publicidad
Flake no buscará la reelección y pide al Partido Republicano reaccionar para rechazar la "nueva normalidad" de la era Trump

El duro discurso de Jeff Flake contra la "nueva normalidad" de Trump, comentado

El duro discurso de Jeff Flake contra la "nueva normalidad" de Trump, comentado

Ahora que no buscará la reelección, el senador se siente en mayor libertad para expresar su críticas al presidente. Y empezó con un inusual mensaje a sus copartidarios en el pleno del Senado.

Jeff Flake arremete contra Trump en un discurso en el que anuncia su retiro del Senado Univision

Tan sorpresivo como su anuncio de retiro, fue el discurso que decidió dar para marcar la ocasión el senador republicano por Arizona Jeff Flake.

Pocas veces se ha escuchado en el Capitolio un legislador arremeter en tan duros términos contra el presidente del país, quien, de paso, pertenece a su propio partido.

Sin nombrar a Donald Trump, Flake dejó claro que no comulga ni con las políticas ni con el comportamiento del presidente, quien se ha convertido en un revulsivo en Washington que amenaza desestabilizar los fundamentos republicanos como se conocen hasta ahora.

Pero más allá de criticar al presidente, el senador hizo un llamado a la conciencia de sus colegas republicanos para salvar la institucionalidad demócratica, que considera que está en peligro por la nueva "normalidad política" que se está estableciendo en el país.

Acá les mostramos algunos trozos del discurso comentados y en contexto:

- Una agresiva introducción

"Señor presidente, me levanto hoy para atender un asunto que ha estado mucho en mi mente, en un momento en el que parece que nuestra democracia está más definida por nuestras discordias y disfunciones que por nuestro valores o principios. Déjeme empezar destacando el, de alguna manera, obvio punto de que estos cargos no son para nosotros ejercerlos indefinidamente. No estamos aquí para simplemente cumplir tiempo. La reelección sostenida ciertamente no es el punto de ejercer un cargo. Y hay momentos en lo que debemos arriesgar nuestras carreras en función de nuestros principios. Ahora es uno de esos momentos. Desde el primer momento Flake deja claro cuál será el tono de su mensaje, no solo anunciar su retiro sino tratar de "despertar" a sus compañeros de partido para que hagan frente a las fuerzas anti establishment, o anti política en términos generales, que empiezan a imponerse en Washington

publicidad

También debe decirse que me levanto hoy con no poco pesar. Pesar por el estado de nuestra desunión, pesar por el mal estado y la destructividad de nuestra política, pesar por la rudeza de nuestra política, pesar por la indecencia de nuestro discurso, pesar por la transigencia de nuestro liderazgo, pesar por el arreglo de nuestra autoridad moral, y por nuestra -de todos nosotros- complicidad en esta alarmante y peligroso estado de cosas. Es momento de que cese nuestra complicidad y nuestra transigencia de lo inaceptable". Flake nombra características que se han asociado a la manera de hacer política de Trump: rudeza e indecencia. Pero deja claro que el problema no lo ve sólo en el mandatario, sino en la poca disposición de los miembros del Partido Republicano a hacerle frente. una alusión en la que seguramente apunta al lider del Senado Mith McConnell y el presidente de la Cámara de Representantes Paul Ryan, quienes suelen esquivar las polémicas que plantea el presidente.

- Contra la “nueva normalidad”

"Nunca debemos aceptar dócilmente la división diaria de nuestro país: los ataques personales, las amenazas contra los principios, las libertades y las instituciones, el flagrante desprecio por la verdad o la decencia, las provocaciones temerarias, con frecuencia por las razones más personales y más pequeñas, que no tienen nada que ver con la fortuna de la gente a la que todos hemos sido elegidos para servir. Ninguna de estas características espantosas de nuestra política actual debe considerarse como normal". Mientras el presidente se queja de las 'fake news' que los medios difundirían para desprestigiarlo, Flake pone la responsabilidad en la creacón de una narrativa falsa sobre Trump, un mandatario con un largo historial de declaraciones inexactas o francamente falsas, como han mostrado varios sitios de verificación de historias, entre ellos El Detector de Mentiras de Univision.

publicidad

El comportamiento imprudente, escandaloso e indigno se ha excusado y tolerado como "diciendo las cosas cómo son", cuando en realidad es imprudente, escandaloso e indigno. Y cuando tal comportamiento emana desde el vértice de nuestro gobierno, se trata de otra cosa: es peligroso para nuestra democracia. Ese comportamiento no proyecta fortaleza, porque nuestra fortaleza proviene de nuestros valores. En cambio proyecta corrupción del espíritu y debilidad.

Cuando permanecemos callados y no actuamos cuando sabemos que ese silencio e inacción es lo equivocado -debido a las consideraciones políticas, porque podemos hacernos enemigos, porque podemos alienar la base, porque podemos disparar un reto en primarias (…) Cuando sucumbimos a esas consideraciones en vez de las que deberían ser consideraciones e imperativos mayores en defensa de la institución de nuestra libertad, entonces deshonramos nuestros principios y olvidamos nuestras obligaciones. Esas cosas son más importantes que la política". En la crítica al comportamiento de sus compañeros, Flake nombra un punto que le debe resultar doloroso: la imposibilidad de superar en las primarias el reto que le planteó la ex senadora estatal de Arizona, Kelly Ward, quien ha recibido el respaldo de Trump y su ex estratega jefe Steve Bannon, este último en una cruzada contra el establishment moderado republicano.

- Teddy Roosevelt vs Trump

"He sido crítico, no porque disfrute criticando el comportamiento del presidente de EEUU. Si he sido crítico es porque creo que es mi obligación hacerlo, por deber y conciencia. La idea de que uno debe permanecer callado mientras las normas y valores que mantienen a EEUU fuerte son erosionados y mientras las alianzas y acuerdos que aseguran la estabilidad del mundo entero son amenazados rutinariamente por el nivel de pensamiento que cabe en 140 caracteres, la idea de uno no debería decir ni hacer nada frente a semejante comportamiento veleidoso es ahistórico y, creo, profundamente desubicado.

publicidad

Un presidente republicano llamado Roosevelt dijo esto sobre el presidente y la relación del ciudadano con el cargo: (…) ‘Anunciar que no debe haber críticas al presidente, o que debemos apoyar al presidente, esté equivocado o en lo correcto, no solo es antipatriótico y servil, es una traición moral al pueblo estadounidense’". Por su caracter díscolo, su origen patricio y hasta por sus posiciones populistas, Trump ha sido comparado por algunos con el primer Roosevelt, quien desbarató la manera como se relacionaban el capital y política en Washington. Pero Flake rescata la figura del mandatario para remarcar cómo el afán de cambio no debe producirse por veleidades autocráticas.

- El anuncio de renuncia

"He decidido que estaré en mejor capacidad de representar al pueblo de Arizona y servir mejor a mi país y mi conciencia liberándome de las consideraciones políticas que consumen demasiado ancho de banda y que me harían comprometer demasiados principios. Por eso, estoy anunciando hoy que mi servicio en el Senado concluirá al final de mi término a principios de enero de 2019.

Es claro que en este momento un conservador tradicional que cree en un gobierno limitado y mercados libres, que está consagrado el libre comercio y que es pro inmigración, tiene una vía cada vez más estrecha a la nominación del Partido Republicano. (…) Para ser claro, la abia y el resentimiento que la gente siente al enredo real que hemos creado es justificado. Pero rabia y resentimiento no son una filosofía de gobierno". Detrás de toda esta declaración de principios, al final Flake acepta que le será imposible superar a Ward en las primarias para el escaño que se disputará en 2018. De alguna manera es un fracaso personal del senador, elegido en 2013, quien se habia empeñado expresamente en ser una voz del conservadurismo moderado que rescatara esa parte del partido que se vio acallada tras el fenómeno Trump.

publicidad

- El peligroso encanto populista

"Hay una innegable potencia en el llamado populista, pero deformar o malinterpretar nuestros problemas y cediendo al impulso de un chivo expiatorio amenaza con convertirnos en un pueblo temeroso y retrógrado. En el caso del Partido Republicano, esas cosas además amenazan con convertirnos en un partido minoritario temeroso y retrógrado. La llamada revolución conservadora que promueve Bannon y otros cercanos al círculo de Trump rescata temas que parecían superados en la política estadounidense, como el patriotismo extremo o el aislacionismo disfrado tras la etiqueta "EEUU primero". Aunque el presidente suela navegar entre posiciones, la promesa de su campaña de "Hacer a EEUU grandioso de nuevo" es parte de esa apelación nostálgica que algunos ven como irrealizable y peligrosa para el orden interno e internacional.

Este hechizo eventualmente se romperá. Esa es mi creencia. Volveremos a ser nosotros mismos una vez más, y digo que lo antes, mejor. Porque para tener un gobierno saludable debemos tener partidos saludables y funcionales. Debemos respetarnos unos a los otros de nuevo en una atmosfera de hechos y valores compartidos cortesía y buena fe. Debemos discutir nuestras posiciones fervientemente y nunca tener miedo a comprometernos". Los deseos de Flake puede que no se verifiquen pronto en la realidad. Muchos pensaban que el "efecto Trump" no tomaría al Partido Republicano y luego que no podría llegar a la casa Blanca. Pero lo hizo, independientemente de lo que los analistas y los políticos puedan pensa de cuál es la verdadera naturaleza de una parte importante de los ciudadanos, esa que movilzó Trump con su irrupción en la política.

En fotos: Los tres mosqueteros del Senado contra Donald Trump
publicidad