para obtener algo a cambio. Así, la personalidad y apariencia de los humanos se escondía, permitiéndoles un mejor acercamiento con el mundo de los espíritus. Crédito: Getty Images
19/23
Comparte
Otra teoría de las máscaras viene de rituales druidas en donde usaban pieles o cabezas de animales para adquirir la fuerza de una criatura en particular, por lo que se tradujo más tarde en usar una máscara o disfraz de animal para "absorber sus poderes", como un lobo, oso u otra criatura feroz. Crédito: Getty Images
20/23
Comparte
Pero también, por otro lado, la costumbre druida se fue mezclando con la influencia religiosa del tiempo, y el dogma cristiano también aportó varias cosas a la celebración. El primero de noviembre se instaló como el Día de Todos los Santos, lo cual en inglés es "All Hallows' Day", así que la noche anterior, el 31 de octubre, se le dio también el nombre de "All Hallows' Eve". Crédito: Getty Images
21/23
Comparte
Una tradición católica más que explica un poco el origen de los disfraces es que en aquel entonces, para el día de todos los santos, se hacían procesiones en los pueblos donde la gente se disfrazaba de santos, ángeles o diablos y comenzaban un desfile junto al resto de los habitantes para celebrar a sus difuntos. Crédito: Shutterstock
22/23
Comparte
Se añadió luego el 2 de noviembre como el día de los muertos que, como sabemos ahora, es una tradición celebrada mucho por la comunidad latina después de la colonización española, y así, con los tres días de fiestas se forma la celebración del "Festival de la Muerte" o en inglés, el "Allhallowtide". Crédito: Getty Images
23/23
Comparte
Así, el Halloween con todo y sus tradiciones antiguas, se ha convertido en una celebración para chicos y grandes que, más allá de intenciones paganas, solamente buscan divertirse sanamente con los "espíritus del más allá" y disfrazarse para conseguir uno que otro dulce - y alejarse de las travesuras. Crédito: Getty Images
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés