Roma se derrumba gracias al Liverpool y al ‘Faraón' Salah

Los Reds vencieron 5-2 a la Loba gracias a una contundente actuación de Mohamed Salah.

Hay accidentes que pasan una sola vez, y parece que la Roma se gastó esa oportunidad en el FC Barcelona. Pero hoy, la Loba se enfrentó a un monstruoso y apabullante Liverpool que deja prácticamente sentenciada la eliminatoria.

Muerto el ‘Emperador’, viva el ‘Faraón’. Hola al nuevo rey del fútbol internacional, el gran Mohamed Salah quien hoy guió al Liverpool a aplastar 5-2 a la Roma en las semifinales de ida de la Champions League.

El egipcio demostró por qué es actualmente el delantero más en forma de toda Europa; y sin termor a exagerar, el único jugador que hoy por hoy podría hacerle sombra a Cristiano Ronaldo y a Lionel Messi.

Salah se mandó el mejor partido de su carrera ante su exequipo; anotó dos soberbios goles y se inventó dos exquisitas asistencias para erigirse como la gran figura de la noche.

La Roma metió muy tarde las manos. Apabullada, aplastada y con las horas contadas, el cuadro italiano rescató dos goles para irse a casa con una desventaja de tres anotaciones, igual que pasó con el Barcelona.

El primero de la tarde llegó de la mano del propio Salah gracias a un zurdazo que entró de campana. Espectacular anotación, el egipcio levantó las manos al cielo y no festejó por respeto a sus excompañeros.

La segunda anotación fue otra obra maestra de Mohamed Salah al picar la pelota a la salida de Alisson Becker para cerrar el 2-0.

El 3-0 llegaría hasta el segundo tiempo por obra de Sadio Mane, que hasta ese momento había tenido una noche gris; sin embargo, con Salah todo es más sencillo. El egipcio puso una enorme asistencia para que el senegalés no fallara gracias a un disparo cruzado.

Y en el 4-0, una calca del anterior. Salah ingresó por derecha tras un enorme desmarque y tiró un pase diagonal para que Roberto Firmino anotara.

Firmino fue el encargado del 5-0 en una buena jugada individual, la única anotación en la que Mohamed Salah no marcó.

La esperanza llegó a partir de los 80 minutos. Tal y como pasó en la ida frente al Barcelona, Edin Dzeko descontó para poner en el marcador a la Roma. Un gol que da una ligera esperanza a los italianos al ser una anotación como visitante.

Finalmente, Diego Perotti puso el 2-5 con un extraordinario cobro de penal dejando el marcador definitivo.

La vuelta se dará la próxima semana en Roma. La Loba tiene una tarea durísima; deberá replicar el milagro que hizo contra el Barcelona, pero en esta ocasión, ante un equipo inglés como el Liverpool que tiene al mejor futbolista de toda la actualidad. Hoy, los ‘Reds’ caminan prácticamente solos rumbo a la final


RELACIONADOS:LiverpoolRoma